Nombres

Karen Gillan, la actriz detrás de grandes éxitos de la taquilla

Ha actuado en títulos de gran audiencia. Villana en Marvel, favorita en Doctor Who y personaje de un videojuego en Jumanji. Karen Gillan no se queda ahí, sueña con el cine de culto y prueba guionar y dirigir.

Karen Gillan
Karen Gillan, la actriz detrás de Jumanji, Marvel y Doctor Who

De niña Karen Gillan apuntaba la televisión y le preguntaba a sus padres cómo podía llegar hasta allí, al universo de la pantalla. De adolescente, con 13 o 14 años, la misma Gillan pero con acceso a Internet buscaba audiciones y enviaba cartas a agentes de todos lados. Ahora, casi 20 años después, en YouTube hay un video que tiene un millón y medio de visualizaciones y es hipnótico: son cinco minutos en los que se ve como Gillan se transforma en la villana Nebula (Guardianes de la galaxia, Avengers).

Melena pelirroja fuera, rasuradora encendida y, como dice Gillan en el video: “Voilà”. Látex lila, celeste y violeta, un trozo en tonos metálicos a la altura de la sien, y ojos negros. Un disfraz claustrofóbico pero necesario. Nebula es una de las villanas del universo Marvel, asesina Lufomoides, dominada por Thanos, su padre adoptivo, y en una eterna disputa con su hermana Gamora. Nebula es, además, uno de los pasos más importantes en la carrera de la actriz escocesa que hoy anda en sus 31 años y que alterna su vida entre Hollywood y Nueva York para, como contó a The Guardian, vivir en “una nostalgia constante y sutil” de su Escocia natal.

“¿Qué sería lo más loco que harías por un papel?”, le preguntaron a Gillan en una entrevista “¿Más que afeitarme completamente mi cabeza?”, respondió la actriz y se intuye que no se le ocurre nada peor que haber dejado su melena rojiza para convertirse en una de las villanas más famosa de los últimos años.

Si de películas taquilleras se trata, la chica está a meses de estrenar la tercera entrega de Jumanji. En 2017 salió Jumanji: en la selva, secuela de la de 1995 con Robin Williams. El recibimiento por parte del público fue tal que en 2019 se estrenará Jumanji: next level. Ahí Gillian el personaje de videojuegos Ruby Roundhouse.

Donde empezó todo

Cine de terror, comedias románticas, mucha ciencia ficción y drama llenan el curriculum de una actriz que desde pequeña se inclinaba por el mundo de las artes. Toca el piano desde los siete, su padre es cantante de blues y jazz y de él parece haber heredado una voz bastante buena con la que imita a Sia o Britney Spears. En la actuación comenzó con obras de la escuela y a los 16 años ya se había decidido y estudió actuación en Inglaterra. Tranquila e introvertida para cualquier otro asunto, cuando se trataba de actuación le salía toda la energía necesaria de adentro, y la confianza. Pero incluso una chica que sabe lo que quiere tiene sus dudas. A The Guardian le dijo: “Un día me di cuenta de que no era tan buena como pensaba. Me vi en algo y pensé: ‘Oh Dios, esto es terrible, necesito volver a trabajar y descubrir cómo hay que hacerlo”. En ese tiempo debió sustentarse con una carrera de modelo que terminó tan rápido como arrancó su buena racha en la pantalla.

Cuatro películas detrás de la máscara de Látex

Aunque antes estuvo Doctor Who y después vino la saga Jumanji, Nebula es, sin duda, el personaje de quiebre en su carrera. Después de todo, fue como esta villana que actuó en una de las películas más taquilleras del 2019, Avengers: Endgame.

“Me parece un proceso natural entrar y salir de ese estado de ánimo”, dijo la actriz, que en la vida real no para de reír y bromear, sobre su caracterización como esta villana seria y enojada. Más difícil le resultó prepararse físicamente para las escenas de lucha, sobre todo aquellas en las que peleaba contra Zoe Saldaña.

Pero lo que la atrapó para aceptar el personaje es su trasfondo. Una relación complicada con su padre Thanos, un vínculo roto con su hermana Gamora. “Pensamos en ella como una villana, pero ni bien empezamos a conocer su historia, ¿sigue siendo una villana? Me siento como una abogada encargándome de que todos sepan que actúa justificadamente”, planteó.

Al canal de Youtube ODE admitió que le gustó que Nebula fuese su primera villana por lo interesante que le resulta explorar el lado oscuro de alguien.

Fueron varios papeles menores de por medio hasta que en 2008, con 21 años, Gillan entró a la serie que la haría conocida: fue Amy Pond en la serie británica Doctor Who. La serie fue un clásico de la televisión británica entre los años 60 y 80, y en 2005 había vuelto a la pantalla con bastante expectativa por parte del público. Su madre, Marie, ya era una gran fanática de la serie y recién supo que su hija estaría en ella una hora antes de que se publicara la noticia. Por ese momento, Gillan había preferido guardarse el secreto.

Nebula
Nebula, villana de Guardianes de la Galaxia. Foto: difusión

Después de eso, los secretos prácticamente dejaron de existir. De Doctor Who a Marvel y de Marvel a Jumanji los reflectores se posaron sobre su vida privada. Los reflectores y su cuenta de Instagram, que como muchas celebridades elige exponer lo que le parezca. Desde estar tirada en el sillón cantando alguna melodía, almuerzos de rodaje a noche de amigas y un largo etcétera de situaciones comunes que reciben en promedio unos 300.000 “Me gusta”. Prácticamente, salvando la distancia de las personalidades, vive tan expuesta como Eliza Dooley (Selfie), una de sus primeras actuaciones en un set de Hollywood.

Comedia, dirección y un anhelo.

En Selfie (2014) Eliza Doodley es “instafamosa” y desde el comienzo los chismes de los demás, su cabello largo y voluminoso, sus ropas extravagantes y su propia actitud dan a entender que todo lo que sucede en su vida repercute ante miles de seguidores, pero que por lo demás, se trata de una vida vacía, superflua y solitaria. Triste y confundida, Doodley le pedirá ayuda a un publicista para cambiar su vida, y en ese ínterin, ella lo ayudará a él a perder la estructura. Una versión millennial de My Fair Lady.

La serie de ABC fue cancelada tras su primera temporada, pero fue suficiente para que Gillan se sacara las ganas de estar una comedia estadounidense, y para abrirse paso en Hollywood. “De alguna manera siempre fue un sueño para mí estar en una sitcom estadounidense, porque crecí viéndolas y las quiero mucho. (...)”, contó al sitio de noticias neozelandés Stuff.

Karen Gillan en The Party's Just Beginning
Tráiler de The Party's Just Beginning, escrita, dirigida y actuada por Karen Gillan

Pero no se queda ahí. Para una chica que ha sabido estar en los blockbusters, su sueño real es algún día ser convocada para una película del aclamado Michael Haneke. Ese director es, para Gillan, magnífico. “Me encanta que se deje abierto a la mala interpretación. Hay tantas películas que le sirven a la audiencia en un plato. Sin embargo él, se sienta y deja que las personas tomen sus propias decisiones. A veces eso significa que pueden equivocarse, pero, en última instancia, eso no importa”.

También admitió que la oscuridad de Haneke la influyó a la hora de desarrollar su reciente incursión como guionista y directora. En 2018 estrenó The Party’s Just Beginning, una película ambientada en su ciudad natal, Inverness, sobre una chica completamente perdida tras el suicidio de su mejor amiga. No se estrenó en Uruguay, pero los comentarios hablan de una Gillan entregada y convincente, y de una prueba de que esta artista puede ser una caja de buenas sorpresas.

Una vida perdida en la angustia en su primera película

En 2018 Gillan estrenó The Party’s Just Beginning, película escrita, dirigida y protagonizada por ella. En la historia interpreta a Luisaidh, una chica de 20 años que se deprime y busca escapar del dolor de la muerte de su mejor amiga a través de sexo y alcohol. Es un drama, pero con algún toque de comedia.

Alcanzar el presupuesto necesario fue difícil, pero Gillan tenía la película puesta al hombro, y la firmeza para defenderla. Incluso fue rodada en su ciudad natal Inverness a pesar de que los productores preferían Glasgow.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)