FUE EN RONDEAU Y URUGUAY

Hombre que apuñaló a su exesposa irá a prisión; madre de la mujer dijo que era un "vínculo terrorífico"

El hombre la interceptó y la apuñaló varias veces, provocándole lesiones en el estómago, el tórax y el brazo izquierdo. La mujer fue derivada al Hospital Maciel, donde se recuperó.

Una mujer fue apuñalada este miércoles en la esquina de Rondeau y Colonia. Foto: Leonardo Mainé
Una mujer fue apuñalada el miércoles de esta semana en la esquina de Rondeau y Uruguay. Foto: Leonardo Mainé

El miércoles de esta semana un hombre de 52 años llegó hasta las calles Rondeau y Uruguay, en el Centro de Montevideo, y esperó que su exesposa, de 47 años, saliera del local comercial en el que trabaja. En esa esquina, el hombre la interceptó y la apuñaló varias veces, provocándole lesiones en el estómago, el tórax y el brazo izquierdo. La mujer fue derivada al Hospital Maciel, donde se recuperó. 

Ahora la Fiscalía solicitó para el hombre –y la jueza del caso concedió- siete años y seis meses de prisión por dos delitos: homicidio muy especialmente agravado en grado de tentativa (femicidio) y desacato.

De acuerdo al dictamen fiscal difundido este viernes, el ahora imputado y la víctima mantuvieron una relación por “aproximadamente” 27 años. Hasta hace 15 días atrás habían convivido (la relación había terminado hacía tres años, pero él no tenía otro lugar donde vivir) y tenían dos hijos en común.

La convivencia estuvo marcada por el maltrato psicológico y físico, afirma el documento, pero la mujer “por temor nunca se animó a pedir ayuda”. La madre de la mujer calificó a la relación como un “vínculo terrorífico”.

Uno de los hijos de la pareja, citado en el dictamen fiscal, recordó el maltrato de su padre hacia su madre “desde que era muy chiquito”, y dijo que cuando él llegó a la adolescencia “pudo comenzar a defenderla, razón por la cual los golpes fueron menos intensos”.

A principios de diciembre, luego de que su exmarido la amenazara de muerte, la mujer lo denunció por primera vez por violencia de género. Además, dejó la casa que compartían y se mudó con sus hijos a lo de su madre.

La Justicia impuso al hombre la prohibición de acercamiento y todo tipo de comunicación por cualquier medio por 180 días. Él incumplió esto, y fue a buscar a su expareja a su nuevo domicilio más de una vez.

La mujer denunció a su expareja en más ocasiones: el 9 de diciembre, el 10, el 13, el 15. Dijo que el hombre se le acercaba, que la iba a buscar al comercio donde trabajaba y a la casa de su madre y que la había llamado para decirle que la iba a matar.

El miércoles de esta semana quiso llevar adelante esa amenaza. “Te voy a matar, de esta no salís”, le dijo a la mujer antes de apuñalarla varias veces a la salida de su trabajo.


Reportar error
Enviado
Error
Reportar error