EN BARROS BLANCOS

Investigan a la familia de la menor asesinada

La Justicia y la Policía investigan la muerte de Camila Rodríguez, una menor de 14 años que fue asfixiada en un campo cercano a su casa, en la localidad de Barros Blancos, departamento de Canelones.

La adolescente estaba desaparecida desde el pasado domingo de mañana, luego de que saliera de un almacén al que había ido a comprar té. El hallazgo del cuerpo, a unos 500 metros del domicilio familiar, conmocionó a los más allegados de la chica, quienes la describieron como “tranquila” y “tímida”.

Las investigaciones giran en torno al círculo más cercano de la adolescente. La menor vivía con su padrastro y sus hermanas. Su madre se encuentra internada en un hospital psiquiátrico.

Según indicaron vecinos de la jovencita, el padrastro tenía varias denuncias por violencia doméstica. La directora del INAU, Marisa Linder, también confirmó esta versión a Telenoche.

Hoy, la magistrada del caso, María Morales, continuará con las indagatorias.

Otro caso.

La Policía de San José continúa investigando lo que han catalogado como “un caso complejo”, luego de que la semana pasada encontraran en el aljibe de una casa abandonada el cadáver de un hombre.

Fuentes vinculadas al caso informaron a El País que “el cuerpo se encontraba en un estado de descomposición avanzado, tenía por lo menos unos seis meses ahí adentro”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)