vía láctea

Remar la auto gestión

Salvador García (Limpiando Encontré Monedas) y Francisco Trujillo (Cielos de Plomo) querían grabar los discos de sus bandas pero no se sentían identificados con el sistema ni con los sellos existentes, entonces pensaron una alternativa y así nació Vía Láctea Ediciones, una plataforma web que les permite alojar álbumes, datos sobre toques, información sobre derechos de autor, licencias y propiedad intelectual: asuntos que este colectivo entiende que resultan primordiales y que deben ser entendidos por los artistas.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Limpiando encontré monedas, una de las bandas que integran el sello.

El proyecto comenzó a gestarse en 2011 y el primer paso fue realizar el Festival de Música Libre en Playa Hermosa. Hoy Vía Láctea agrupa 14 bandas, lleva editados 30 discos; se hicieron diversos talleres, ciclos, tres festivales y habrá un cuarto en noviembre. Salvador García contó detalles sobre este proyecto.

Vía Láctea no es una isla. Existe una movida de músicos que se reúnen en diversos colectivos (Feel de Agua, Estampita Records, Módulo Records) y arman su propio proyecto o sello, "cada uno tiene sus matices pero estamos comunicados y trabajamos en conjunto". Esquizodelia es quizá la plataforma digital más reconocida en el circuito por contener un montón de artistas de los distintos sellos, "es un nombre que aúna a todo este movimiento". Todos ellos manejan ideas similares, "tratan de ir por el costado de la industria", dan prioridad la calidad y no a la participación en todos los concursos estatales, la sobre exposición o sonar en todas las radios.

Este espacio de auto gestión permite promover el encuentro y vínculo entre los artistas del sello, así como mantenerse fiel a determinadas creencias: "no significa necesariamente estar en contra, es ir por otro camino para buscar lo mismo: tocar, que la gente te escuche. Pero no estamos de acuerdo con darle dinero a una radio para que pase tu canción mil veces o pagar para que te escuchen; no queremos sonar a la fuerza, sino sonar porque la gente quiso escucharnos".

Los 14 solistas y/o bandas que conforman Vía Láctea son: Mañana mi coche explotará, Nicolás Piró, Mariana Figueroa, Cielos de Plomo, Limpiando Encontré Monedas, Música en dos cuartos, Y los nombres comunes, Sergio Martínez, Francisco Trujillo, Lobo está?, Toto Yulelé, Salvador García, Juan Ángel Italiano y La Jota agrede.

Hay varias fechas previstas. El 29 de mayo Toto Yulelé se presentará en Origen (Carlos Saez y Arocena) con entrada gratuita; Salvador García hará canciones de su álbum solista Todavía las nubes en Paullier y Guaná (6 de junio), en el Centro Cultural España (11 de junio) y en Centro Cultural Kavlin (27 de junio); Lobo Está? cantará en la Alianza Francesa de Paysandú el 30 de mayo y en la Biblioteca Felisberto Hernández el 5 de junio.

Ideología.

Salvador tenía una casa cultural en Maldonado que se manejaba de forma independiente y de acuerdo a los principios de la auto gestión. "Creo mucho más en el laburo colaborativo que en el orden jerárquico. La construcción colectiva de normas me parece esencial". Las bases de Vía Láctea se asentaron sobre esos principios de autogestión y trabajo colaborativo: los propios artistas son quienes organizan los festivales, las ferias, los talleres, se ayudan en materia de producción y toques.

Vía Láctea apareció como una necesidad de encontrar un espacio para poder desarrollar el arte siendo fiel a sus creencias. Están a favor de que la música circule sin ninguna restricción, que se copie, se distribuya. "O sea, estamos en contra de todo lo que está alrededor del disco que dice, prohibida su reproducción y copia... Por eso Vía Láctea es un sello discográfico copy left que es la variante del copy right, permite la copia y de hecho, impulsa que lo prestes, lo comuniques".

Eligieron utilizar una serie de licencias llamadas creative commons que permite descargar el material sin entrar en una ilegalidad. "Si ponés copy right y permitís la descarga hacés que la gente haga algo que es ilegal: aunque todos lo hagan, se cae en una contradicción. Legalizar esta alternativa de gestión hace que no seamos un limbo legal donde nadie sabe qué puede hacerse y qué no".

También realizan ediciones físicas de los álbumes para vender en las ferias y festivales que organiza el sello. Lo justifican así: "el objeto va al encuentro: tenés que dárselo a otro, alguien te lo tiene que pedir. Te relacionás con otro a través del disco; lo virtual está bueno pero es más anónimo, no sabés quién descargó tu música".

—¿Aplican algún criterio para decidir qué artistas se integran?

—Uno de los criterios es que tenga algo para decir, que las letras no sean un delirio, que haya comunicación. También valoramos cuando se llega a una prolijidad a nivel sonoro sin necesidad de una infraestructura gigante: con muy poquito hacer mucho. Una pata importante de nuestra ideología son los derechos de autor, la propiedad intelectual, entonces pretendemos que se acerquen artistas a conversar y vean qué intercambio real puede haber porque si no hay acercamiento ideológico no tiene sentido. Al artista a veces le aburre reconocer sus derechos, informarse, leer, lo más cómodo es decir, yo lo único que quiero es tocar y para mí la auto gestión tiene que ver con que alcances todos los niveles del proyecto.

—¿Cómo sucede el intercambio entre los artistas y los seguidores de las bandas?

—La idea es que entres a Vía Láctea a buscar un disco, te encuentres con otro material y lo descargues. Todos los artistas estamos en esa de descargate mi disco pero mirá que hay otros que podés descargar. Es una sinergia, una acumulación de energía para llegar a más gente.

—¿Tienen como meta sonar en la radio?

—Yo no escucho radios que me interese que mi música forme parte. Emisora del Sur pasa buena música, por ejemplo, pero ojalá las radios le dieran más bola a la música nacional y a los artistas emergentes.

Futuro.

Está previsto que la cuarta edición del Festival de Música Libre tenga dos sedes, una en Montevideo y otra en Maldonado. La fecha tentativa es noviembre. En la capital se realizará en el Centro Cultural España y en espacios al aire libre; en Maldonado tendrá la misma modalidad. En paralelo a la música, habrá charlas y talleres sobre cómo usar las licencias y acerca del entorno virtual para gestionarse.

Un grupo de gente vinculada al cine les propuso realizar un documental para registrar cómo trabaja Vía Láctea. "La idea es filmar diferentes instancias que resuman la identidad del colectivo. Habrá entrevistas con artistas del sello, se van a filmar toques en vivo, reuniones y talleres que hacemos para auto capacitarnos, donde el que más conocimiento tiene sobre un asunto lo transmite: la idea es usar el conocimiento en beneficio del colectivo y no solo en beneficio personal. Ese material tendrá una duración de 20 minutos y se subirá a una plataforma digital para que pueda ser visto por todos".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)