MARKETING DEPORTIVO

Criptomonedas, tokens y blockchain ganan terreno en el mundo del deporte

La apuesta de clubes de fútbol, escuderías de Fórmula 1 y la NBA aparece al aceptar monedas digitales en la venta de merchandising, en la firma de contratos con jugadores y en los patrocinios

El Watford, de la Premier League, luce la marca Bitcoin en su camiseta. Foto: Difusión.
El Watford, de la Premier League, luce la marca Bitcoin en su camiseta. Foto: Difusión.

Tener visión de cancha y descubrir posibilidades de ataque allí donde no siempre son evidentes es una virtud que habla de la inteligencia de un basquetbolista. El escolta, Spencer Dinwiddie, demuestra esa cualidad en cancha al servicio de los Brooklyn Nets de la NBA, pero la exhibe también fuera de la pista.

El jugador, que hizo estudios en negocios en la Universidad de Harvard en 2018, detectó una oportunidad para incrementar sus ingresos convirtiendo su contrato en un instrumento financiero digital. Para ello, se propuso convertir una parte del monto derivado del acuerdo en tokens. Dinwiddie firmó un contrato con los Nets de US$ 35 millones por tres años y su intención era recaudar US$ 13 millones por la vía digital, según reportaron medios especializados en la NBA.

Al pagar al basquetbolista por adelantado, el inversor recuperaría el dinero con intereses al finalizar el contrato.

Pero la NBA le «dio la tapa» a los planes del jugador. En un comunicado enviado al New York Times, la liga objetó la iniciativa por considerar que viola el acuerdo de negociación colectiva entre los jugadores y las franquicias. Dinwiddie respondió diciendo que estaba «decepcionado» por la decisión y descartó que sus intenciones son las que la liga le adjudica.

En cualquier caso, esta movida agrega un nuevo eslabón a la lista de emprendimientos vinculados a las criptomonedas y a la tecnología blockchain (cadena de bloques de datos inmodificables) con conexión al mundo deportivo.

De hecho, la NBA viene avanzando en esa dirección: Sacramento Kings y Dallas Mavericks se convirtieron en los primeros equipos en aceptar el pago con criptomonedas en sus ventas de merchandising.

La escudería Red Bull anunció en febrero su alianza hasta 2020 con la plataforma FuturoCoin como nuevo sponsor (en la manga). Foto: Difusión.
La escudería Red Bull anunció en febrero su alianza hasta 2020 con la plataforma FuturoCoin como nuevo sponsor (en la manga). Foto: Difusión.

En la Fórmula 1 también están dando los primeros pasos en este universo aunque todavía con un enfoque tradicional como el patrocinio. La escudería Red Bull —cuatro veces campeona de la F1 en las ramas de constructores y pilotos— anunció en febrero su alianza hasta 2020 con la plataforma FuturoCoin como nuevo sponsor. Así, la marca apareció esta temporada en los coches, uniformes de los pilotos y del equipo de la escudería.

Le dan pelota

El fútbol también está explorando sus opciones en el mundo de las monedas digitales, sus plataformas y tecnologías asociadas. Real Madrid, Bayern Múnich, PSG, Atlético Madrid, Roma, Galatasaray, Benfica y Juventus ya venden productos promocionales y ofrecen experiencias a los hinchas que compren los tokens de las plataformas con las que tienen acuerdos comerciales.

Un equipo más «modesto» como el Watford, de la Premier League, se sumó a la tendencia luciendo la marca Bitcoin en su camiseta. La movida incluye una vuelta de tuerca: el patrocinio será financiado por los hinchas a través de crowdfunding, por lo que cualquier persona puede ofertar Bitcoin para acceder a un espacio público LED que se muestra en vivo durante los partidos del equipo y a la mercancía del club.

Bitcoin. Foto: AFP
Las monedas digitales hasta han facilitado transferencias de jugadores. Foto: AFP

Además de un medio para captar ingresos, en algún caso las monedas digitales han servido como un vehículo para facilitar transferencias. Y si no que lo diga el club amateur turco Harunustapor. El equipo fichó en 2018 a Omer Faruk Kiroglu (22) por 0.0524 bitcoins, unos 426 euros de ese momento, más 2.500 liras turcas al contado (unos 533 euros). Es decir, el pase costó 956 euros.

El presidente del club, Haldun Sehit, tenía claro porqué pagar con bitcoins —una moneda virtual, desregulada y volátil— era pese a todo una buena idea. ¿La razón? Publicidad. «Lo hicimos para hacernos un nombre en el país y en el mundo», cerró «orgulloso».

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)