INTERNA NACIONALISTA

Caso Bascou vuelve a la comisión de ética blanca

Ante Heber, la departamental de Soriano lo defendió de manera férrea en una larga reunión.

Agustín Bascou por Arotxa
Agustín Bascou por Arotxa

El Directorio del Partido Nacional decidió ayer, en votación dividida, pasar a la Comisión de Ética blanca el dictamen de la Junta de Ética y Transparencia Pública (Jutep) sobre el intendente de Soriano, Agustín Bascou, y no llegó a analizar una moción del sector Todos, que responde a Luis Lacalle Pou, de suspender ya al jefe comunal de sus derechos partidarios. La comisión de ética debería producir un nuevo informe escrito a la brevedad para que sea analizado en la sesión del Directorio del miércoles 27 de este mes. La Jutep consideró que Bascou violó la ley y distintas normas al permitir que vehículos de la Intendencia de Soriano cargasen combustible en estaciones de servicio de su propiedad.

La moción para que la comisión de ética analice la decisión de la Jutep fue apoyada por los directores blancos de Alianza Nacional (sector al que pertenecía Bascou), la senadora Verónica Alonso (que impulsa un grupo propio dentro del Partido Nacional), el diputado Armando Castaingdebat y el intendente de San José, José Luis Falero (estos dos últimos integran el sector Todos). El presidente del Directorio, el senador Luis Heber, quien había anunciado que había una moción que proponía la suspensión, no acompañó la idea de volver a pasar el tema a la Comisión de Ética.

El sector Todos entendía que debe procederse a la suspensión de Bascou de sus derechos partidarios hasta que se expida la Justicia sobre su situación. Si esa suspensión estuviese vigente en las próximas elecciones municipales no podría postularse a la reelección en 2020. En un primer pronunciamiento la Comisión de Ética blanca aconsejó un "apercibimiento" a Bascou que el sector Todos consideró demasiado benévolo.

Tensa reunión

La deliberación del Directorio fue precedida de una reunión de tres horas el miércoles de Heber con la Comisión Departamental nacionalista de Soriano, en el centro de Mercedes, en la que tuvo que escuchar cuestionamientos. En la reunión era abrumadora la mayoría de dirigentes identificados con Bascou y su lista 903. También había asesores y directores municipales. De hecho, al edil Marco Morosini, que responde a Lacalle Pou en lo nacional y que es crítico de Bascou, no se le permitió entrar a la reunión con el argumento de que no integra la Comisión Departamental. Morosini reconoció a El País que la situación dentro de la bancada blanca en Soriano es "tensa" y que el coordinador Ricardo Acosta (que responde a Bascou) le comunicó que no se coordinarán más acciones con él y con el edil Luciano Andriolo.

En la reunión de la departamental de Soriano se escucharon voces que pedían que también se pasara a la Comisión de Ética blanca la actuación de otros dirigentes de otros sectores blancos. Su presidente, Jorge Rodríguez Britos, dijo al portal Agesor que "la mayoría de los que estuvimos ahí nos afiliamos a que Bascou tiene que salir totalmente ileso de esta situación" porque es "honesto". "Si se pasa lo de Bascou a la Comisión de Ética tienen que pasar todos los otros casos que tienen problemas en el Partido Nacional, para que la flecha no esté para un solo lado". Y adelantó que "no aceptaríamos" que Bascou diese un paso al costado. "No puede ser que esté pasando mal hasta la familia de él, por todas estas acusaciones en las cuales no hubo dolo alguno".

El diputado Armando Castaingdebat dijo a El País que apoyó la moción de pasar el asunto a la Comisión de Ética "para llegar a una situación de consenso y destrabar sin dilatar esto más de una semana". Lo convencieron, dijo, los argumentos del diputado Pablo Abdala de que se debía preservar la "institucionalidad" y dar participación a la comisión.

Ampliarán denuncia.

A todo esto, el Frente Amplio de Soriano analizará este fin de semana la posibilidad de ampliar la denuncia contra Bascou que hizo ante la Justicia para incorporar el hecho de que el intendente no declaró oportunamente que era propietario de una estación en la ciudad de Dolores, informó el edil socialista Carlos Susaye. Y analizará la posibilidad de volver a plantear la acusación a Bascou ante el Senado. Son necesarios para ello 11 votos en la Junta Departamental. Un primer intento en este sentido ya fracasó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)