EMERGENCIA SANITARIA

Temen mayor deserción: Codicen hablará con familias de niños que no acuden a clases online

"Hay que ir con esa familia y ver cuál es el problema: ¿conectividad? ¿falta de equipamiento?", dijo Robert Silva, presidente del Codicen.

Surgen los primeros resultados sobre el Plan Ceibal en el aprendizaje. Foto: Inés Guimaraens
Foto: archivo El País.

Robert Silva, presidente del Codicen (Consejo Directivo Central), reconoció este lunes que temen aumento de la deserción educativa en medio de la crisis sanitaria ocasionada por el coronavirus y por ese motivo se comunicarán con las familias de los estudiantes que no se conectan a la plataforma para seguir las clases online.

"Estamos preocupados", reconoció en diálogo con "Todo Pasa" (Océano) y remarcó que "por eso vamos a poner fuerte foco ahora en Turismo con los que no se están conectando".

Silva explicó que "en un primer momento, el contacto se hará vía teléfonica.

"Terminada esta semana de Turismo, el Consejo de Educación Inicial de Primaria va a poner a trabajar a 526 maestros comunitarios que comenzaron sus actividades a partir del 1 de abril para ir con foco a aquellas familias donde el niño no tiene un acercamiento con el maestro desde las virtualidad. Hay que ir con esa familia y ver cuál es el problema: ¿conectividad? ¿falta de equipamiento?", señaló.

"Para eso estamos en permanente comunicación con el Plan Ceibal, con su presidente, y estamos entregando las computadores nuevas en tercer y cuarto año de escuela, las tablets nuevas en primer año de escuela, vamos a proyectar un accionar que permita entregar las tablets nuevas en primer año de liceo y de UTU y eventualmente un plan de reposición, recambio o préstamo donde justamente el problema sea en hogares donde no hay dispositivos que permitan la conectividad", agregó.

En ese sentido, explicó: "El Codicen ha constituido un grupo de trabajo que va a estar trabajando durante esta semana de turismo para reforzar el primer accionar de mantener el vínculo entre los docentes y los estudiantes y las familias (...) Segundo, que es lo que queremos planificar un poco más, es el proceso de aprendizaje. Este no puede ser un tiempo perdido, tiene que ser en la medida de nuestras posibilidades un tiempo ganado, un tiempo de aprendizaje. Tercero, y que también nos estamos proyectando, es el día de mañana. El mundo, la sociedad, el Uruguay, pero la educación en particular, no va a hacer lo mismo".

Sobre este último punto, Silva subrayó la importancia de "potenciar el efectivo aprendizaje a través de la virtualidad".

Las clases se están desarrollando de forma remota desde hace tres semanas. La semana pasada, además, el presidente Luis Lacalle Pou anunció la suspensión de clases presenciales de manera indefinida por la emergencia sanitaria.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados