INTERNET

ProtonMail, el correo que acusó a Google de ocultarlo de sus búsquedas

El servicio de cuentas de correo electrónico cifradas creado tras las revelaciones de Snowden asegura que el gigante de internet lo borró de las búsquedas durante un año entero.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Protonmail, el servicio de correo electrónico cifrado. Foto: Protonmail / Facebook.

En el año 2013, el ex funcionario de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) y la  Agencia de Seguridad Nacional estadounidense (NSA), Edward Snowden, reveló al mundo que el gobierno de Estados Unidos realizaba prácticas de vigilancia intrusiva a nivel global, espiando cuentas de Gmail, Facebook, YouTube y Skype, entre otros servicios.

A raíz de este descubrimiento, la Organización Europea para la Investigación Nuclear (CERN), la misma que cobró fama mundial a araíz de su investigación con el Gran Colisionador de Hadrones, desarrolló en 2014 una plataforma de correo electrónico llamada ProtonMail.

Su principal caracterísitica, que la diferencia de otros servicios similares como Gmail y Hotmail, es que los mensajes son cifrados, lo que significa que los únicos que pueden acceder a los mensajes son quienes participan del mismo. Por lo tanto, ni los proveedores de internet ni los desarrolladores de la plataforma tienen acceso a ellos.

Además, la empresa creada para encargarse del servicio, Proton Technoligies, tiene su sede en Ginebra, Suiza, al igual que sus servidores. Esto significa que, al estar fuera de la jurisdicción de Estados Unidos o la Unión Europea (UE), los gobiernos que intenten recibir datos de cuentas o correos sólo pueden hacerlo con una orden judicial del Tribunal Supremo de Suiza.

En los últimos meses, los desarrolladores de ProtonMail denunciaron a Google de haber ocultado el servicio de sus búsquedas, según recogió The Guardian.

La plataforma llegó a ocupar el primer lugar en el ranking de búsquedas de Google, pero luego del segundo semestre de 2015 se desplomó hasta desaparecer. Desde la compañía afirmaron al medio inglés que en agosto de 2016 decidieron pedirle a Google una explicación. "Nos pusimos en contacto con el presidente de relaciones estratégicas de Google, pero no recibimos respuesta ni mejoras”.

La tasa de crecimiento de la plataforma bajó mucho, lo que ocasionó pérdidas a la compañía de correo electrónico de cientos de miles de libras en tráfico perdido a Proton Technoligies.

Los desarrolladores hicieron públicas sus quejas a través de su cuenta de Twitter, y varios días después recibieron una respuesta de Google, informando que habían solucionado el problema de las búsquedas pero sin informar qué lo causó.

Según The Guardian, uno de los motivos por los que pudo producirse el colapso es que al haber cambiado el dominio de protonmail.ch a protonmail.com, la autoridad atribuida a la plataforma pudo haberse perdido.

ProtonMail permite hasta 500 MB de almacenamiento, la posibilidad de enviar 150 mails al día, 20 etiquetas de correo y una dirección en su servicio gratuito. El servicio premium, que cuesta entre 4 y 28 euros por mes, aumenta el espacio y la cantidad de direcciones permitidas, además de ofrecer soporte para dominios propios.

Para crear una cuenta de ProtonMail se pueda ingresar al sitio de la plataforma o descargar sus aplicaciones en Android o iOs.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)