INTERACTIVO

Salud Pública contra las cuerdas

Unidad Popular ya tiene los votos para abrir una investigadora sobre ASSE. El FA aún intenta, sin éxito, convencer a opositores para que no la voten, mientras día a día aparecen más irregularidades que van desde coimas hasta directores de hospitales que venden servicios a la administración.

El único diputado de Unidad Popular, Eduardo Rubio, ya cuenta con los votos suficientes para abrir una gruesa investigación sobre la gestión de la Administración de Servicios de Salud del Estado (ASSE).

Su despacho es un cementerio de tazas de café. Hace semanas que allí se trabaja día y noche para presentar la denuncia contra la administradora de los hospitales públicos, por una serie de irregularidades que incluye coimas para la contratación de firmas tercerizadas, directores de hospitales que tienen empresas que les venden servicios a los centros de salud, un alza en la cifra que se destina al alquiler de las camas de CTI, gastos excesivos en publicidad y hasta violaciones a los derechos humanos de los pacientes.

Si no puede ver el interactivo haga click aquí

La investigadora es un hecho. Se necesita solo mayoría simple en la Cámara de Representantes, y con el aval del ex diputado frenteamplista, Gonzalo Mujica, la oposición tiene los votos necesarios. Algunos frentistas intentaron convencer a Mujica de que no diera su apoyo a la oposición, pero no hubo caso. "No renuncié todavía a mi banca porque primero quiero votar la Rendición de Cuentas y la investigadora para ASSE", declara.

Con Mujica inquebrantable, los jerarcas empezaron a hacer gestiones la semana pasada para intentar convencer al diputado del Partido Independiente, Daniel Radío, que es médico, con la excusa de que la investigadora implicaría mucho trabajo a ASSE en lo que refiere a la contestación de lo que reclamen los parlamentarios, y advirtiendo que esto iría en detrimento del tiempo que se destina a la atención de los usuarios.

A través del senador Marcos Carámbula, la presidenta de ASSE, Susana Muñiz, le pidió una reunión al diputado independiente, que se concretará el próximo martes. "Ya dije que voy a ir, no tengo problemas, pero en principio yo tengo pensado votar la investigadora", señala Radío. Consultado por este tema, el senador del Partido Independiente, Pablo Mieres, también opina que "es bueno investigar todo".

A partir de 2008.

Rubio tiene en su despacho un montaña de papeles con lo que parecen ser más de 5.000 páginas. La denuncia que piensa presentar no tendrá más de 50, por lo cual están eligiendo los casos "más emblemáticos, como el de Bella Unión", dice el diputado, en referencia a los contratos realizados por ASSE con la empresa de traslados en ambulancias Siemm, cuyos propietarios son tres directores de hospitales. Este caso sumó un nuevo capítulo esta semana, cuando el director del Hospital Pediátrico del Pereira Rossell, Rodrigo Barcelona, presentó un reclamo al directorio por haber cesado un contrato con Siemm, firma de la que es uno de sus propietarios, luego de que el Tribunal de Cuentas advirtiera que este era irregular.

Rubio señala que las unidades ejecutoras (término que ASSE utiliza para los hospitales y policlínicas que tiene a su cargo, y que son más de 900) que estarán denunciadas son "poco más de 20", pero agrega que hay muchas que están en la mira por varias irregularidades, como es el caso del Hospital de Cerro Largo, donde además de duplicar en un año el gasto en camas de CTI, hay un importante monto de dinero que se fue en el contrato de publicidad.

Más de 100 empresas se encuentran en listado de contratación de ASSE. Foto: Archivo
Más de 100 empresas se encuentran en listado de contratación de ASSE. Foto: Archivo

Además, la investigadora no abarcará solo este período de gobierno, sino que analizará la gestión de ASSE desde que se concretó su separación del Ministerio de Salud Pública (MSP), en 2008, en el marco de la reforma de la salud del primer gobierno de Tabaré Vázquez. Esto quiere decir que no solo serán citados a declarar las actuales jerarquías de ASSE, sino que también deberán hacerlo las anteriores. La oposición planea convocar a la expresidenta de ASSE, Beatriz Silva, y al exdirector en representación de los trabajadores, que fue procesado por una maniobra de coimas con empresas tercerizadas, Alfredo Silva, para que den explicaciones.

El diputado de Unidad Popular piensa presentar su denuncia antes de fin de mes. Una vez que lo haga, la Cámara de Representantes deberá convocar a una preinvestigadora multipartidaria que tendrá 48 horas para sugerir la integración de la investigadora en cuanto a la cantidad de legisladores de cada partido. A partir de ahí, el presidente de Diputados deberá convocar a una sesión extraordinaria para votar la aprobación de esta.

"Nosotros queremos que se investigue todo lo que pasó, que las cosas que están mal se corrijan y que esa masa de dinero que el Estado, o sea nosotros, destinamos a la atención de salud, se traduzca efectivamente en una mejor atención para toda la gente", señala Rubio.

El diputado cuenta que decidió pedir la investigadora luego de recibir "una gran cantidad de quejas por parte de los usuarios" en giras que realiza por el interior, y tras la interpelación realizada meses atrás por el diputado nacionalista Martín Lema al ministro Jorge Basso y a Muñiz. "Ahí vimos que quedaron muchas preguntas sin responder y pensamos que es necesario meter la lupa bien a fondo en el presupuesto de ASSE, porque se trata de mucha plata, son 1.000 millones de dólares al año", remarca el legislador.

Además de los documentos, Rubio ha intentado charlar con directores de hospitales y trabajadores de los centros de salud, pero dice que hay quienes no hablan por miedo a ser sancionados.

MSP reclama más control.

Ante la inminente aprobación de la investigadora, el ministerio empezó esta semana a tomar mayor protagonismo en cuanto a ASSE. Esta semana envió una carta a Muñiz —a la que accedió El País— en la que le solicita la "designación de dos representantes para integrar un equipo de trabajo, presidido por la Secretaría de Estado, que tendrá como fin elaborar propuestas legislativas que serán sometidas a la aprobación de las autoridades".

Estas propuestas incluyen la "elaboración de una guía de actuación para la prevención de conflictos de intereses en materia de contrataciones públicas", luego de que el Tribunal de Cuentas observara varias contrataciones por parte de ASSE.

En la misiva Basso también expone su plan para elaborar "concursos para ejercer la función pública" por parte de quienes aspiren a la dirección de las unidades ejecutoras. Para la elección se tendrá en cuenta "el análisis y la aprobación de proyectos de gestión y administración presentados por los postulantes para ser aplicados en el territorio, con metas, objetivos, presupuesto y cronograma de cumplimiento".

El ministro, además, se reunió esta semana con tres legisladores de Rivera para tratar la situación del hospital de ese departamento, que está en conflicto por un deuda de más de $ 18.000.000 con el personal médico y no médico.

No es la primera vez que Basso muestra su descontento. El año pasado, ante la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados dijo que ASSE carece de un plan estratégico. Esta, justamente, es una de las denuncias que hace la oposición.

Izquierdista de la primera ola ahora va contra el FA.

El despacho de Rubio está empapelado por pósters: un Fidel Castro joven que grita "hasta la victoria siempre"; el Che Guevara está dos veces, una sonriente y otra muy serio; también se puede ver a Hugo Chávez, con su boina roja y bajo él la leyenda "No expulsar a Venezuela del Mercosur". En medio de todos ellos hay un retrato de José Artigas. Ese que se suele ver arriba de los pizarrones escolares. Del pensamiento de estos hombres se nutre la ideología de Rubio, un viejo frentista y el primer izquierdista que impulsa una investigadora contra el FA.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)