After Work

Santé Café & Cocina, un comfort food en Ciudad Vieja

De postear sus preparaciones en Instagram a tener su propio restaurante; la chef Irene Delpone asegura que uno de sus secretos es elaborar platos con productos frescos y de estación

Tendencia. "Lo fino y lo gourmet ya fueron, ahora el lujo es cocinar con lo que hay más fresco", aseguró la chef Irene Delponte. (foto: Gentileza Santé Café & Cocina)
Sabores. Que hacen recordar a los antepasados es la calve del menú de la chef Irene Delponte. (foto: Gentileza Santé Café & Cocina)

Irene Delponte comprobó la veracidad del dicho que reza «la comida entra por los ojos». Apenas comenzó a postear en Instagram sus platos, los comentarios sobre cada imagen derivaron en pedidos, que luego la impulsaron a instalar su restaurante. Así Sante Café & Cocina tuvo clientes fieles mucho antes de abrir sus puertas en Cerrito 521.

«Esto no es un restaurante de comidas raras, es un comedor», remarcó la chef y agregó: «El lujo no es comer platos caros, porque lo fino y lo gourmet ya fueron. El verdadero lujo pasa por aprovechar los recursos de la estación y cocinar con lo que hay más fresco. Eso hacemos en Santé».

El menú de la casa —que cumple dos años— se varía aproximadamente cada 45 días, pero la regla es adecuarlo a los ingredientes disponibles en cada estación y acompañar la oferta del mercado. «Si el plato lleva algo que no está más, no se hace más», explicó quien a la hora de elaborar la carta tiene en cuenta algunas temporadas que son muy cortas, como las de los espárragos o los membrillos.

Más allá del cuidado en la selección de ingredientes, la cocina de Santé invita a probar «comida rica», como las especialidades que trajo su creadora de la tierra de su nonno, donde aprendió a hacer un tiramisú con mascarpone que lleva directamente al cielo. La focaccia o el pesto genovés son otras de las recetas que trajo de la Italia de sus ancestros.

Los platos judíos de Europa del Este que aprendió a elaborar en Nueva York también son un punto fuerte de este reducto gastronómico de Ciudad Vieja.
«Esta propuesta es una cocina internacional con platos pensados para quienes trabajan en oficinas y tienen una hora para salir a almorzar», señaló la emprendedora, que se anima a proponer preparaciones con cerdo o cordero que echan por tierra la idea de que abundan en grasas.

La esencia de Santé es también su apuesta al Comfort food, comida que reconforta y suma un valor casi nostálgico o sentimental que hace recordar a la cocina de nuestros antepasados.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)