El contrato de construcción sería por US$ 55 millones, más equipamiento

Acuerdo reservado establece mayor costo para Antel Arena

La construcción del complejo deportivo Antel Arena tiene un costo superior al anunciado por la ministra de Industria, Carolina Cosse, según el acuerdo reservado firmado entre el organismo y la empresa constructora Teyma, informaron a El País fuentes políticas.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Trabajos en predio del exCilindro Municipal, donde Antel prevé construir el Antel Arena, el 13 de marzo de 2015. Foto: Francisco Flores

El estadio, un complejo multipropósito con capacidad para 30.000 personas que se construirá en el predio del desaparecido Cilindro Municipal, tendrá tecnología de punta, estará en medio del primer barrio tecnológico del país y albergará conferencias, conciertos y competencias deportivas, entre otras actividades.

El gobierno anunció que la construcción del Antel Arena costaría unos US$ 40 millones, pero el senador colorado Pedro Bordaberry dijo ayer a El País que maneja información según la cual el contrato entre el organismo y Teyma, que Antel mantiene en reserva, "sería por 55 millones de dólares".

Según el legislador, el contrato con ese precio "no incluye las instalaciones eléctricas, ni la climatización, ni el equipamiento, lo que lo lleva a cerca de 80 millones" el costo de la obra.

Bordaberry indicó que a eso "hay que agregar los honorarios de asesores, arquitectos, ingenieros, la demolición del Cilindro en mayo de 2014, la limpieza del terreno, y la consultoría que dará la NBA (asociación que reúne a los principales clubes de basketball de Estados Unidos), que es de 500.000 dólares".

"Al final del día la obra andará en 100 millones de dólares", remató el senador, que ha cursado al Ministerio de Industria con destino a Antel dos pedidos de informes solicitando detalles de la operación. Además inició a través de uno de sus asesores un pedido de acceso al contrato. Como no le respondieron en los plazos, presentó una demanda de acceso a la información ante el juzgado de lo Contencioso Administrativo.

"Obra excepcional".

La construcción de una obra de semejante envergadura por parte de la empresa de telecomunicaciones registra un antecedente polémico. A comienzos del gobierno del expresidente Jorge Batlle (2000-2005) fue inaugurada la Torre de las Comunicaciones, la que pasó a ser la nueva sede de Antel. Su construcción causó una gran discusión a nivel político. La obra fue defendida por el Partido Colorado, entonces en el gobierno, y cuestionada por el Frente Amplio y el Partido Nacional.

Poco después de inaugurada la Torre, en 2003, la polémica se trasladó a otro escenario y avivó los reproches en la interna colorada: el sector del expresidente Julio María Sanguinetti, cuyo representante Ricardo Lombardo presidía Antel cuando se ideó la construcción, dijo que el costo final había sido de 79 millones de dólares.

"Hay consenso en que resulta el mejor exponente arquitectónico nacional de los últimos cincuenta años. Fue una obra excepcional", afirmó una nota editorial del semanario Correo de los Viernes, por entonces el órgano oficial del Foro Batllista, el sector de Sanguinetti.

Del otro sector colorado, la lista 15 de Batlle, se informó oficialmente a través de Antel que el costo había trepado a 102 millones de dólares.

Antel estima que la construcción del polideportivo estará pronta en abril de 2016.

Parte de la polémica se produjo cuando el Tribunal de Cuentas observó la idoneidad del organismo para destinar fondos en la construcción de un estadio.

Pero, en su momento, Cosse ratificó que la obra se haría: "El Tribunal no parará" al Antel Arena, dijo la actual ministra, principal impulsora de una idea que ha desatado la polémica tanto en el anterior gobierno como en el actual.

Hace tres semanas, el ministro de Economía, Danilo Astori, sostuvo que no había que descartar que se revisara la construcción del complejo, en el marco de la política de contención del gasto público del nuevo gobierno. Pero a los pocos días se desdijo.

El expresidente José Mujica afirmó entonces que le parecía "que dado el panorama internacional de una economía que se aquieta es prudente" revisar o postergar la construcción del Antel Arena. De todas formas, desde el MPP, que responde a Mujica, se alzaron voces para defender la continuidad del proyecto asociado con Cosse, militante de este sector.

Según recordó Bordaberry, "dos días después que Astori dijo que había que revisar el proyecto del Antel Arena, de apuro Antel le firmó el contrato a Teyma por la construcción".

Hace dos semanas, el vicepresidente de Antel, Pablo Barletta, dijo a El País que la firma con Teyma fue "una mera formalidad" porque las obligaciones contractuales ya habían comenzado en enero.

El incendio, derrumbe y la implosión de un ícono.

n El Cilindro Municipal fue inaugurado en 1956 y clausurado en 2010 debido al derrumbe de su techo ocasionado por un incendio de causas desconocidas que ocasionó grandes daños en toda la estructura de hormigón armado y hierro. El coloso sobrevivió hasta el 12 de mayo de 2014, cuando en un frío y lluvioso mediodía fue echado a tierra en 28 segundos por una implosión. Además del deporte albergó conciertos de megaestrellas musicales como Bob Dylan, Van Halen, Eric Clapton y UB40.

En Antel prevén un retorno anual de lo invertido de US$ 10 millones.

La obra del complejo polideportivo Antel Arena tendrá una extensión de 40.500 metros cuadrados a construirse con frente a la avenida José Pedro Varela esquina Dámaso Antonio Larrañaga. Antel quiere que esté terminada para abril de 2016.

La expresidenta de Antel y actual ministra de Industria, Energía y Minería, Carolina

Cosse, ha dicho que el funcionamiento del escenario reportará ganancias por US$ 10 millones anuales.

Se construiría donde hace casi un año, en mayo de 2014, se derrumbara el Cilindro Municipal. Inicialmente la Intendencia planeó construir allí un polideportivo, un predio ferial y un centro de convenciones pero la idea quedó por el camino especialmente por un problema de costos.

En los momentos en que fue cuestionada la obra por parte de la oposición, y la idoneidad de Antel para una obra de ese tipo, Cosse justificó el involucramiento del organismo en el emprendimiento con el argumento de que es frecuente que las empresas de comunicaciones se asocien con estadios deportivos. La oposición y el Tribunal de Cuentas sostienen que no hay nada en la ley orgánica de Antel que la habilite a incursionar en la construcción de escenarios deportivos.

Una vez que esté listo, el Antel Arena tendrá una estructura de cinco niveles de metal y hormigón armado. Dispondrá de 1.200 plazas de estacionamiento para los asistentes a los distintos espectáculos. Se calcula que en su construcción trabajarán unas 300 personas. Como parte del proyecto se elaboraron 1.000 planos y participaron 100 técnicos durante 8 meses que cumplieron más de 50.000 horas de trabajo. Hasta el momento en el predio de la zona de Villa Española solamente se han realizado tareas de nivelado del terreno y limpieza de restos de la operación de derrumbe del año pasado.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)