NOMBRES DEL DOMINGO

Tini Stoessel, 22 años y estrella

Fue protagonista de Violetta, la tira juvenil que le cambió la vida. En pareja con Sebastián Yatra, la argentina llena teatros con su música.

Tini Stoessel, una de las cantantes del momento en Argentina
Tini Stoessel, una de las cantantes del momento en Argentina. Foto: Marcelo Bonjour

Martina Stoessel tiene 22 años, acaba de agotar dos Luna Park y tiene dos fechas más para fines de noviembre que también están agotadas. En las primeras dos funciones Martina, que es conocida por todos como Tini, agradeció a sus seguidores por estar ahí después de tanto tiempo, por seguir cantando, por seguir bancándola, por seguir enamorándose. Porque aunque Tini tenga 22 el vínculo con su público tiene ya una larga historia.

Es cantante, actriz y tiene una carrera de más de diez años. Fue una chica Disney y recorrió el mundo llenando estadios con el elenco de Violetta a los 15 años, se transformó en ídola y referente de las nuevas generaciones, dejó a Disney atrás y desde hace algunos años es una de las cantantes más populares de Argentina. Está en plena gira con su Quiero volver tour que en 2020 la llevará a varios países de Europa. Su última canción, Oye, que comparte con Sebastián Yatra, su novio, tiene 52 mil millones de reproducciones en Youtube, la anterior, Suéltate el pelo, tiene 30 millones y 22, otro de sus sencillos, 111 millones. Pero lo de Tini no son solo reproducciones. Su éxito y popularidad tiene años de canciones, teatros, dedicación y trabajo.

En el espejo

Cargó siempre con prejuicios. Por ser la hija de, por ser demasiado flaca, por cantar de determinada manera, por tener el ombligo “grande”, por haber salido de Disney, por cómo baila. Y así siguen. Y siguen. Y siguen.

Nació en Buenos Aires y es hija de Alejandro Stoessel, productor de Disney Channel. Cada tarde cuando Tini llegaba a su casa del colegio se arrancaba el uniforme y se disfrazaba. Y pasaba lo que quedaba del día bailando y cantando frente al espejo. No soñaba con ser una gran estrella de la música. Bailar era una forma de jugar y nada más.

Apareció en la televisión por primera vez cuando tenía diez años en un pequeño papel en Patito feo, la tira juvenil que fue furor en 2007. Después, a los 14, hizo un casting en Disney Channel y fue elegida para protagonizar Violetta. A partir de ese momento la vida de Tini nunca volvió a ser igual.

Violetta no solo fue el éxito que la gente miró desde afuera sino que formó parte de mi desarrollo como niña, adolescente y mujer. Yo me conocí a mí misma en Violetta, crecí, conocí la vida demasiado rápido, viajé por todo el mundo, tuve un montón de oficio”, contó Tini en una entrevista con La Nación. “Fue un mojón para Disney Channel, nadie puede explicar lo que fue ese proceso, fue increíble y eso es algo que es mío, no me lo saca nadie. Yo me subí a todos esos escenarios con todos los chicos del elenco, nosotros lo vivimos”.

Tini Stoessel, la actriz y cantante argentina se presenta el 7 de setiembre en el Antel Arena. Foto: Leonardo Mainé
Tini Stoessel, actriz y cantante argentina.  Foto: Leonardo Mainé

Violetta la puso en el centro de todas las miradas. Y, por ser hija de su padre, empezaron a cuestionar su talento. Tini se hizo famosa en tiempo de redes sociales y eso, para una adolescente, casi siempre tiene un lado cruel.

“Cuando tenía 16 años sufría mucho. Siempre fui súper flaca y a mí me habían metido en la cabeza que no podía ser así. Me cuesta un montón engordar pero genéticamente soy así. A veces leía comentarios en las redes sociales y no podía creerlo, capaz era una persona de 45 años la que me insultaba a mí, que podría haber sido su hija. Hasta que llegó un punto en el que dije ‘ya está, no puedo vivir toda mi vida frustrada porque no soy de la forma que la gente quiere que sea’. Lo más importante es lo que yo soy como persona, hago todo con buenas intenciones y me duermo todos los días en paz”, dijo en la misma entrevista.

Pero Violetta fue mucho más que críticas y prejuicios. Filmó tres temporadas, grabó seis discos, llenó 70 veces el teatro Gran Rex (con capacidad para 3.262 espectadores) y durante cinco años recorrió los estadios más importantes del mundo llevando el show a millones y millones de fanáticos que ya la habían elegido como ídola y referente. Violetta fue un fenómeno. Salió de la pantalla y se instaló en unas generaciones como referencia. Fue algo similar a lo que ocurría, en los 90, con las producciones de Cris Morena: un elenco de niños y jóvenes que en general cantan canciones sobre alcanzar los sueños y bailan coreografías siempre sonriendo. Eso traspasa la pantalla y hace que los niños y las niñas hagan todo por conocerlos, jueguen a ser ellos y crezcan siguiéndolos.

Tini fue todo eso para los niños de la segunda década de los 2000. Dejar atrás a Violetta no fue fácil y quedarse anclada a ella no era una opción. Tenía 19 años cuando hizo la última gira con la tira pero ya sabía que eso era lo que quería hacer de su vida.

Empezó a escribir y a grabar canciones y volvió a los escenarios de los que nunca se fue para cantarle a su público, al que creció con ella y al que la empezaba a conocer. Dejó las canciones sobre sueños de Violetta y empezó a cantarle al amor y al desamor, cambió al vestido rosado por los bodies, hizo colaboraciones con Nacho, Karol G, Morat, Cali y el Dandee, Greeicy, Lalo Ebratt y claro, Sebastián Yatra, con quien está de novia desde este año.

Tini sigue haciendo lo que siempre hizo: cantando y bailando, viajando por el mundo con sus shows, llenando teatros y estadios, cantándole a los que siempre estuvieron, a los que siguen estando. Ahora se ríe de los insultos, canta con Yatra, hace videos que casi siempre son tendencia, es jurado de programas de talento, acumula reproducciones en sus canciones y millones de likes en Instagram. Pero esto no se trata de likes. Tini lo sabe. Se trata, por sobre todas las cosas, de apasionarse siempre, de hacer que las cosas sucedan.

Cristina, una canción de amor
Sebastián Yatra junto a Tini Stoessel en el Antel Arena. Foto: Carlos Iglesias

Tini Stoessel y Sebastián Yatra se conocieron en 2017 grabando Ya no hay nadie que nos pare, una de las primeras canciones de Tini. Un año después hicieron juntos Quiero volver y fue cuando empezaron una amistad que llevó a los fanáticos de los cantantes a especular sobre una posible relación. Sin embargo, todo empezó cuando grabaron juntos el video de Cristina, una canción de amor que Yatra escribió para ella. Desde entonces están juntos y son una de las parejas preferidas del público juvenil. Cada uno mantiene su carrera pero se acompañan en shows y en giras. El mes pasado Yatra estuvo en Montevideo, por ejemplo, y cantó Cristina con Tini.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)