NEGOCIOS

Stonewall, el icónico bar LGTBI de Nueva York, pide ayuda para no cerrar

El local pasó por distintos dueños y es símbolo de movilizaciones por los derechos; ahora sus propietarios lanzaron una campaña de recolección de fondos

Stonewall Inn, bar LGTBI en Nueva York. Foto: Reuters.
Stonewall "se enfrenta a un futuro incierto y necesitamos el apoyo de la comunidad", dijeron sus dueños. Foto: Reuters.

El icónico bar LGTBI de Nueva York, Stonewall Inn, no es una excepción: el cierre de bares y restaurantes decretado por las autoridades para evitar la expansión de la pandemia del coronavirus puso entre la espada y la pared a sus dueños, quienes organizaron dos campañas para recaudar fondos con el objetivo de evitar su clausura.

«Como muchas familias y pequeños negocios en todo el mundo, Stonewall Inn está luchando. Nuestras puertas han estado cerradas durante más de tres meses para asegurar la salud y la seguridad de los clientes, los trabajadores y la comunidad», expresa un comunicado difundido en la página oficial del local.

En Stonewall, unos altercados entre los clientes y la policía en 1969 avivaron el movimiento por los derechos civiles de la comunidad homosexual, primero, y LGTBI, después.

Este año, precisamente, se celebra el 50 aniversario de la primera marcha del conocido Día del Orgullo Gay, que se realizó en Nueva York en 1970, un año después de la «rebelión de Stonewall», en la que los clientes del local se resistieron a la Policía durante una redada nocturna, desatando varias noches de protestas contra la brutalidad policial hacia esa comunidad.

Stonewall Inn, bar LGTBI en Nueva York. Foto: Reuters.
Sus actuales propietarios lo reabrieron en 2007 e impulsaron, además del aspecto comercial, el lado simbólico de Stonewall Inn. Foto: Reuters.

«Pedimos que nos ayudes a salvar Stonewall porque se enfrenta a un futuro incierto y necesitamos el apoyo de la comunidad», asegura la nota en la que sus dueños subrayan que la recuperación será larga.

En el mes de abril, el bar lanzó una campaña a través de la página Gofundme con el objetivo de recaudar US$ 60.000, de los que logró reunir US$ 23.000.

El pasado 13 de junio inició una segunda ronda en la que, de momento, alcanzó a juntar US$ 11.000 de los US$ 50.000 marcados como objetivo.

Stonewall, que ha cambiado de manos en numerosas ocasiones, abrió sus puertas en 1967 como un negocio «privado», denominación bajo la que se conocían los locales frecuentados por la comunidad homosexual.

Entre 1934 y 1964 había sido un bar restaurante con el mismo nombre, pero cerró tras un incendio que destrozó su interior. Los nuevos dueños se limitaron a pintar de negro las paredes y las ventanas antes de reabrirlo para la comunidad gay de Nueva York.

Tras distintos cierres y aperturas a lo largo de los años, sus actuales propietarios lo reabrieron en 2007 e impulsaron, además del aspecto comercial, el lado simbólico del local y el activismo de la lucha por los derechos LGTBI.

La ciudad de Nueva York ha cancelado todos los actos públicos vinculados a la celebración del orgullo LGTBI incluida la gran marcha, que estaba prevista para el próximo fin de semana.

Sin embargo, la coalición de grupos activistas Reclaim Proud ha insistido en su determinación de salir a la calle el próximo domingo a pesar de la pandemia para reivindicar públicamente los derechos de homosexuales, lesbianas, transexuales, bisexuales e intersexuales. 

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados