TECNOLOGÍA

Con borrar no basta

Todo queda en el disco duro; aconsejan herramientas de borrado permanente y encriptar la información.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Seguridad informática. Foto: Pixabay

¿Qué hay que hacer cuando se desea vender el celular o la computadora? El ruso Dmitry Bestuzhev, experto en seguridad informática de Kaspersky, es enfático: "Yo aconsejaría no venderlo. Es más, mi consejo no es guardarlo o regalarlo, sino que mandarlo a la trituradora".

Sus razones son claras: una persona con un alto nivel de conocimientos tecnológicos sabrá cómo obtener los datos que guarda un dispositivo. Salvo que su propietario fuera muy precavido y tenga conocimientos de computación que le permitan, por ejemplo, encriptar sus datos. "Cosa que muy pocos hacen por desconocimiento o temor", afirma Bestuzhev.

Por eso no basta con borrar los datos del teléfono o de la computadora antes de llevarlos al servicio técnico o venderlos. "Cuando alguien borra la información esta deja de estar visible en el sistema operativo, pero sigue estando almacenada como bits en el disco duro. Hay herramientas, llamadas de cómputo forense, que les permiten a personas con cierto conocimiento acceder a esos datos y recomponer la información borrada", advierte Miguel Ángel Mendoza, especialista en seguridad informática de Eset Latinoamérica.

Para evitar que eso suceda hay que borrar físicamente esos bits del disco duro, y para eso se emplean aplicaciones y programas que sobreescriben los datos varias veces para que la información original desaparezca. Hay varios gratuitos que se encuentran disponibles para computadoras y teléfonos. Basta buscarlos bajo el nombre de Secure Eraser o Shredder.

Tampoco basta con usar la herramienta que incluyen los teléfonos y que deja el equipo como recién salido de fábrica. "Análisis han dado como resultado que en Blackberry e iOS sí se borra en forma definitiva la información, pero no ocurre lo mismo en los Android", dice.

Acto de fe.

Entregarle un PC o un teléfono a un técnico u otra persona es un acto de fe. "No solo puede acceder a fotos, archivos o correos, sino que a las cuentas del usuario, como su Apple ID o su correo Gmail. Estas están asociadas a sus correos, sus archivos, en algunos caso almacena sus contraseñas y hasta su tarjeta de crédito, en el caso de que el usuario compre aplicaciones", dice Bestuzhev.

Una recomendación básica es no dar a conocer el pin o contraseña de entrada al teléfono a desconocidos. Un técnico, por ejemplo, no necesita saber la clave de desbloqueo del equipo para reparar una pantalla. Si la pide, no la de.

Una técnica más avanzada es encriptar los datos de los dispositivos. Bestuzhev explica que los sistemas operativos de los celulares permiten encriptar los datos para que solo el que conoce la contraseña pueda desencriptarlos. "Un tercero mal intencionado podrá robarse los datos pasándolos con un cable USB a su computadora, pero no podrá ver su contenido porque no tiene la clave", aclara.

Esta opción está en las opciones avanzadas del sistema operativo, pero muchos usuarios no saben o no la activan porque aparece un mensaje advirtiendo que si se olvida de la contraseña no podrá acceder más a los datos del teléfono.

Lo que hacen los software de encriptación es desordenar la información para que sea ilegible, lo único que realmente puede proteger el equipo.

Expuestos sin quererlo.

La seguridad de la información almacenada en los celulares y las computadoras cobra otro sentido desde el momento en que suelen contener cientos de fotos, videos y detalles de los menores que forman parte de la familias. Si la información no desaparece al borrarla y puede ser recuperada por un tercero cuando uno vende, regala o tira el celular; entonces los contenidos en los que aparecen los pequeños podrían llegar a manos de personas que el usuario no desea. Por eso, los analistas advierten que existe ingenuidad por parte de los usuarios al momento de no informarse sobre cómo proteger sus contenidos.

EN NÚMEROS

Precavidos. Antivirus en los celulares

Una encuesta realizada por ESET Latinoamérica detectó que 50% actualiza sus aplicaciones y sistemas operativos, utilizan algún patrón de bloqueo de pantalla y tienen instalado un antivirus.

Hackeados. Entran a los correos electrónicos

Durante 2016, al 10% de los uruguayos le fue hackeada su cuenta de correo electrónico, según el Informe de Indicadores de Seguridad de la Información elaborado por la consultora Datasec.

Pishing. Cuando se simula una identidad

El 22% de los uruguayos señaló haber sido víctima de Phishing (atacantes que simulan ser una entidad conocida para robar datos) pero solo un 2% reconoció consecuencias importantes.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)