PUBLICIDAD

Pimod crece, suma a Vartan Chakiyian y redobla la apuesta en creatividad

En enero se mudan a nueva casa de 600 m2; el ex Punto y Shanghai será socio y director creativo.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Equipo. Los socios buscan expandir a Pimod más allá de los medios digitales. (Foto: Francisco Flores)

Casa y Socio a estrenar. Para Pimod, la agencia de publicidad digital liderada por Pablo Buela, el 2017 será un año de grandes cambios. En enero está prevista la mudanza al nuevo hogar sobre la calle Paullier, en plena zona de Parque Rodó, un espacio que con 600 metros cuadrados (m2) casi quintuplicará el área actual. Pero también será el comienzo de una nueva etapa con la incorporación del ex Punto Ogilvy y agencia Shanghai, Vartan Chakiyian, que además de pasar a ser socio y liderará el área creativa.

Para Buela, la mudanza es una necesidad ante el crecimiento constante de la agencia. «Veníamos con ingresos de tres a cuatro personas por año, somos 30 y realmente la otra casa nos quedó chica», reveló.

En tanto, con Chakiyián la apuesta es apalancar ese crecimiento, dotar a la agencia de una impronta «más creativa» y con ello, incursionar en nuevas áreas de negocios. «Hoy Pimod es social media, medios digitales, es creatividad, pero lo que se viene con Vartan es reforzar el área de creatividad y otros medios. Ya probamos hacer algo juntos y resultó», aseguró Buela. El plan incluye la creación de un equipo de creatividad encabezado por Chakiyian que incluirá tres diseñadores gráficos, dos redactores creativos y un productor creativo.

Para el nuevo socio de Pimod esta etapa implica una forma de aplicar «lo que ya se veía todos los días», pero con el agregado de que desde ahora se va a producir más «in house». «Implica redefinición de roles y una impronta que va a tener que ver más con la conceptualidad. La creatividad es un modo de pensamiento», dijo.

Entre los mayores cambios está la ampliación de medios a los que apuntará la agencia. Serán aquellos complementarios al online como la radio y vía pública —porque «son espacios donde Internet difícilmente ha ingresado», explicó Buela— aunque la mira va más allá y también abarca prensa y televisión «entendiéndolos como medios digitales», acotaron los socios.

«Todo converge, todo se digitaliza, y lo que entendemos es que de acuerdo al mensaje que queremos dar, a los objetivos de campaña y el público objetivo, veremos qué debemos hacer. O sea, dejar de pensar solo en Facebook o Google y pensar más grande y hacer propuestas a nuestros clientes donde ahora el concepto es que ya no importa el medio sino cómo llegarle al ser digital. Pimod está muy parado en lo digital pero si un concepto comienza a ser transversal y funciona en otros lugares la idea es ampliarlo y (trabajarlo) desde acá», enfatizó Buela.

Con espíritu coworking

Otra de las apuestas con la nueva casa es aprovechar su tamaño y ofrecer espacios para emprendimientos «al estilo de un cowork». Al momento, además de Pimod también serán parte del mismo lugar otros «negocios» digitales de Buela como Prop (inmuebles) y Premiums Cars (autos usados). «Ése era el destino inicial de esta casa antes que la alquiláramos nosotros. Retomamos la idea y tendremos oficinas libres para proyectos extras que pueden surgir desde afuera o de la propia empresa, eso sí, siempre y cuando tengan que ver con nuestro negocio», aclaró.

Un bar para romper estructuras

En la parte baja y abierto a todo público, abrirá un bar café. Si bien el negocio está a cargo del dueño de la casa y no de Pimod, para los socios de la agencia se trata de una ventaja para su negocio. «Al margen de que contaremos con cuatro salas de reuniones podemos juntarnos con un cliente a tomar un café o una cerveza artesanal, algo más distendido. Además, las agencias se han alejado de la gente y lo que pasa en otras partes es más importante que lo que sucede adentro de la agencia», reflexionó Vartan Chakiyian, uno de los socios de Pimod.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados