Tendencias

La revolución que lidera Gillian Tans, la "Lady Travel"

La presidenta mundial de Booking.com asegura que la tecnología de reconocimiento de voz marcará los cambios en su negocio en los próximos años.

Gillian Tans. "Debemos innovar, por eso no solo se ofrecen alojamientos tradicionales sino que ofrecemos hasta alojamientos de una noche en un iglú en una antigua cárcel".
Gillian Tans. "Debemos innovar, por eso ofrecemos alojamientos no tradicionales como una noche en un iglú en una antigua cárcel".

Políglota, aventurera, de perfil bajo y despojada, el nombre de Gillian Tans no suele acaparar los titulares globales a pesar de estar al frente de una de las tres empresas de e-commerce más grande del mundo como es Booking.com, la compañía holandesa que nació en los albores de Internet y que hoy cuenta con más de 17.000 empleados en casi 200 oficinas en más de 70 países.

Graduada en la Escuela de Administración Hotelera en Middelburg, en Holanda, Tans emigró a EE.UU. donde comenzó su carrera en la compañía Hershey Entertainment and Resorts en Pennsylvania. Allí fundaría un pequeño bar dentro del parque al que llamaría Fountain Café.

Booking.com hoy cuenta con más de 17.000 empleados en casi 200 oficinas en más de 70 países.

De nuevo en su país natal trabajó en una serie hoteles independientes, también para Intercontinental Hotel Group. En el grupo hotelero internacional Golden Tulip Worldwide, escaló hasta la gerencia de productos, luego la gerencia de marketing y la dirección de ventas, hasta que decidió subirse en 2002 a una creciente startup, que en ese momento de llamaba Bookings.nl, y solo contaba con 50 empleados.

Casada, con tres hijos y con 46 años, Tans es el cerebro detrás de la firma desde abril de 2016 cuando fue nombrada presidente y directora ejecutiva deBooking.com, la firma que hoy procesa más de 1,5 millones de reservas de alojamiento por día y cerró 2017 con ingresos mayores a US$ 12.400 millones. Sin oficina y apodada «Lady Travel», visita en promedio 20 países por año.

—¿Cómo es estar al frente de la principal empresa de alojamientos del mundo?

—Es genial. Siempre me sentí honrada porque es un segmento que tiene un alto impacto en la sociedad, porque el viajar abre las perspectivas de las personas. Lo que hacemos es, en cierta forma, acercar el mundo a las personas y permitirles que conozcan nuevas culturas. Es muy gratificante trabajar todos los días de mi vida en algo así.

—¿Heredó de alguien ese espíritu emprendedor que arrancó con esa cafetería en EE.UU.?

Booking
Booking. Procesa más de 1.5 millones de reservas de alojamiento por día y cerró 2017 con ingresos mayores a US$ 12.400 millones.

—Siempre fui, por naturaleza, una persona curiosa. Empecé desde muy joven con eso de emprender nuevos desafíos. Lo primero que hice fue trabajar con mi madre en un restaurante; luego viajé a Francia y trabajé en un hotel en Alemania. Todo eso me formó, marcó mucho e hizo que creciera mi interés por la industria de los servicios como hoteles y restaurantes. Además, me permitió conocer cómo piensan las personas que están en esos rubros y esas enseñanzas las pude trasladar a Booking.

—En el mundo tech, ampliamente dominado por hombres, ¿cuál es su principal desafío siendo mujer?

—En Booking esa brecha no es algo que se vea reflejado. La prueba está en que soy la CEO. Comprendo que es algo que sucede en el mundo donde no hay demasiadas mujeres al frente de compañías de tecnología. Te cuento una anécdota. Hace poco tiempo, en una reunión con varios directivos de diferentes empresas donde se estaba debatiendo, éramos muy pocas las mujeres y yo quería comentar algo. Algunos de los hombres que estaban a mi alrededor, se dieron cuenta de la situación y frenaron a los otros para que pudiera hablar.

—Booking es un caso atípico por tener un 60% de empleadas mujeres. ¿A qué se debe la elección?

—Es algo que tiene que estar en el ADN de una empresa para que se pueda cumplir. Todavía en la industria de la tecnología, aquí en Holanda, también es baja la presencia de mujeres. Ronda el 21% nada más. Creemos que es un esfuerzo que debe hacer no solo Booking, sino el resto de las compañías y con el apoyo de los gobiernos para que se cambie la situación.

—En Booking suelen ser buenos lectores de los cambios en el mundo del consumo. ¿Para dónde cree que puede evolucionar el perfil del viajero en los próximos cinco años?

—La tecnología seguirá cambiando fuertemente en el futuro y creo que pasará a cumplir un rol más importante la «tecnología de la voz». En la actualidad, el consumidor está actuando con la tecnología a través del clic y la escritura, pero en un futuro muy cercano, la voz tendrá un impacto aún mayor. Para empresas como Booking es importante adelantarse a eso. Investigar y desarrollar tecnología de punta que vaya por ese camino. En eso estamos trabajando en la actualidad.

Gillian Tans
"La tecnología seguirá cambiando fuertemente en el futuro y creo que pasará a cumplir un rol más importante la 'tecnología de la voz'"

-¿Cómo lograron que Booking no sea considerada una agencia de viajes y sí una empresa de tecnología?

-Creo que, en gran medida, esto se debe a que Booking nació a la par de Internet. La empresa fue fundada en 1996. No se trató de una compañía analógica que luego incorporó la tecnología a su proceso de venta. Esa es una de las claves. Nunca fue una empresa de turismo offline que luego trasladó sus servicios a Internet. Además, nuestra empresa es vista como disruptiva y, por eso mismo, es que debemos innovar en las formas de ofrecer nuestros servicios antes que la competencia. Por eso, en la actualidad no solo se ofrecen alojamientos tradicionales, sino que hay más de 30 tipos de propuestas que llegan hasta pasar una noche en un iglú o en una antigua cárcel, por ejemplo.

"Existen oportunidades en tecnología para las mujeres"

Como presidenta de una megacompañía, Tans dice que uno de sus mayores desafíos es seguir impulsando la presencia femenina en el mundo corporativo. Con esa meta, desde hace un año Booking premia a emprendedoras europeas en el mundo tech con sus "Technology Playmaker Awards".
Este galardón se creó para reconocer el papel inspirador e innovador de las mujeres en el ámbito tecnológico. Este año reconocieron a mujeres líderes en tecnología de 11 países europeos. En total se tuvieron en cuenta 10 categorías y cada ganadora se llevó 5.000 euros. En tanto, se premió a la mejor del año que obtuvo 10.000 euros adicionales.
En esta primera edición fue Hadeel Ayoub, fundadora y CEO de BrightSign, quien se quedó con el máximo galardón. Esta diseñadora, programadora e investigadora en los ámbitos de Interacción entre Personas y Ordenadores (IPO) y en tecnologías de asistencia, desarrolla soluciones innovadoras para facilitar la comunicación de personas con trastornos del habla.
En paralelo Booking también comenzó a becar a mujeres de Europa y de África Subsahariana para que puedan continuar sus estudios de posgrado en tecnología en la Universidad de Oxford o en la Universidad Técnica de Delft, en Holanda. El programa fue nombrado "Women in Technology" y llegará a 20 mujeres que podrán hacer un máster de uno o dos años.
"Las mujeres aún tienen una presencia muy baja en muchas de las áreas de estudio de posgrado. Esperamos poder impulsar el cambio, aumentar la diversidad y demostrar que existen oportunidades interesantes en el sector tecnológico para mujeres con talento de la Unión Europea e incluso de más lejos", explicó Tans.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)