CONSUMO

Locales de Buenos Aires acusan el golpe

La importante caída del consumo se reflejó en los comercios cerrados, que se duplicaron en un año. Avenida Córdoba, famosa por sus outlets, fue la que menos se resintió.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Persianas bajas. El número de locales cerrados aumentó a 282 en diciembre. Foto: La Nación / GDA.

Más allá del «veranito» en ventas que significaron las fiestas de fin de año, el 2014 está cerrando con una importante caída en el consumo en la vecina orilla. Y la mejor muestra es la cantidad de locales vacíos en la ciudad de Buenos Aires, que se duplicaron en los últimos 12 meses.

Según un relevamiento de la Cámara Argentina de Comercio (CAC), el número de locales con las persianas bajas en diciembre llegó a los 282 negocios en las principales arterias comerciales porteñas, lo que implica una suba de 117% respecto de los 130 locales vacíos que había a fines del año anterior.

La entidad que agrupa a las grandes cadenas minoristas y a los pequeños comerciantes del rubro no dudó en atribuir la fuerte suba en la vacancia, en primera instancia, «a la desaceleración de la actividad» y, en segundo lugar, a la competencia desleal de los llamados manteros y a la inseguridad.

«La duplicación interanual del número de locales vacíos en la ciudad es una muestra de la situación por la que atraviesa la actividad comercial, que en los últimos meses se ha visto afectada por la desaceleración de la actividad económica en general y del consumo en particular», señaló la CAC.

La entidad además criticó que el sector comercial «se ha visto perjudicado por la competencia desleal que representa la venta ilegal (en la vía pública o en galerías tipo «saladitas») y por los ilícitos de los que frecuentemente es víctima».

Las más golpeadas

Las avenidas Corrientes y Cabildo fueron las que mostraron los peores resultados durante el último año. En el primer caso, el número de locales vacíos se multiplicó por tres, pasando de 34 negocios sin ocupar que había en diciembre de 2013 a los actuales 107.

En términos porcentuales, el incremento en el número de negocios en alquiler vacíos fue más grande sobre la avenida Cabildo, que pasó de tener cinco a los actuales 20 locales sin ocupar, mientras que sobre Santa Fe el aumento de tiendas sin operar fue del 85%.

Entre las arterias comerciales más importantes de la ciudad, la única que mostró números «positivos» fue la avenida Córdoba, que en los últimos años se convirtió en un polo de outlets y locales de venta de indumentaria fuera de temporada. En este caso, el total de locales vacíos se redujo en el último año de 19 a 17.

En la medición contra octubre, en total la ciudad muestra una leve recuperación, con un avance del 2% en el total de locales vacíos, aunque la evolución de la demanda no fue pareja en toda la Capital.

La calle Florida y la avenida Avellaneda, a la altura de Floresta, mostraron mejoras, con marcadas caídas en la cantidad de negocios sin inquilinos frente a los niveles de hace un par de meses.

En la avenida Rivadavia, en cambio, el panorama se complicó en el último trimestre. Si se toma el tramo que va desde la plaza Miserere hasta Liniers, en octubre pasado se podían contabilizar 58 locales vacíos, mientras que ahora el número de unidades en alquiler trepó a 61.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)