ELIZABETH IVALDI

Educación Inicial por buen camino

Es consejera del Codicen, maestra, inspectora de Educación Inicial y exhibe con orgullo las políticas más exitosas de toda la educación.

Elizabeth Ivaldi. Foto: Marcelo Bonjour
Elizabeth Ivaldi. Foto: Marcelo Bonjour

En entrevista con El País Ivaldi expone el concepto de que ya no se debe hablar de educación preescolar sino inicial, y lo fundamenta en que es la que “cimienta el proceso educativo de cada persona”. “El lugar de la familia en la crianza de sus hijos es insustituible. En caso de avanzar hacia la obligatoriedad (de la enseñanza a los tres años), desde mi punto de vista, habría que considerar la complementariedad entre familia e institución educativa”, considera la docente.

Cuando ellos estaban por nacer, la ANEP tenía algo más de 10 mil niños anotados en grupos de tres años. Ahora que a ellos les toca ingresar al jardín, la cifra supera los 14.500 preinscritos. Y si la universalización no afloja —tampoco la reproducción de los uruguayos—, las autoridades de la educación podrán decir, en 2020, que superaron la meta de 17 mil niños.

La buena nueva trae otra joyita: siete de cada diez uruguayos tiene una percepción "positiva" acerca del funcionamiento de la Educación Inicial, muy por encima de los otros niveles. Así lo reveló una encuesta que la ANEP le encargó a Equipos Consultores. Y una de las abanderadas de las políticas que, pareciera, han tenido más éxito en la enseñanza es Elizabeth Ivaldi. Es consejera del Codicen, maestra, directora y hasta inspectora de Educación Inicial. O simplemente es Chabela, como la conocen en su ambiente.

—¿En qué hace la diferencia que un niño de tres años asista al jardín?

—A partir de la creación del primer Jardín de Infantes público de Latinoamérica (1892), a impulso de la maestra Enriqueta Compte y Riqué, la educación inicial viene marcando su identidad dentro del sistema. Es cierto que cada nivel educativo prepara para el siguiente y es esperable que la concurrencia a una buena educación inicial tenga efectos positivos sobre el desempeño del niño en su trayecto escolar posterior. Pero esto no puede ser el objetivo de esta etapa, sino su consecuencia. Por eso ya no hablamos de educación "preescolar" como preparatoria para la escuela sino de educación "inicial", aquella que inicia o cimienta el proceso educativo de cada persona. Entre las señas de identidad de la educación inicial destaco las siguientes: las familias y las instituciones educativas actúan como coeducadoras; el juego es la metodología de trabajo por excelencia, las propuestas de enseñanza son integrales y globalizadoras, se realiza una detección temprana de las alteraciones sensoperceptivas o del desarrollo para intervenir a partir de coordinaciones intersectoriales.

—¿Se va camino a la obligatoriedad en tres año?

—Las políticas educativas actuales se proponen la universalización del nivel 3 años, lo que implica tener los cupos necesarios para quienes lo requieran. El debate acerca de la pertinencia de declarar obligatorios los 3 años aún no está en agenda y, a nivel mundial, hay diversas opiniones al respecto. En Brasil, por ejemplo, la ley de obligatoriedad, incluso a los 5 años, establece la obligación del Estado de contar con los cupos necesarios para quienes lo requieran, pero no la obligación de las familias de enviar a sus hijos ni la del niño de concurrir. El lugar de la familia en la crianza de sus hijos es insustituible. En caso de avanzar hacia la obligatoriedad, desde mi punto de vista, habría que considerar la complementariedad entre familia e institución educativa.

—Cuanto más chico es el alumno, más falta. ¿Cuál fue el promedio de inasistencia?

—Es cierto, existen algunas características en los niños pequeños en relación con su crecimiento, madurez y desarrollo que determinan una mayor presencia de enfermedades respiratorias, eruptivas, y otras que son propias de la edad, siendo algunas de las causales de inasistencias. Por otra parte, los niños pequeños son más dependientes del adulto para satisfacer sus necesidades básicas y trasladarse desde la casa al Jardín de Infantes, por ejemplo. El promedio de asistencia insuficiente en Educación inicial (niños que asistieron más de 70 días pero menos de 140), según datos del Codicen en nivel 3 años es de 34,3% (en 2016) mientras que en 4 años es de 29,2% y en 5 años 24, 5%.

