Duro pase de facturas en la interna por la ruptura de la unidad de acción

FA podría pasar al Tribunal de Conducta a los "rebeldes"

El proyecto de Presupuesto se ha transformado en un dolor de cabeza para el Frente Amplio. La discusión dejó heridas en la coalición de gobierno, y no son pocos los que advierten en el oficialismo que los tres diputados rebeldes (Darío Pérez, Sergio Mier y Victor Semproni) dañaron uno de los principios más valiosos para esa fuerza política: la unidad de acción.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
La Cámara tiene previsto terminar mañana jueves la votación del Presupuesto. Foto: A. Colmegna

Al momento son tres los artículos que no votaron estos legisladores: el pasaje de Policía Caminera a la Guardia Republicana, la reducción de las vacantes de las Fuerzas Armadas y la regulación de los juegos de azar. La posibilidad de que estos tres diputados sean enviados al Tribunal de Conducta Política y sancionados tomó fuerza en las últimas horas.

El malestar con los diputados que pasaron por alto el "mandato político" es evidente y se expresa hasta en las redes sociales. Se los acusa de lesionar la "unidad de acción", pero la mayoría se inclina por postergar la discusión de una sanción hasta que finalice la votación del Presupuesto.

El hecho de no haber votado los mencionados artículos, fue leído por el oficialismo como un "desaire" a los ministros Eduardo Bonomi (Interior) y Eleuterio Fernández Huidobro (Defensa). En Twitter, varios legisladores —entre ellos el presidente de la Cámara Alejandro Sánchez, MPP— admitió la pérdida de las mayorías parlamentarias. En tanto, el diputado José Carlos Mahía (Asamblea Uruguay) lamentó que se haya "lastimado" la unidad.

"Día triste hoy", escribió en Facebook el diputado Óscar Groba (Espacio 609). "Se rompió la unidad de acción. Dos ministros precisaban esos artículos y no pudimos", agregó.

Consultado por El País, Semproni le restó trascendencia a estas críticas. "La unidad de acción hay que reclamarla a todos los niveles ¿De qué unidad hablamos? No te dejan entrar a la dirección del Frente, no dejan entrar en las comisiones, no atienden los proyectos que presentamos. ¿Eso es unidad de acción? Estoy totalmente de acuerdo con la unidad, pero a todos los niveles. Nos piden unidad de acción, pero nos corren de todos lados y no nos abren una puerta", acusó.

Semproni dijo que si en esta oportunidad lo vuelve a convocar el Tribunal de Conducta no piensa concurrir. "Todavía no me comunicaron lo que decidieron la última vez, así que si me llaman no voy", afirmó.

Timba y Lobbies.

Ayer la Cámara de Diputados votó un artículo del Presupuesto que regula los juegos de azar por Internet. La iniciativa, que contó con el apoyo de la bancada del Frente Amplio (excepto los tres rebeldes: Pérez, Mier y Mariela Pelegrín, suplente de Semproni), y varios diputados blancos y colorados, y los tres del Partido Independiente.

El artículo 239 del proyecto establece que Loterías y Quinielas podrá organizar certámenes de pronósticos deportivos nacionales o internacionales y otros juegos de azar por Internet. Y destina el 50% del IVA recaudado por esos juegos a la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF) y a la Organización del Fútbol del Interior (OFI). Pero en aras de aplicarle mayores controles, recibirá cambios en el Senado.

El nacionalista Jorge Gandini afirmó que "el juego ilegal financia campañas" electorales en Uruguay y agregó que "pone acá (en el Parlamento) a legisladores". Además denunció haber sufrido "muros pintados, atentados y agravios", de esas organizaciones ilegales. "Tuve que pedirle a la Policía que replegara esas organizaciones por los agravios que sufrí al salir del Palacio", señaló el diputado.

"Estoy en contra de los juegos por Internet, estoy en contra de las bancas ocultas que están instaladas en donde están los pobres. Estoy esperando el proyecto de Tabaré Vázquez, pero, mientras, el juego crece. El juego financia campañas electorales, el juego pone acá a legisladores", subrayó.

Gandini insistió en que "las tentaciones rodean el Parlamento. La enorme mayoría que estamos acá no debemos sentirnos aludidos. Pero no es el momento de dar el debate".

Iván Posada, del Partido Independiente, advirtió que "las afirmaciones (de Gandini) no pueden ser soslayadas, especialmente por quienes vamos a votar a favor. El mal menor es que el juego esté en manos del Estado y sea regulado".

El frenteamplista Gonzalo Mujica dijo defender el fuero de los legisladores frente a los lobbies. "A nosotros nadie nos aprieta, nadie nos toca, se nos respeta. Porque si se meten con uno, se meten con todos".

En tanto, el frenteamplista Darío Pérez también habló de la existencia de "grupos de presión" sobre los legisladores. "Hay muchísimo dinero en juego que nos falta para muchas cosas, para el Sistema de Cuidados. Este es un poderoso lobby. (...) No voy a votar y esta noche voy a dormir tranquilo".

Los riesgos de insistir con vacantes militares.

El gobierno no ha resuelto si insistirá con la eliminación de vacantes en las Fuerzas Armadas cuando el Senado analice el Presupuesto, dijeron a El País fuentes oficiales. El riesgo para el oficialismo el grande.

En caso de aprobarse la supresión de vacantes en el Senado, la iniciativa deberá volver a Diputados donde, en una sola votación, el plenario debe aceptar o rechazar las modificaciones.

Si los diputados frenteamplistas rebeldes Darío Pérez, Sergio Mier y Víctor Semproni mantienen su rechazo a esta reducción de vacantes militares, todo el proyecto de Presupuesto podría terminar en la Asamblea General, donde se necesita un alto quórum (2/3 de componentes, 87 votos) que el Frente Amplio está lejos de conseguir.

En consecuencia, el proyecto de Presupuesto no se aprobaría y el gobierno de Tabaré Vázquez debería manejarse con el aprobado bajo el gobierno de José Mujica. Este extremo es el que quiere evitar el Frente Amplio.

LOS CUATRO PUNTOS QUE DIVIDEN AL FA.


1 - Reducción de las FF.AA.


La supresión del 50% de las vacantes de soldados provocó la primera gran diferencia en la bancada del Frente Amplio. Antes de que el proyecto comenzara a votarse, algunos sectores incluyo promovieron elevar al 70% las supresiones. Tres diputados rebeles del gobierno hicieron fracasar esta medida, para beneplácito de las FF.AA.

2 - La Caminera se queda.


En los últimos años, el ministro del Interior, Eduardo Bonomi, ha privilegiado a la Guardia Republicana sobre otras unidades policiales. Ahora en el proyecto de Presupuesto proponía anexarle la Policía Caminera. El tema levantó fuertes críticas en la oposición y otra vez los tres diputados rebeldes del FA lo hicieron caer.

3 - Educación y Cuidados.


El presupuesto para la educación pública fue tensamente negociado en el Frente Amplio, bajo una presión constante de los sindicatos de docentes. Finalmente se le agregarán $ 245 millones, que saldrán de lo que estaba destinado al Sistema Nacional de Cuidados. Esto molestó al presidente Vázquez y su entorno.

4 - Medicamentos de alto costo.


Un artículo que blinda al Estado ante los juicios de pacientes que demandan medicamentos de alto costo, corre riesgo de no salir. Otra Darío Pérez y Sergio Mier, dos de los diputados rebeldes que han llamado la atención en el debate presupuestal, dudan en votarlo. Tampoco tiene apoyo entre los partidos de oposición.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados