Designación del Anglo impulsa ideas para captar visitantes

Apuesta turística al corned beef y al "weekend" inglés

Mañana presentarán latas de corned beef con información histórica que se venderán en comercios y puntos turísticos del departamento de Río Negro. Esto se hace a impulso de la nominación de Patrimonio de la Humanidad otorgada al ex frigorífico Anglo de parte de la Unesco.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Cocina: las latas de corned beef con el sello del Anglo: un producto de exportación.

"Vendrá en un embalaje acompañada de fotos y una tarjeta con información del Anglo", indicó el presidente de la Asociación Comercial e Industrial de Río Negro (Acirn) sobre el producto que se lanzará en una nueva degustación prevista en un céntrico restaurante.

Los integrantes de la Asociación Comercial fueron de los primeros en tomar acciones tras la inclusión del Anglo en la lista del patrimonio mundial, conscientes del trabajo que hay por delante, pero también de las oportunidades que generará la declaración de la Unesco.

Actualmente trabaja en la planificación de la conservación del sitio como se acordó con Unesco. Una cuadrilla de obreros municipales recupera antiguas viviendas que serán transformadas en centro de recepción al turista.

"Tenemos una relación fluida con las dos representantes que el Ministerio de Turismo designó y estamos a la espera que la Intendencia defina la Dirección de Turismo para empezar a concretar proyectos", indicó a El País Nelson Rosas, presidente de la Acirn.

"Cuando vas a Europa encontrás que el turismo se explota al máximo. Aquí con el Anglo tenemos mucho que explotar: lo que fue la revolución Industrial en el Río de la Plata, los lugares más recónditos a los que llegó el corned beef y los caldos de Fray Bentos que formaban parte de cualquier expedición, hasta en la literatura de Julio Verne", indicó Rosas.

La también conocida como "la cocina del mundo" fue fundada por alemanes y pasó a manos inglesas en 1924.

Desde hace 15 días, las visitas al Anglo comenzaron a incrementarse. Mauro Delgrosso, director del Museo de la Revolución Industrial, dijo que espera "un mayor flujo de turistas y de manera más constante".

Hoteles.

Fabrizio Vignale, gerente del Gran Hotel Fray Bentos, dijo que colocarán un rincón de memorabilia y una cartografía gigante de corned beef donde los huéspedes podrán tomarse fotografías.

Un ejecutivo del hotel propuso un paquete en la embajada británica: "La idea es hacer un weekend a la inglesa, ofreciéndoles visitar la ciudad con un tour que contemple el té de las 5 de la tarde en el Anglo, jugar golf en la cancha que diseñó Mackenzie y recibirlos con una muestra de autos clásicos y atuendos típicos de época". Frigorífico Anglo, Museo de la Revolución Industrial, turismo, Unesco, Río Negro, Fray Bentos, Patrimonio de la Humanidad

UNA LATA DARÁ LA BIENVENIDA

Una lata gigante de corned beef, producto que se fabricaba en el ex frigorífico Anglo, dará la bienvenida a los turistas en el puente San Martín, principal frontera terrestre del país. Además, la Asociación Comercial e Industrial de Río Negro está trabajando en un nuevo diseño gráfico de señales invitando a los turistas a visitar Liebigs.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados