RADIOMENTAL

Temporada 2017 que promete: entre compinches es más fácil

Antes de que Rafa Villanueva se bajara de Radiomental alentó a Diego Waisrub para que no abandonara el barco: ‘Es un proyecto que arrancamos todos juntos (los exTelemental), quedaste vos como abanderado, metele pata y seguilo’, le dijo.El quiebre existió pero el ciclo salió a flote. Desfilaron distintas figuras por la mañana de Azul FM: Maxi de la Cruz, Fabricio Speranza, Manuela Da Silveira y Annasofía Facello. Verónica Piñeyrúa asumió la co conducción en mayo de 2016, y desde el lunes pasado se sumó Leo Pacella al staff.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Radiomental va a las 11 horas por Azul FM.

Vero se sorprende al enterarse de que Pacella y Diego fueron compañeros del liceo Zorrilla en quinto año. 

—(Diego): Leo era medio Bibis and bajet en el fondo de la clase. Nos conocimos un poco más en una comida que organizaron en la casa de sus padres. Estaba bueno el grupo, en general éramos toda gente que iba a repetir.

—(Pacella): Me acuerdo de reírme mucho con cosas que nos mandábamos anotadas y de ver volar papeleras.

—(Diego) Lo volví a ver el primer año que concursamos en el Carnaval mayor con Queso Magro (2005). Nos cruzamos en un tablado y me llamó la atención: él iba arriba del camión de Los Chobys y pensé, ¿y este qué está haciendo? No tenía idea de su palo artístico.

Cuando Pacella tenía 12 años solo soñaba con hacer Carnaval. Le gustaba tanto el arte que sus amigos jugaban a la mancha en los tablados y él miraba atento todos los espectáculos. Empezó a estudiar teatro y pantomima con el fin de entrar en ese mundo. Lo consiguió y el Carnaval terminó siendo una vidriera para colarse en otros medios.

Diego no tenía ese deseo pero sucedió, y usó la murga como currículum y escuela. Queso Magro ganó Mejor Libreto en 2006 y eso le sirvió para entrar a una agencia de publicidad. Rafa Cotelo, amigo de Carnaval, lo llevó a Telemental, y hoy vuelca en radio y TV todos los piques que aprendió en los escenarios populares. "Sin darte cuenta aplicás pila el código carnavalero", dice.

Antes de arrancar un cuento, Vero pregunta a sus compañeros en cuál murga sale Horacio Rubino. "Parodistas Momosapiens", la corrigen los dos.

—(Vero): El ambiente de Carnaval es para mí. Fui a un ensayo de Momosapiens y estaban todos tomando cerveza, matándose de risa y dije, ta, esto lo quiero hacer. Saldría en una murga porque el mundo adentro del camión me encanta. Todo lo que sea divertido me gusta.

Vero le rogaba a sus padres que la llevaran a hacer castings para publicidades pero nunca le daban corte. "Ahora los entiendo porque mi hija me pide y también me embola, pero la llevo porque conmigo no lo hicieron y me quedó pendiente". Soñaba con ser actriz y salir en televisión. Su hermano, Jorge Piñeyrúa, no mostraba interés pero al final él salió al estrellato y ella quedó atrás.

"Mi hermano arrancó por el lado del fútbol y yo de eso nada. Empecé Educación Física, hacía danza, estudié actuación en pila de escuelas pero nunca terminaba. Incluso hice dos años en La Escena, terminé hace poco, pero ya de vieja. Mi hermano siempre me dice, te dormiste. Tendrías que haber empezado antes.

Trío dinámico.

El título Radiomental se remonta a aquel Telemental con el que Diego Waisrub se inició como movilero allá por 2007. El ciclo en el dial conserva el espíritu que tenía el televisivo en relación al tono en que se habla, los temas que se abordan y la manera de comunicar.

—Al principio conducían Diego Waisrub y Rafa Villanueva. También tenían columnas Nacho Martirené, Gabriel Calderón y Maxi de la Cruz ponía la cuota de humor, ¿cómo se armó este nuevo grupo?

—(Diego): Cuando se fue Rafa (Villanueva) se dio el quiebre más fuerte: hubo una historia de dejarlo por acá. Pero Rafa mismo me dijo, es un proyecto que arrancamos todos juntos, si quedaste vos como abanderado, metele pata. La productora y la radio quisieron seguir también. Entonces se le buscó la vuelta para reformularlo tratando de involucrar gente que anduviera en la misma sintonía.

—(Vero): Yo llegué en mayo del año pasado por Annasofía, que siempre me ha dado el lugar. Cuando se casó y se fue de licencia entré por ella a hacer las notas a Yo y tres más. Así empecé en el canal. Ahora se fue de viaje y le hice la suplencia en la radio.

—(Diego): Vero había ido de invitada y pegamos re buena onda. Faltaba una persona para cubrir a Ana esos tres meses y se tiró su nombre porque nos parecía que podía funcionar dentro del perfil que tiene el programa.

—(Pacella): Con Diego veníamos desde hacía un tiempo coqueteando con otros proyectos y tirando algunas puntas.

—(Diego): Admiro pila a Leo. Escribe como los dioses y se actúa todo. Yo me acordaba que él había laburado en la CX30 hacía cinco años.

—(Pacella): Era un programa político y yo iba con Drácula, un personaje recontra ácido, y torturaba a los tipos porque a veces querían hablar en serio.

—(Diego): Cuando se fue Maxi (De la Cruz) siempre estuvo en la vuelta la idea de que entrara alguien a hacer personajes. A fines del año pasado se manejó la posibilidad de incorporar una persona y en el primero que pensé fue en Leo porque veníamos con la idea de hacer algo juntos. Está despegado.

—Tienen perfiles distintos en cuanto al humor y estilo, ¿cómo se equilibran?

—(Pacella): El tema del antihéroe y no jugar a que son unos crack sino todo lo contrario es una energía a la que estoy acostumbrado por el grupo de Carnaval porque nosotros también jugamos a eso. Por ese lado me parece que hay una unión que puede estar buena.

Yo entro a hacer personajes, a charlar y jugar con ellos, pero no me siento comunicador. Yo soy concreto. No tengo esa capacidad de hablar y desarrollar. Yo sé actuar nomás. Me guiono pero lo aprendí a los ponchazos. Lo único que estudié fue para actuar y es en lo único que sé que camino seguro.

—(Vero): Diego que es re verborrágico, saca temas de abajo de las piedras y yo lo sigo pila, él también y ahí la vamos llevando. Es como una conversación un poquito más ordenada. A veces me tengo que cuidar porque soy muy de decir disparates y Diego se pone como loco porque tiene miedo.

—(Diego): No es que tenga el filtro roto. No tiene filtro.

—Este nuevo desafío apareció en simultáneo al final de Sé lo que viste (Monte Carlo TV)....

—(Pacella): Tengo muchos canastos durante el año y a veces uno anda más fuerte que el otro. A veces tengo un grupo grande de alumnos, otras veces no; de repente hago muchas fiestas o muy pocas; a veces en el teatro va bárbaro, otras no. Está demás para poder pagar la luz, por ejemplo.

—En los Chobys y en Queso Magro la esencia es el grupo humano y hacer lo que les gusta entre amigos, ¿se traslada ese espíritu a la radio?

—(Diego): Queso Magro es una cooperativa de amigos, nacimos así. Los Chobys son una banda de amigos, más que un grupo que se arma para salir a matar en Carnaval. En la radio también pasa un poco eso: todos los que han entrado se han sentido súper cómodos, hay un clima de laburo recontra bueno. La gente de Azul nunca censura ni hay decretazos. Estamos hace cinco años y hay tremenda libertad para trabajar.

—Primero fue la tele para los tres y luego la radio. Dicen que quien prueba este medio no se quiere ir, ¿les está pasando?

—(Vero): Prefiero la radio a la tele toda la vida. En la tele tenés más exposición y te sirve para otras cosas pero trabajar en la radio es mucho más lindo. Tenés otro contacto directo con el público a través de los mensajes. Vamos de chancletas, tomamos mate, comemos bizcochos, hablamos en la previa. Es todos los días y generás otros vínculos.

—(Diego): Yo había laburado muy poquito antes de Radiomental haciendo algo de Carnaval en CX36 con Yamandú Cardozo, Christian Font, Pablo Aguirrezábal, un cuadrazo bárbaro. Tenía una pequeña participación y me pareció divertido. Pero después que agarré el ritmo diario siento que me falta algo cuando no hago radio.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)