NEGOCIOS

La rival de TikTok Bigo Technology resolvió retirar sus servidores de Hong Kong

La empresa trasladará sus centros de datos a Singapur; la decisión se tomó en medio del cerco de EE.UU. sobre las tecnológicas chinas

Bigo
Mike Ong, Vicepresidente de relaciones institucionales de Bigo

Bigo Technology, un pequeño rival de la tecnológica china ByteDance, trasladará sus servidores de Hong Kong a Singapur para ponerlos fuera del alcance de la reciente ley de seguridad nacional de Pekín, en un intento por dejar clara su independencia de su matriz china.

Esta decisión, que sigue a la prohibición en India de las apps desarrolladas por la empresa durante el estallido de las hostilidades entre Nueva Delhi y Pekín de este año, fue tomada en momentos que EE.UU. está endureciendo las medidas de control de las empresas de propiedad china en uno de sus mercados más prometedores.

El presidente Donald Trump dijo que EE.UU. podría presionar más a las empresas de propiedad china tras haber amenazado con prohibir la popular app TikTok, propiedad de ByteDance, ante la preocupación por la seguridad de los datos personales que maneja.

Bigo, cuyas apps Likee y Bigo Live compiten con TikTok, no han sido señaladas por las autoridades de EE.UU., pero un ejecutivo dijo a Reuters que esperaba «no quedar atrapado en el fuego cruzado». «Por desgracia, a veces no podemos controlar lo que piensan otras personas», dijo Mike Ong, vicepresidente de relaciones institucionales, en una entrevista en la sede de la empresa en Singapur, donde fue fundada en 2014.

Trump anunció que prohibirá a TikTok. Foto: AFP
Trump anunció que prohibirá a TikTok. Foto: AFP

Ong dijo que la empresa funciona «con total independencia» de JOYY, una tecnológica china que cotiza en la bolsa de valores de EE.UU. y que la compró el año pasado, en una transacción que valoró Bigo en US$ 2.100 millones.

Bigo es una abreviatura de «Before I Get Old» («Antes de que envejezca», en inglés). El presidente ejecutivo de JOYY, el chino David Li, es cofundador y presidente de ambas compañías.

Ong, que trabajó con el regulador de telecomunicaciones de Singapur antes de incorporarse a Bigo el año pasado, dijo que no presta servicios en China y que tiene su propia gestión, recursos e infraestructura, incluidos los centros de datos.

Con la nueva ley de seguridad nacional china para Hong Kong, que da a Pekín el poder de exigir a las empresas que faciliten datos de sus usuarios, Bigo, al igual que otras multinacionales tecnológicas, decidieron trasladar sus servidores fuera de la ciudad semiautónoma. «Para estar seguros, hemos decidido que los reubicaremos en Singapur», dijo Ong. El mayor centro de datos de Bigo está allí, junto a otros mercados donde opera, como India, EE.UU., Europa y Oriente Medio.

No obstante, «la propiedad de una empresa no la determina el lugar donde se encuentra su sede, sino quién posee la mayoría de sus acciones», advirtió Xiaofeng Wang, analista de Forrester. Si los países prohibieran apps basándose en cuestiones políticas, las empresas tendrían pocas opciones, incluso si se trata de entidades separadas de sus matrices con marcas diferentes, añadió.

Consultado sobre si la empresa está considerando la salida a bolsa de Bigo, diversificar su propiedad o vender su negocio en EE.UU., Ong dijo que estaba sopesando varios escenarios, pero rechazó dar detalles.

Con la pandemia de coronavirus obligando a las personas a permanecer en sus casas, Bigo Live ha registrado un crecimiento de usuarios activos mensuales mayor a 30% desde inicios de año, mientras que en Likee ha sido de 50%. Europa y Norteamérica son los mercados de más rápido crecimiento.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados