Entrevista

Cami Rajchman: "Después de haber tenido depresión, me esfuerzo por estar bien"

La ex Rombai está alejada de la música y de la TV, luego de su paso por Desayunos informales (Teledoce) y Gran hermano en Argentina. Dice tener propuestas pero se está tomando su tiempo para volver. “Estoy viviendo una etapa de redescubrimiento de mí misma”, asegura la joven de 22 años y la frase también vale para el amor.Separada desde hace meses del empresario Rony Kolberg, la cantante y comunicadora dice no tener apuros para el enamoramiento y disfruta de su familia y amigas. Desmiente las versiones de un romance con el exganador de Gran hermano, Fran Delgado. Habla de su comentada charla en TEDx sobre bullying, de su personalidad alegre pero también de la depresión que padeció.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Cami Rajchman. Foto: Leo Mainé

—¿Cómo definirías este momento de tu vida?

—Lo tomo para redescubrirme, sin depender de nada, ni de nadie. Soy la dueña de mis elecciones. Disfruto mucho de las cosas de todos los días, como visitar a mis sobrinas, cenar con mis padres y ver a mis amigas.

—¿Qué te dejó tu paso por Desayunos informales?

—Una experiencia increíble. Me encantó. Fue la primera vez que hice tele en Uruguay. El ambiente es muy bueno, aprendí muchísimo con mis compañeros, todos fueron generosos y muy buena onda conmigo. Fue una bajada a tierra de un deseo que siempre tuve y que era hacer TV en Uruguay. La experiencia de Desayunos... me convenció de que me encanta y quiero seguir explorando esa veta de la comunicación. Quedaron las puertas abiertas para otros proyectos, así que estoy muy agradecida a Canal 12 y a todos los que fueron mis compañeros.

—¿Qué definiciones tenés respecto del futuro de tu carrera? ¿Música o TV?

—Estoy evaluando diferentes propuestas. Algunas tienen que ver con la música y otras con la TV. Hay para elegir y cuando elija, quiero estar segura de que es eso lo que quiero. Por ahora estoy tomándome el tiempo necesario para evaluar. Si vuelvo a cantar, cómo lo haría. O si estoy en TV, dónde sería: en la pantalla clásica o en plataformas como You tube. Estoy evaluando eso.

—¿Cómo recordás tu paso por la TV argentina con Gran hermano?

—Fue muy divertido. Viví sola por primera vez. Alquilé un apartamento, me cocinaba y dependía de mí. Hice amigos y la experiencia fue enriquecedora. Trabajé con Pamela David, Marcela Tauro o Fran Delgado con quien sigo siendo muy amiga. No sé si fue el perfil que me gusta dar a mí, de tanta polémica pero como experiencia fue muy importante.

—Justamente se te vinculó sentimentalmente a Fran Delgado, ¿cuánto hubo de cierto en esas versiones?

—Nada. Nos divertimos mucho con todo lo que se dijo. Incluso, nos mandamos las capturas de pantalla de los portales. Fue muy gracioso porque en realidad somos amigos y los dos la tenemos clara. Es verdad que hicimos un viaje juntos a Misiones (Argentina) pero la verdad es que nos contrataron para ir a trabajar allí y como las cataratas estaban cerca, fuimos como amigos. Nada más.

—Tu discurso en TEDx sobre el bullying en las redes fue muy comentado el año pasado. ¿Qué repercusiones te sorprendieron más en ese momento?

—Lo más sorprendente fue que por primera vez nadie me criticó (risas). Por primera vez hablé desde un lugar muy descarnado. Conté algo súper íntimo, como que había padecido de depresión y nunca lo hubiese dicho en ningún otro ámbito porque no va de la mano del personaje que vendo que es divertido. y alegre. Es cierto que claramente soy eso, pero también tengo una vida atrás. Me animé a contarlo porque mucha me escribe diciéndome que está mal y cómo deberían hacer para estar tan alegres como yo. Y está bueno que se sepa que no siempre ha sido así. Me gustó mucho haber encarado la charla Ted por ahí. Las repercusiones fueron muy positivas. Al principio, cuando se anunció que yo iba a ser una de las oradoras, hubo muchísimos malos comentarios pero luego, esas personas críticas me escribieron para pedirme perdón. Que me habían escuchado para reírse de mí pero les cerré la boca.

