Organización de naciones unidas

Almagro apuesta en ONU a la inclusión para prevenir conflictos

En el marco de la gira del canciller uruguayo, el gobierno de Saint Kitts y Nevisdecidió apoyar su candidatura a la secretaría general de la Organización de Estados Americanos (OEA).

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Timerman y Almagro enfrentados por otro asunto vinculado a los puertos. Foto: AFP

Ministros y otros representantes de países latinoamericanos defendieron en la ONU que la inclusión en todos los ámbitos -social, religioso y económico, entre otros- es clave para preservar la paz y evitar conflictos.

En ese mensaje coincidieron, por ejemplo, los cancilleres de Uruguay, Luis Almagro, y de Argentina, Héctor Timerman, durante un debate celebrado en el Consejo de Seguridad sobre los vínculos entre las políticas de desarrollo y la prevención de conflictos.

"Cada vez que excluimos o que no nos ocupamos de la discriminación de una persona o un grupo o una clase social empobrecemos nuestra convivencia y deterioramos nuestras sociedades. Pero fundamentalmente somos injustos", dijo Almagro en su intervención.

El ministro uruguayo aseguró que el enfoque de "desarrollo inclusivo" impulsado en Latinoamérica, que pone un especial acento en el "respeto a los derechos humanos, la inclusión y la no discriminación", ha contribuido a mantener la región "estable y libre de conflictos".

En ese sentido, Timerman recordó que los países latinoamericanos sufrieron en las últimas décadas del siglo pasado "el impacto negativo de una ideología del desarrollo" que impulsó la consigna "nada de Estado, todo mercado" y que creó inéditos índices de pobreza y desigualdad, regresividad, desempleo y exclusión".

La respuesta a esa situación, señaló, fue "recuperar y promover una visión del desarrollo sin exclusiones", trabajar para consolidar el Estado de derecho y favorecer la resolución pacífica de disputas.

"América Latina y el Caribe es una región de paz y ello no podría entenderse si no fuese por la consolidación de sistemas democráticos, respetando la pluralidad de proyectos y las diversas identidades de cada uno de nuestros pueblos", aseguró Timerman.

En nombre de Ecuador, su viceministro de Relaciones Exteriores, Leonardo Arízaga, defendió que "en el siglo XXI la paz no puede significar sólo la ausencia de guerra".

"Una paz, sin inclusión ni justicia no es una paz verdadera. La superación de la pobreza (...) es el mayor imperativo moral que tiene el planeta, ya que por primera vez en la historia de la humanidad la pobreza no es fruto de escasez de recursos o factores naturales, sino fruto de sistemas injustos y excluyentes", dijo.

La subsecretaria de Exteriores para América Latina y el Caribe de México, Vanesa Rubio, destacó los vínculos existentes entre desarrollo y paz y aseguró que el momento para celebrar este debate organizado por Chile -que este mes preside el Consejo de Seguridad- es perfecto, dado que la ONU está discutiendo ahora su nueva agenda de desarrollo.

"Para México, los nuevos parámetros del desarrollo global deben guiarse por principios como la inclusión social y económica, de manera que se asegure la igualdad de oportunidades para todas las personas, con especial énfasis las que viven en condiciones de marginación, exclusión y vulnerabilidad", dijo Rubio.

La presidenta chilena, Michelle Bachelet, presidió el debate y pidió un "enfoque multidimensional" para abordar los conflictos armados que atienda especialmente las causas que los generaron. 

OEA.

El gobierno de Saint Kitts y Nevis decidió apoyar la candidatura del canciller uruguayo, Luis Almagro, a la secretaría general de la Organización de Estados Americanos (OEA), cuya elección está prevista el próximo 18 de marzo, informó la Presidencia de Uruguay en su página web.

El ministro de Relaciones Exteriores del país caribeño, Patrice Nisbett oficializó el apoyo de su país a la candidatura de Almagro en una reciente visita de éste último al país antillano, y destacó "su compromiso" con las necesidades de los pequeños Estados insulares del Caribe para su desarrollo integral, además de "la protección y promoción de los derechos humanos".

El pasado 16 de enero el canciller uruguayo visitó Saint Kitts y Nevis y mantuvo reuniones tanto con Nisbett como con el secretario permanente del Ministerio de Relaciones Exteriores, Elvis Newton, quien destacó la "necesidad" de que la OEA tenga una mayor relevancia y presencia en la región del Caribe.

En ambos encuentros se destacó, según el comunicado publicado hoy, el interés en fortalecer la cooperación bilateral en diferentes áreas, como educación en idiomas y energías renovables, la importancia de acceder a financiamientos en condiciones favorables y adecuados a las necesidades de desarrollo de Saint Kitts y Nevis, así como el desarrollo de infraestructura.

Asimismo, los ministros Nisbett y Almagro firmaron un Acuerdo Marco de Cooperación, que permitirá estrechar la relación bilateral en diferentes proyectos conjuntos en áreas de interés común como economía, comercio, finanzas, industria, agricultura, ciencias y cultura.

Los países miembros de la OEA elegirán el próximo 18 de marzo al sucesor del chileno José Miguel Insulza al frente de la secretaría general del organismo interamericano.

Por ahora, los candidatos son Almagro y el exvicepresidente de Guatemala Eduardo Stein, tras la retirada en octubre del candidato peruano, el excanciller Diego García Sayán.

Saint Kitts y Nevis se suma así a Argentina, Brasil, Chile, Ecuador, Belice, Surinam y Bolivia, que ya mostraron su apoyo explícito a la candidatura de Almagro

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)