—Un niño de nivel tres es más dependiente del adulto, ¿cómo se pondera?

—El Consejo Coordinador de Educación en Primera Infancia, creado por la ley de Educación (2008) elaboró una serie de requisitos que deben cumplir los centros que atienden y educan en primera infancia. En cuanto al ratio niño-adulto para el nivel tres años establece que es necesario contar con una persona adulta cada 15 niños y otra persona adulta presente en el Centro que apoye la tarea. Las creaciones de grupos de 3 años 2016 y 2017 se realizaron solicitando un docente y un ayudante de clase. La otra persona adulta que acompaña la tarea en el caso del CEIP refiere a otros integrantes del equipo docente que también se desempeñan en el centro educativo. Esta disposición apunta a que el equipo docente del grupo de 3 años no esté solo en el centro educativo a cargo de un grupo de 3 años. Además del docente, se debe asignar a cada nuevo grupo un ayudante de clase, lo que permite atender un número mayor de niños por grupo. Dicha asignación se realiza con personas que poseen distintos perfiles: auxiliares, becarios (estudiantes de 4° año de magisterio o 3er año de la carrera de Maestro de Primera Infancia) o egresados del Consejo de Formación en Educación como asistentes Técnicos en Primera Infancia. En este tema existen algunas dificultades para cubrir todos los cargos o demoras en asignarlos debido a los trámites y disponibilidades presupuestales que requieren las becas, por ejemplo. Hay grupos de tres años en zonas rurales alejadas de la ciudad en las que no fue posible asignar un ayudante por no contar con personas con ese perfil en la comunidad o por dificultades para el traslado diario. Para esta línea de trabajo se cuenta con financiación del Sistema Nacional de Cuidados. Podemos afirmar que, aunque no se ha cumplido con este requisito en el 100% de los casos, el cumplimiento ha sido muy alto.

"Cada niño posee un calendario madurativo propio a los tres años"

—Hay docentes para cambiar los pañales?

—"Es esperable que un niño de tres años ya no use pañales. Las teorías más recientes del desarrollo afirman que, aunque existen conductas esperables para cada edad, todo niño posee un calendario madurativo que le resulta propio. Cuando un niño de tres años todavía usa pañales o utiliza chupete o mamadera, por ejemplo, la docente debe analizar esa situación particular e intervenir como lo hace en relación con otros aprendizajes. Me refiero a intervenir con el niño y con su familia para atender y estimular esa línea de desarrollo promoviendo nuevos aprendizajes".

—¿Visualiza dificultades?

—El desarrollo sostenido del nivel inicial a lo largo de las últimas décadas se vio sometido y aún lo está, a la tensión existente entre cantidad y calidad, lo que es normal que ocurra cuando se producen estas explosiones de matrícula. Los colectivos docentes, organizados sindicalmente y en la Asamblea Técnico Docente, insistimos en que no puede haber un aumento de cantidad si no se acompaña de una mejora de la calidad y en ese sentido trabajamos. En los procesos de ampliación de cobertura es necesario contar con presupuesto genuino y suficiente para la creación de cargos, de nueva infraestructura, de adecuaciones de locales, pero también con recursos humanos suficientes en cantidad y calidad, con acceso a buenas propuestas de formación. Este nivel educativo se caracteriza por el uso de materiales específicos (para juegos simbólicos, de construcción y otros) y por la implementación de los ambientes considerando las características y necesidades de los niños. Eso, sin duda, requiere presupuesto. La elaboración de un Marco Curricular para la etapa, de una formación docente específica y del Inventario de Desarrollo Infantil son acciones que apuntan a mejorar la calidad. Reconozco que existen avances en lo que respecta a las responsabilidades que le competen a la administración, pero deseo destacar sobre todo el compromiso de los docentes del nivel inicial. Un colectivo capaz de adaptarse a innumerables cambios en cortos períodos de tiempo con postura crítica y a la vez constructiva. Los docentes del nivel inicial han contribuido y aún contribuyen con su acción cotidiana al desarrollo de una política educativa que nos distingue a nivel mundial.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)