COFE molesta porque aumento no incluye ninguna recuperación

El ajuste para los públicos otra vez equivale solo a la inflación

El Poder Ejecutivo estableció que una vez más el ajuste salarial de los trabajadores públicos equivaldrá a la inflación y no tendrán por lo tanto una recuperación en términos reales.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El sindicato dice que el gobierno lo ha ignorado. Foto: Darwin Borrelli

El ajuste será de 8,26% en los sueldos base (porcentaje idéntico al del cierre de la inflación en 2014) y de 12,15% en los viáticos por alimentación. El decreto del Poder Ejecutivo todavía no fue difundido pero los porcentajes de variación ya circulan entre los sindicatos.

Como era de prever, la decisión cayó muy mal en la Confederación de Organizaciones de Funcionarios del Estado (COFE) que durante todo este período de gobierno ha bregado sin éxito para obtener algunos puntos de recuperación salarial, aunque no la sorprendió porque el mecanismo de ajuste está fijado en la ley de Presupuesto.

José Lorenzo López, dirigente de COFE, dijo a El País que durante el primer gobierno del presidente Tabaré Vázquez los trabajadores recuperaron el poder adquisitivo que habían perdido durante el gobierno del exmandatario Jorge Batlle pero que durante el actual período no hubo ningún tipo de recuperación. "El crecimiento constante del país debería verse reflejado en una mejora correlativa de las remuneraciones de los trabajadores", consideró López.

Sin embargo, el sindicalista reconoció que se está ante un hecho consumado. Por ello, ahora COFE se centrará en diseñar una plataforma de negociación de cara a la ley de Presupuesto y buscará una modalidad de negociación con el gobierno "más adecuada". Según López, durante el actual gobierno "la negociación colectiva a nivel público brilló por su ausencia".

Luigi Bazzano, también dirigente de Cofe, dijo a El País que durante diciembre se negoció con el gobierno la posibilidad de que se concediera una partida fija por única vez con recursos provenientes de $ 320 millones de partidas que iban a ser destinados a cubrir los costos de reestructuras en diferentes organismos que al final no se concretaron.

Bazzano contó que en diciembre el gobierno le pidió al sindicato que elevase su propuesta por escrito referida a la distribución de esos fondos. El gremio elaboró una propuesta escrita que contemplaba distintas franjas y otorgaba partidas diferenciales a distintos grupos de funcionarios y la elevó para que fuera analizada en una reunión durante este mes en el Ministerio de Trabajo. Sin embargo, esa reunión no se concretó porque no concurrieron al encuentro funcionarios del Ministerio de Economía porque estaban de vacaciones, dijo Bazzano. "Es un agravio a la seriedad de la negociación colectiva aunque estamos acostumbrados a que nos ignoren", se quejó el sindicalista.

Bazzano dijo que el redireccionamiento de esas partidas posiblemente ya no se concrete porque hay plazos legales para que ello ocurriera que ya están vencidos. Mencionó también que las mejoras en términos reales no han alcanzado a los trabajadores de gran cantidad de reparticiones estatales.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)