Piden reparar ruta 30

Artigas: el 21 vuelven piquetes vecinales

La reparación de Ruta 30 de Artigas fue anunciada como una prioridad por el presidente Tabaré Vázquez el 1° de marzo, pocas horas después de haber asumido la Presidencia de la República por segunda vez.

A las 18:00 de ese día, horas antes de la cadena nacional, donde se anunció esta prioridad, un centenar de vecinos de Tranqueras (Rivera) salieron a la ruta, cortando el tránsito.

Comenzaron con los accesos a la segunda ciudad del departamento, y minutos más tarde reiteraron el corte, en este caso, en el empalme con la Ruta 5.

Mientras tanto, el 21 de marzo un grupo de vecinos de Artigas repetirán el corte, según se anunció. La medida se tomará en puntos que se mantienen bajo estricta reserva por temor a que la Policía les impida manifestar pacíficamente.

El grupo de vecinos, además de la reconstrucción de la ruta, reclamarán la instalación de un CTI para el hospital y también iluminación para la pista del aeropuerto, de forma tal que pueda operar de noche,

Esta carretera nacional, que rinde tributo a Eugenio Garzón, comienza en Bella Unión y culmina (el tramo asfaltado) en Buena Unión en Ruta 5. Después de la 5, sigue hasta la 27; ese tramo es de balastro.

La Ruta 30 es la arteria que une Artigas con Montevideo, debiendo recorrer poco más de 130 kilómetros hacia el Este para llegar a Ruta 5. El tramo en peor estado es el comprendido entre Masoller y Ruta 5, dentro del departamento de Rivera, aunque en todo el trayecto falta un adecuado mantenimiento; señalización y otras medidas que garanticen la seguridad de los usuarios.

En la Bajada de Pena, curva muy peligrosa, frecuentemente vuelvan camiones, cuyos conductores, "se confían" o en su defecto, desconocen el lugar.

En el tramo que va de este a oeste desde Artigas, hay varios puntos en mal estado, el primero de ellos, frente al parque eólico. Luego, a pocos kilómetros hay varios puentes estrechos.

El punto más conflictivo es Paso Farías, sobre el arroyo Cuaró, que llega a estar varios días cortado. Cuando ello ocurre, los maestros que viven en Artigas, tienen que elegir trayectos alternativos, que alargan en 50 o más kilómetros el periplo, para colmo de males, en arterias muy mal conservadas.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)