Camila Rajchman
Camila Rajchman

—¿Cuál es tu postura hoy respecto de las redes sociales? ¿Cuán pendiente estás?

—Hoy y desde que soy una persona pública lo que se dice en las redes no me influye mucho. Siempre está bueno chequear qué se está diciendo, si a los seguidores les gusta o no el contenido que estás subiendo. Con Instagram, por ejemplo, yo trabajo y tengo que cuidarlo. Pero más allá de eso, no estoy pendiente. Quizás algunos mensajes demasiado agresivos está bueno borrarlos o responder en la buena. Igualmente, predominan los mensajes de amor. Siempre hay alguien que critica, pero eso pasa en todos lados.

—En la charla TEDx reconociste que tuviste depresión, ¿qué te ayudó a salir?

—Paradójicamente, creo que lo me ayudó a salir fue vivir algo muy fuerte, muy doloroso que me hizo pensar en que yo necesitaba estar más fuerte para salir adelante. Y que lo me tenía mal eran cosas en definitiva no tan importantes.

—Hoy se te ve con una personalidad alegre y extrovertida, ¿en qué momentos estás triste o de malhumor?

—Sí, soy alegre y espontánea. Muestro eso porque es lo que soy. Pero también hay situaciones que me ponen mal y a veces lo demuestro con frases que comparto en Twitter o Instagram. Me pasan cosas y lloro pero tengo algo a favor. Al haber sufrido depresión nunca me permito sufrir demasiado. Conozco mis límites. Ya toqué fondo una vez y me esfuerzo por estar bien.

—Hace unos meses terminó tu relación con el empresario Rony Kolberg, ¿cómo llevás la soltería?

—Si, se terminó una relación súper linda después de dos años. Nos queríamos un montón. Dejamos y obviamente estuve muy triste pero el tiempo ayuda a sanar y hay aprovechar los momentos para redescubrirse y conocerse un poco mejor. Estoy en ese proceso. Estoy contenta y viviendo experiencias nuevas. La prioridad soy yo.

—¿Cuál dirías que fue el detonante de la separación?

—Prefiero no profundizar en esto para no exponernos.

—¿Dirías que en este momento estás receptiva a enamorarte nuevamente o preferís mantener la soltería?

—Salí de una relación muy linda, muy larga y no estoy pensando en enamorarme. Estoy pensando en mí, en vivir y en que las cosas fluyan. Si viene algo, está bien. Y si no, también.

—¿Qué debería tener un hombre para conquistarte?

Camila Rajchman
Camila Rajchman

—Me gusta mucho que me hagan reír. Me parece que es un gran detonante para la conquista. Pero no hay mucho más. Tengo cero estereotipo respecto a lo físico. En cuanto a la personalidad, me gusta que sean auténticos y no se "disfracen" para conquistarte.

—¿Has escuchado a Rombai con su nueva integrante, Emilia Mernes?

—Sí, lo escucho y lo bailo.

—En el momento en que se anunció la nueva conformación de la banda, tuviste en Twitter opiniones críticas hacia quienes tomaron la decisión, ¿por qué?

—Seguramente haya tuiteado algo (no recuerdo qué) pero soy frontal y si puse algo en Twitter, seguro también se lo dije a quien correspondía.

—¿Te molestó que se haya rearmado la banda con una chica que, desde afuera, puede tener un perfil similar? Incluso se tiñó de rubio...

—Era lo que Rombai necesitaba. La banda empezó como dúo y eso es lo que le funciona. No coincido en que tengamos un perfil parecido. Creo que vendemos diferentes cosas. Yo le decía a Fer (Vázquez) que pusiera a alguien a su lado pero él me juraba que no lo iba a hacer. Supongo que fue eso lo que me molestó y no que se haya teñido de rubio...

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)