CONTROL DE LA COMPETENCIA

El TCA interviene en disputa comercial

Prácticas de empresas violaron normas de libre competencia en mercado de TV, dice el fallo judicial del Tribunal de lo Contencioso Administrativo.

Mujer mirando televisores en comercio. Foto: Archivo El País
Ministerio de Economía analizó fijación de precios. Foto: Archivo El País

El 13 de setiembre de 2017, una multinacional que fabrica artefactos electrónicos concurrió al Tribunal de lo Contencioso Administrativo (TCA) solicitando la nulidad de una decisión del Ministerio de Economía (MEF) que la apercibía por violar normas en materia de libre competencia.

Dicha compañía, por presiones de un mayorista uruguayo, suspendió las ventas de sus televisores a una tienda “on line”. Esta tienda presentó una denuncia en la Comisión de Promoción y Defensa de la Competencia del Ministerio de Economía por prácticas anticompetitivas, la que falló contra la multinacional y empresas mayoristas uruguayas.

En su escrito ante el Tribunal de lo Contencioso Administrativo, la multinacional se defendió alegando que no violó disposición alguna y que no fijó precios de reventa a minoristas ni infringió la prohibición de negar injustificadamente la venta de sus productos. Y señaló que las presiones comerciales que le ejerció un mayorista uruguayo lo eximen de cualquier responsabilidad y no es un atenuante como expresó la Comisión de Promoción y Defensa de la Competencia.

Expresó que quedó probada su ausencia de culpabilidad, ya que no fue multada desde el punto de vista económico y solo recibió un apercibimiento.

En su escrito, la multinacional advierte al TCA que la propia Comisión reconoció la influencia decisiva del mayorista uruguayo y agrega que su único fin al suspender las ventas a un canal de comercialización en Internet era porque buscaba la subsistencia de su negocio en Uruguay y su red de distribuidores. “Además, no cabe aplicar una sanción (apercibimiento) a un sujeto cuyo accionar fue determinado por un tercero”, insiste el escrito de la multinacional. Y remarca: “Es claro que esta empresa obró conscientemente, ajustando su voluntad a los requerimientos” del mayorista uruguayo.

El Ministerio de Economía aplicó en 2016 elevadas multas a cinco empresas uruguayas, entre ellas se encuentra el distribuidor de productos electrónicos mayorista, por incidir en el mercado de televisores.

El fallo judicial.

El Tribunal de lo Contencioso Administrativo, por unanimidad de sus ministros, desestimó la demanda de nulidad de la multinacional contra una resolución del Ministerio de Economía.

La sentencia, fechada el 13 de agosto pasado y que es inapelable, afirma que la multinacional pretende atribuir toda la responsabilidad al mayorista uruguayo como si ella no hubiera tenido ninguna participación o incidencia en la práctica de exclusión del mercado relevante de los televisores a la tienda “on line”.

La multinacional, agrega la sentencia, suspendió las ventas de televisores al sitio web invocando razones de subsistencia de su negocio que a la postre quedó demostrado que no fueron tales.

“No puede razonablemente concluirse que el único factor que ocasionó la medida exclusoria se encuentra en las presiones ejercidas (por el mayorista), aun cuando este representara el 19,20% de las ventas” de la multinacional, dice el Tribunal.

En definitiva, agrega, no se observa ninguna acción de inevitabilidad sin culpa de la multinacional, ni tampoco la presencia de un hecho de un tercero (el mayorista uruguayo) que exculpe a la compañía demandante del daño provocado a la tienda “on line” en el mercado de televisores.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados