RÍO NEGRO

Escuela con 6 alumnos pide luz eléctrica al presidente

“No hay calefón, ni heladera, y las ceibalitas no funcionan”.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
En días lluviosos, la luz natural es nula y deben alumbrarse con faroles. Foto: D. Rojas

Una escuela rural del departamento de Río Negro está sin energía eléctrica desde principios de año. Las columnas de UTE están a solo 40 metros de distancia, pero la gestión para llevar luz eléctrica al centro no prospera.

Esta fue una de las inquietudes que el presidente Tabaré Vázquez y las autoridades de Primaria recibieron por carta el pasado domingo.

Padres de alumnos de la alejada escuela de Rincón de Ramírez, ubicada en el este del departamento, preguntaron cuándo llegaría la corriente eléctrica a sus niños.

"Esta escuela reabrió sus puertas a cuatro niños el día 6 de marzo de 2017, luego de haber estado cerrada durante un año. Al cerrarse, UTE retiró los paneles solares que daban energía al local escolar y nunca fueron devueltos", explicó el grupo de padres.

"Si bien desde la inspección departamental de Educación Primaria de Río Negro se informó que los trámites para instalar la corriente eléctrica fueron iniciados al comenzar el año, aún hoy continuamos esperando. Las columnas de UTE pasan por la portera de la escuela, y el centro cuenta con la instalación necesaria en su interior; solo falta la conexión desde una columna ubicada a tan solo 40 metros de distancia", reclamaron por carta.

Luego explicaron los problemas que deben afrontar por falta de energía.

"Nuestros niños no pueden disfrutar como los del resto de las escuelas del país, del uso de las ceibalitas; no pueden hacer uso de los televisores ni de los equipos de música con que cuenta la escuela. En los días lluviosos, la luz natural con la que cuentan para trabajar es casi nula, lo que perjudica su visión y es preocupante a largo plazo", sostienen.

Además, "la auxiliar de servicio no puede hacer uso de los electrodomésticos en la elaboración del menú que se sirve en el comedor; no puede contar con calefón en la cocina como solicitan las nutricionistas, ni con heladera para la conservación de los alimentos".

Los padres aclararon que la maestra "hace el máximo esfuerzo para cumplir con los programas haciendo uso de internet desde su propio celular".

Los padres dejaron una carta con copia para las autoridades confiando en una respuesta inmediata.

"Sin energía eléctrica, los niños están más que un paso atrás del resto de los niños del país", concluyeron.

La Escuela N° 41 está situada a unos 24 kilómetros de Pueblo Grecco.

En julio de 2012, la familia de la maestra de entonces denunció la falta de energía eléctrica y la imposibilidad de conectarse por teléfono.

"Luces para aprender"

La escuela de Rincón de Ramírez fue seleccionada en 2013, junto con otros 17 centros de varios departamentos, para la primera fase de un proyecto para llevar energía y conectividad a las escuelas rurales que carecían de electricidad. El programa, financiado por la Organización de Estados Iberoamericanos, consistía en instalar paneles solares.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)