JOSÉ IGNACIO

Definen esta semana sanciones por caso del "cordero volador"

Las faltas serían: arrojar un objeto desde el aire y hacer vuelos a baja altura.

Eduardo "Pacha" Cantón en 2008. Foto: Darwin Borrelli.
Eduardo "Pacha" Cantón. Foto: Darwin Borrelli.

A partir de hoy la Junta de Faltas de la Dirección Nacional de Aviación Civil e Infraestructura Aeronáutica (Dinacia) va a terminar de expedirse por el caso del cordero arrojado desde un helicóptero a la piscina del empresario argentino Federico Álvarez Castillo, dueño de la marca Etiqueta Negra. El también empresario Eduardo “Pacha” Cantón, quien vive en Carmelo, fue el que arrojó el animal faenado a la piscina de la casa de José Ignacio como una “broma”.

La Junta pasará a la fiscal del caso los datos que corroboró de la aeronave y el tipo de faltas en las cuales incurrió. Así lo informó a El País el coronel aviador Leonardo Blengini, director de Relaciones Públicas de la Fuerza Aérea Uruguaya (FAU).

Blengini dijo que la aeronave que fue utilizada para el lanzamiento del animal pertenece a “una sociedad anónima que propiedad de Cantón”, por lo que se les tipificaría dos faltas: “arrojar un objeto desde el aire y realizar vuelos en zonas pobladas a baja altura”.

El Código Aeronáutico maneja como sanciones “multas de dinero, también retención de licencias de pilotaje y hasta se puede pedir inhabilitación del vuelo de la aeronave por cierta cantidad de tiempo”, dijo Blengini.

A cargo del caso

La fiscal Ana Dean resolvió el miércoles, cuando tomó conocimiento del caso a pesar de que se encuentra en feria judicial, que se determine la aeronave, sus ocupantes y si estaban volando en condiciones, tarea que fue encomendada a la Dinacia.

La FAU indicó ese día que había iniciado una investigación para recabar todos los detalles técnicos del vuelo.

Agregó que “posteriormente, el Departamento Jurídico se expedirá en función de nuestro Código Aeronáutico”, y añadió que “la autoridad aeronáutica actuará en base al asesoramiento obtenido y cumplirá con el debido proceso”.

Además, se dio cuenta del caso al Consejo Consultivo de la Comisión Nacional Honoraria de Tenencia Responsable y Bienestar Animal (Cotryba) para conocer más detalles del animal lanzado, informó la semana pasada la fiscal Dean.

Declaración

El autor de la polémica broma, Eduardo “Pacha” Cantón, ya declaró ante la Dirección Nacional de Aviación Civil, y confirmó que fue él quien arrojó el animal. “Yo tiré el cordero. Intenté hacer una broma y salió mal”, confesó el empresario argentino, según publicó La Nación.

Cantón contó que el jueves 9 de enero arrojó en la piscina del creador de Etiqueta Negra, Federico Álvarez Castillo, un cordero criado en unos de sus campos. También, detalló que se subió a bordo de su helicóptero acompañado de un copiloto. Sin embargo, un detalle no menor fue que Cantón ratificó ante el organismo que él ya le había anticipado a Álvarez Castillo que iba a tirar el cordero, y es por ese motivo que el acto fue grabado.

“Pacha” Cantón llegó a Carmelo hace tres décadas y media. Cuando arrancaba la década de los ‘90, comenzó a trabajar en su proyecto Cantón Estate que, según su página web, “no es solo un emprendimiento inmobiliario” sino “una filosofía de vida”.

Lo primero que construyó fue su casa y el “Aeropuerto Internacional de Carmelo”, según lo llamó, que hace cuatro años pasó a ser nacional. Lo que siguió fue el Club de Campo El Faro, a donde llegó más de una decena de veces Ernesto Clarens, el financista de la familia Kirchner.

Su “broma” tuvo una gran repercusión en la vecina orilla, donde varios mediáticos y programas de farándula atentos a la temporada en Uruguay se dedicaron a hablar del tema, pronunciándose en general de forma negativa.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados