NOMBRES

Cine con pasión

Poco después del estreno de Pixeles, Chris Columbus revisa su carrera, la vez que Spielberg lo echó y cuenta el secreto de su éxito.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Chris Columbus con Pixeles, película que dirigió y se estrenó recientemente.

Ante la pregunta, Chris Columbus no duda en elegir el momento más doloroso de su carrera profesional. Ocurrió en 1985, cuando Steven Spielberg y George Lucas lo contrataron para escribir el guión de Indiana Jones y la última cruzada. Sentado en un salón de un hotel de Cancún, y protegido del intenso calor del lugar, cuenta: "Nos encerramos en un hotel y ellos, básicamente, me narraron la historia, actuaban algunas escenas e incluso recitaban algunos diálogos. Y yo apunté todo. Para ese momento, yo ya había escrito los guiones de Gremlins y Los Goonies, pero seguía siendo un niño, uno incapaz de confiar en sus propios instintos. Así que luego me senté frente a una máquina de escribir y transcribí exactamente lo que ellos dijeron, incluso palabra por palabra. Si encontraba algo que no funcionaba o quería agregar, lo ignoraba y seguía escribiendo. Sentía náuseas al solo pensar que ellos me despedirían si no hacía lo que ellos pidieron. Les entregué ese guión, pasaron seis semanas en que no supe nada de ellos y al final de ese tiempo me despidieron igual".

¿La lección? "Me di cuenta que siempre hay que obedecer nuestros instintos, nunca ir en contra de ellos. Ellos me despidieron porque no tuve el coraje de agregar mis ideas. Eso es algo que siempre les dijo a los cineasta jóvenes".

Hoy, a los 56 años, Chris Columbus está muy lejos del joven inseguro que hace treinta años titubeó ante dos grandes de Hollywood. Hoy es un cineasta popular, autor de algunas de las películas más emblemáticas de las últimas décadas y que demuestra su vigencia con el estreno de Pixeles, una comedia con aires nostálgicos y fuerte carga de efectos visuales que llegó a las pantallas uruguayas la semana pasada.

Una noche por la ciudad (1987), Mi pobre angelito (1990), Papá por siempre (1993) y Harry Potter y la piedra filosofal son solo algunas de las películas que han convertido a Columbus no solo en un director taquillero, sino también en una inspiración para las nuevas generaciones de realizadores. Confiesa que nunca deja de ser una sorpresa cuando descubre citas y homenajes a sus películas, incluso en películas lejanas a su estilo, como le ocurrió el año pasado al ver Mommy, la cinta del canadiense Xavier Dolan que ganó el Premio del Jurado en el Festival de Cannes. Él señala: "La estaba viendo y el chico protagonista hace un gesto como el de Macaulay Culkin. Yo pensé: Eso es divertido, pero bueno, cualquier chico pude hacer eso. Luego hay un momento en que el personaje de la madre carga unas bolsas de supermercado y se rompen, ¡en el mismo plano de mi película! Quiero decir, siempre es bueno que alguien que hace cintas tan sofisticadas y profundas como Mommy pueda estar conectado con mi trabajo. Amo esa película y sí, me sentí muy halagado".

Ahora, con Pixeles, Columbus hinca el diente a la nostalgia contando una película que narra sobre un grupo de viejas glorias de los videojuegos que deben salvar al mundo luego que personajes de estos juegos cobran vida y se convierten en una amenaza. La cinta la protagonizan Adam Sandler, Peter Dinklage, Josh Gad y Michelle Monaghan, entre otros. "La película tiene muchos efectos especiales y hace referencia a juegos muy emblemáticos, algunos de ellos que jugué cuando era joven, pero la película me cautivó por otra razón", afirma. "Me intrigó esta historia de un grupo que tuvo una juventud en que se sintieron como estrellas de rock, pero crecieron como perdedores. Y en sus manos recae la salvación del mundo".

Si Pixeles será otro de los éxitos de su carrera, eso es algo que el director ignora. Asegura nunca haber tenido una bola de cristal o una fórmula para predecir si una película funcionará o no. Pero dice con profunda convicción: "Siempre tendré dudas. Siempre pensaba que si mi nueva película no funciona será la última, pero sí siento que mi clave es nunca hacer una película solo porque puede hacer dinero. Mis películas que han funcionado son aquellas que he hecho con pasión. Y las que no lo han hecho ha sido porque las he aceptado por las razones equivocadas, porque quería trabajar con un actor específico o porque un director se fue y aparecí yo. Ahora que puedo soy mucho más selectivo con mis proyectos, aunque no existen las recetas".

Ahora, con la moda de los remakes y las secuelas, Hollywood ya comienza a trabajar en los regresos de Los Goonies y Gremlins. Al respecto, Columbus es cauto: "Con Goonies aún estamos tratando de encontrar una historia y la verdad es que no estoy interesado en hacer un remake. Si algo funcionó la primera vez, no necesariamente lo hará la segunda. Pero el estudio de todas maneras hará la película, así que me pidió estar involucrado y yo quiero protegerla. Mira, no existe ninguna posibilidad de que yo la dirija, pero quiero supervisarla. Con Gremlins es más fácil porque ya hay una idea fantástica y se está escribiendo un guión que deberíamos recibir próximamente". * El Mercurio/GDA

Cuatro pilares de su exitosa carrera

Gremlins (1984)

El primer éxito del Columbus guionista y, según su propia confesión, la que le abrió las puertas a una carrera en Hollywood. La película fue un éxito de taquilla y fue seguida por Gremlins 2: la nueva generación.

Los Goonies (1985)

La cinta que él escribió basada en una historia de Steven Spielberg y que dirigió Richard Donner bien puede ser su película más venerada. Se ha convertido en uno de los films de culto de los 80.Y ya se ha anunciado su regreso.

Mi pobre angelito

Uno de sus mayores éxitos de taquilla, es esta comedia familiar de 1990 protagonizada Macaulay Culkin, que es homenajeada por el canadiense Xavier Dolan en la premiada Mommy de 2014.

Harry Potter y...

Sin lugar a dudas Harry Potter y la piedra filosofal (2001) es el mayor éxito de su carrera, con US$ 974,7 millones en todo el mundo. Dirigió también la primera secuela y produjo el tercer capítulo de la saga.

Una de sus hijas en Harry Potter

Chris nació en Pensilvania y se crió en Youngstown, Ohio. Fue en ese pueblo donde comenzó con su faceta creativa, primero desarrollando cómics y luego filmando pequeñas películas de ficción. Está casado con Mónica Devereux y tiene cuatro hijos: Violet, Isabella, Brendan y Eleanor quien interpretó a Susan Bones en la saga de películas Harry Potter.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados