Hay que Leer

Francamente, Frank

Última novela de Richard Ford, quizá el más grande autor norteamericano de la actualidad

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Richard Ford

El epílogo a la gran trilogía de Richard Ford no podía ser mejor. Pese a su discutible traducción del título original (Let Me Be Frank With You), hace honor a los libros anteriores (El periodista deportivo, El Día de la Independencia, Acción de Gracias) y comienza a cerrar la historia de Frank Bascombe. Con el telón de fondo del huracán Sandy, que ha destruido de un plumazo el american way of life de miles de personas, el más grande de los personajes de Ford empieza a despedirse de gente con la que convivió o se cruzó, pero sobre todo de nosotros, sus lectores. En cuatro breves capítulos la novela retrata lo que el paso arrollador de la vida va dejando, su acumulación de basura y palabras vacías. Acercarse al final es casi un acto piadoso, y ese es el sentimiento que prima aquí, bajo una escritura memorable. (Anagrama/Gussi)

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados