MARKETING DEPORTIVO

El otro título que celebra la NBA

Varios exjugadores dilapidaron millones; "Crossover into Business" es un programa de desarrollo empresarial ideado por la Harvard Business School con el respaldo de la liga de básquetbol estadounidense

Objetivo. El curso busca dar herramientas para ser más inteligentes y tomar mejores decisiones. Foto: Shutterstock.
Curso. Da herramientas para tomar mejores decisiones. Foto: Shutterstock.

El suyo es uno de los nombres propios que define por antonomasia a la NBA de los años ‘90. Allen Iverson, el extraordinario exbase de los Philadephia 76ers, acumuló asistencias, puntos, robos y apariciones en el Juego de las Estrellas durante 14 temporadas. 

Su fama —ganada a base de talento, carisma y un look callejero que se volvió un ícono entre los fanáticos— lo disparó al estrellato así como a su cuenta bancaria, que superó los ?US$ 150 millones. Pero las deudas y los gastos exorbitantes, aún para un millonario, lo condujeron a la quiebra en 2015.

El de Iverson es el caso más sintomático pero no el único de un exNBA que acaba en la bancarrota. Según un artículo de la revista Sports Illustrated, un 60% de los jugadores de la liga de básquetbol de EE.UU. enfrenta penurias económicas tras el retiro profesional. De eso puede dar fe el exalero Vin Baker, que pasó de jugar en los Milwaukee Bucks a dilapidar unos US$ 100 millones y trabajar en un Starbucks.

Este patrón frecuente entre varios exjugadores ha llevado a la reciente creación de «Crossover into Business» («Cambio de dirección hacia los negocios» en español), un programa de desarrollo empresarial ideado por la Harvard Business School (HBS) y que es respaldado por la NBA.

A lo largo de un semestre, el curso ofrece a 10 jugadores activos y retirados la posibilidad de alimentar su vocación empresarial con la ayuda de mentores de los programas de Master Business Administration (MBA) de Harvard. Cursar un MBA es un camino que han recorrido —aunque de manera infrecuente— algunos basquetbolistas retirados como Pat Garrity (Orlando Magic), Mitch Kupchak (Washington Bullets y Los Ángeles Lakers), Shareef Abdur-Rahim (Vancouver Grizzlies, Atlanta Hawks, Portland Trail Blazers y Sacramento Kings) o Shaquille O’Neal (Los Ángeles Lakers).

«Esto es acerca de darles las herramientas para ser más inteligentes y tomar mejores decisiones», dijo a la revista de Harvard Anita Elberse, la profesora responsable del MBA.

La «primera generación» del curso tiene como participantes a Al-Farouq Aminu (Portland Trail Blazers), Caron Butler (sin equipo), Pat Connaughton (Portland Trail Blazers), Chris Copeland (MoraBanc Andorra, de España), Solomon Hill (New Orleans Pelicans), Dahntay Jones (sin equipo), Wayne Selden Jr (Memphis Grizzlies), Lance Thomas (New York Knicks) y Jarrod Uthoff (Fort Wayne Mad Ants, de la liga G de desarrollo de la NBA).

Entre todos ellos, el más famoso de la clase es, sin dudas, Chris Bosh, el ala-pivot dos veces campeón de la NBA con los Miami Heat donde conformó un trío estelar junto a LeBron James y Dwayne Wade. Los días de gloria deportiva de Bosh parecen haber quedado atrás. Hoy sin equipo, su carrera deportiva quedó en el limbo luego de que en 2016 los médicos le detectaran cóagulos en los pulmones. Pese a ello y a sus 33 años, Bosh ha manifestado su intención de volver a jugar en la NBA.

«Siempre he tenido interés en los negocios», afirmó Bosh a la revista de Harvard al ser consultado sobre el curso de MBA. «Para los basquetbolistas éste es uno de los grandes temas que surgen, porque ganamos muchísimo dinero pero no necesariamente sabemos las particularidades (de administrarlo). Nuestro profesionalismo está en el básquetbol y muchos de nosotros no nos educamos lo suficiente», argumentó.

La fortuna de Bosh, que asciende a US$ 190 millones, es administrada por asesores financieros, pero el jugador ha explicado que quiere entender mejor lo que hacen sus contadores con su dinero así como delinear opciones de negocios a futuro. La industria tecnológica asoma como una de ellas. En enero, Bosh asistió a la feria CES de Las Vegas para conectarse con empresas del rubro. El tiempo dirá.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)