Realeza

Príncipe Carlos hizo un "comentario ofensivo" sobre su esposa después de su muerte

Así lo sostiene una nueva biografía de William y Harry. Su autor asegura que hubo un conflicto sobre el funeral de Diana que enfrentó a su esposo y su hermano

La boda de Diana con el príncipe Carlos se considera una de las más lujosas. Foto: Archivo AFP
Foto: Archivo

El flamante libro Battle of Brothers, que recoge las biografías de los príncipes William y Harry, continúa revelando datos desconocidos del círculo íntimo de la familia real. Uno de los últimos episodios que vieron la luz, reproducido por la revista People, cuenta que el príncipe Carlos hizo un comentario ofensivo sobre Diana en una conversación telefónica con su hermano Charles Spencer, unos pocos días después de la muerte de la princesa en 1997.

Robert Lacey, el autor del libro, hace referencia a la serie de intercambios telefónicos entre el hermano y el marido de Lady Di en los momentos posteriores al trágico accidente automovilístico sucedido en París. De acuerdo con el biógrafo, Charles Spencer no quería que sus sobrinos, de 15 y 12 años en ese momento, caminaran detrás del ataúd de su madre tal como terminó ocurriendo.

"Spencer estaba seguro de que Diana se habría horrorizado frente a la idea de que sus hijos tuvieran que soportar semejante experiencia", escribe Lacey. También cuenta que, durante una de las llamadas de esos días con Carlos, "el hermano de la princesa le terminó colgando el teléfono a su cuñado después de que éste hiciera un comentario particularmente ofensivo sobre ella".

De acuerdo con la biografía, Carlos no tenía ninguna duda acerca de que su deber era recorrer ese camino de casi un kilómetro en el funeral de su esposa con sus hijos al lado. Sin embargo, el tío de los niños no estaba de acuerdo, ya que sentía que la corona se estaba aprovechando de la muerte de Diana para convertir el triste episodio en una ocasión para desplegar su grandeza.

Dos décadas después de la tragedia, Harry reveló lo que él y su hermano William sintieron al tener que ser parte del sombrío cortejo del funeral celebrado el 6 de septiembre de 1997. Lo hizo en una entrevista con Newsweek: "Mi madre acababa de morir y tuvimos que caminar ese largo trecho detrás de su ataúd rodeados de miles de personas mirándonos mientras millones más lo hacían por televisión. No creo que se le deba pedir a ningún niño que haga eso bajo ninguna circunstancia. Es algo que hoy no podría suceder".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados