ESPEJITO, ESPEJITO

¿Te tocás el rostro con frecuencia? Tres razones para dejar de hacerlo

El rostro tiene la piel más delicada de todo el cuerpo y su cuidado merece un trato especial. ¿Sabías que tocarlo con frecuencia puede ser perjudicial?

eme

El rostro tiene la piel más delicada del cuerpo y está siempre expuesto, ¿Sabías que tocarlo con frecuencia puede ser perjudicial?

Conoce aquí tres consecuencias de hacerlo:

– Brotes de acné
Las manos están en contacto permanente con millones de gérmenes celulares (bacterias) presentes, por ejemplo, en las llaves, el teclado o el transporte público. El dermatólogo Humberto Costa, asegura que tocarse la cara con las manos sucias ocasiona la aparición de erupciones de acné. Estos brotes no deben presionarse, ya que pueden causar una inflamación cutánea.

– Arrugas y flacidez
No apoyes el rostro sobre la mano cuando trabajás o leés. Según la dermatóloga Martina Gómez, la presión ejercida impide una correcta irrigación sanguínea, lo que genera flacidez y pequeñas líneas en la parte baja de los pómulos.

– Oscurecimiento
“Al frotar frecuentemente la piel de los ojos –la zona más sensible de la cara– provocarás que las venitas de esta área se alteren y, por ende, se oscurezcan”, agrega Gómez.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados