"#ME TOO"

La campaña viral del año

Luego que se destapara el caso de Harvey Weinstein, la campaña “Me Too” copó las redes sociales.

Circuló a partir del mes de octubre pero se convirtió en el tema del año. Foto: Pixabay
Circuló a partir del mes de octubre pero se convirtió en el tema del año. Foto: Pixabay

Más que las discusiones sobre noticias falsas o los huracanes que arrasaron poblaciones enteras, #YoTambién (#MeToo) fue la mayor tendencia de 2017, según Ezy Insights. "Un lado del fenómeno #MeToo es la propagación viral de la información. Mucho más interesantes son las implicaciones de este movimiento social iniciado por Alyssa Milano", asegura el portal de la compañía finlandesa especializada en redes sociales.

#MeToo se convirtió en tendencia a mediados de octubre. Todo empezó, justamente, cuando Milano escribió en su cuenta de Twitter encendió una oleada de acusaciones en contra del productor de cine Harvey Wenstein. Él fue el primero, pero detrás cayeron otras figuras como el actor Kevin Spacey.

Además, logró en cuestión de semanas superar las cifras de discusión de temas que se vienen hablando desde 2016. Ezy Insights señala que medios de alrededor del mundo publicaron sobre #MeToo casi 4 mil veces al día a mediados de octubre, y que informaron sobre esta tendencia más que sobre incendios o huracanes.

En Twitter, #MeToo fue tendencia en al menos 85 países que, además, la adoptaron a su propio idioma. Entre ellos India, Pakistán y Reino Unido.

Aunque el actual fenómeno viral fue iniciado por Milano, la idea original de #MeToo fue de la activista Tarana Burke, quien lo creó en 2006. El yo también fue la respuesta que dio a una niña de 13 años cuando esta le contó que había sido víctima de acoso sexual, según contó el New York Times.

El informe indica que lo que pasó hasta ahora es solamente la punta del iceberg y que cada acusación hecha hasta ahora debe ser investigada. "#MeToo ha hecho mucho para mejorar nuestra sociedad, pero aún nos queda mucho trabajo por delante", indica.

"El impacto en las víctimas es quizás el resultado más importante: ser acosado se convirtió en algo de lo que se puede hablar", asegura, incluso en países como India, donde la tradición religiosa pone mayores trabas a hablar de temas como el abuso sexual en comunidades religiosas.

Aunque el impacto futuro está por verse, Ezy Insights no duda en calificar #MeToo como el evento del año "no solo en términos de cobertura en redes sociales, sino también en el sentido de que fue creado a través de las redes sociales".

Efectos.

En su análisis, Ezy Insights destaca los efectos más importantes detrás del fenómeno viral.

En primer lugar, está el haber logrado tocar a individuos de alto perfil como Weinstein y Spacey y más recientemente, James Levine, quien fuera director de la prestigiosa Metropolitan Opera, de Nueva York. Solamente en Estados Unidos han sido mencionados al menos 150 individuos de alto perfil.

Alrededor de estos personajes hubo otros, también de alto perfil, que pese a no estar implicados en casos de abuso o acoso sexual, sabían de los comportamientos de sus amigos. Ese es el segundo gran impacto del fenómeno #YoTambién.

El tercer gran impacto recae sobre las poderosas compañías de Hollywood que son, también, algunas de las más apreciadas del mundo por el público. Ponen como ejemplo el caso de Netflix, que precipitó el final de una de sus joyas, House of Cards, tras las acusaciones contra Kevin Spacey por casos que involucraban a menores de edad en los años 80.

Otro impacto es el de las víctimas que "debe ser enorme", señala el informe. Y es que #MeToo logró hacer público un fenómeno que por lo general se trata en privado. Además, alentó a las denuncias y el contacto entre víctimas, no solamente del mismo delito, sino también, en algunos casos, de la misma persona.

Señalan también el impacto que tuvo el #YoTambién en la conciencia general, respecto a las problemáticas de intimidación y acoso, y a favor del feminismo, reflejadas incluso en las búsquedas de Google. Con el pico de búsquedas de Mee Too, aumentaron también las búsquedas de acoso, abuso sexual, bullying y feminismo, según se ve en Google Trends.

Países como Sueciacomenzaron el debate "sobre el abuso, el acoso sexual y la igualdad". Agregan que esto "podría conducir a cambios en la legislación", pese a que hay otros países donde el problema ni siquiera existe en la discusión pública. No obstante, para Ezy Insights el impacto sobre los valores y la ética está pendiente. "El acoso sexual es posible gracias a una cultura de silencio, que evita el conflicto y la hipocresía", explican. "Nos gusta pensar que vivimos según nuestros valores y ética. Claramente, no lo hacemos", sentencia el portal en sus conclusiones.

REPERCUSIONES

Universal: países lo adaptaron a sus idiomas

El fenómeno se convirtió en algo tan universal que 85 países se hicieron eco de la campaña, donde se volvió tendencia en los distintos idiomas. En América Latina: #MeToo y #Yo También fueron tendencia.

Agenda:llegó sobre el final del año

No fueron los huracanes que azotaron al Caribe y parte del Atlántico, tampoco la injerencia rusa en la campaña electoral estadounidense o los atentados yihadistas, el tema del año fueron los acosos.

Cuestionados: figuras públicas en la mira

Harvey Weinstein, Kevin Spacey, Ed Westwick, Nick Carter o Lawrence Nassar fueron algunos de los señalados por numerosas mujeres y hombres por cometer abusos en distintas situaciones.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)