Toxicología

Advierten por casos de intoxicación ante uso excesivo de insecticidas

Con el calor crecen las poblaciones de mosquitos y, con ellos, la necesidad de eliminarlos, o al menos de repelerlos. A una semana del anuncio del primer caso autóctono y tras la confirmación de un segundo infectado, es razonable que la alarma crezca y ya se ha registrado un crecimiento en la compra de repelentes e insecticidas.

En contrapartida, el Departamento de Toxicología del Hospital de Clínicas detectó un aumento en la cantidad de consultas por intoxicaciones, lo que preocupa a su directora, Amalia Laborde, especialista en Toxicología Clínica y Salud Ocupacional.

"En forma paralela y no coordinada las personas toman medidas por sí mismas, con un criterio muy genérico de control de mosquitos", señala. En algunos casos a raíz del miedo, en otros por desconocimiento, las consultas que reciben tienen que ver con accidentes o malestares por un uso exagerado de insecticidas, así como también por un "uso desviado" de productos ideados para uso agrícola o veterinario, que no fueron hechos para el hogar y mucho menos para aquellos en los que hay niños. Estos productos pueden tener alta concentración del principio activo y por ende una toxicidad elevada que luego lleva a quienes lo aplican a la consulta médica.

A veces la aparente cura puede ser peor que la enfermedad. Laborde cuenta que se ha encontrado con casos en los que las personas rocían de repelente carros, ropa y todo lo que rodea a niños pequeños. O casos de personas que llegan a cubrir las paredes y pisos de sus casas con pesticidas. Y para que los insecticidas que se venden en supermercados lleven a niveles de intoxicación altos el uso debe ser realmente exacerbado. "Pero las personas con pánico no atienden a ese riesgo y solo atienden al riesgo del mosquito. Han llegado a utilizar dosis muy exageradas", asegura. La experta desaconseja los insecticidas dentro del hogar, especialmente con niños pequeños cerca. Eliminar las concentraciones de agua en recipientes, usar repelente y aplicarlo en los plazos indicados, colocar mosquiteros de ser necesario y todas las medidas previas a los químicos es lo que recomienda Laborde. Y, aunque resulte tedioso escucharlo una y otra vez, parece ser la medida más efectiva. El insecticida es, a su entender, un "facilismo", que ni siquiera resuelve el problema de fondo.

Si bien el departamento no cuenta con datos concretos que ilustren el crecimiento de las consultas, es un hecho que durante el verano son mayores, afirma la experta. "Nos preocupa que esa intoxicación aguda sea la punta del iceberg de lo que estamos viendo y que en realidad se vengan aplicando plaguicidas de forma excesiva durante todo el verano". Los casos que recibieron en estas últimas semanas no fueron severos pero sí los hubo agudos. Los síntomas pueden ser desde fuertes dolores de cabeza hasta problemas digestivos, y en los niños, la población más vulnerable, pueden llegar a causar problemas de salud a largo plazo si se los expone de una forma sostenida y prolongada.

"Uso cosmético" es la denominación que le dan dentro del departamento al uso excesivo que suelen hacer las personas de estos químicos para "no ver un solo bicho", para "que la rosa este maravillosa, el pasto sea una alfombra verde" o para que dentro del hogar no haya ni una mosca". "No hay que matar al primer bicho que se ve. Estamos rodeados de bichos, hay que aceptarlo", indica Laborde. Los efectos a largo plazo del contacto con estos productos no se conocen todavía. Sin embargo, hay metaanálisis que confirman que la exposición repetida y constante de embarazadas puede tener efectos serios en la salud del bebé, incluso cáncer en la infancia o microcefalia.

"La demanda ha crecido", indica por su parte la directora de la Liga Sanitaria y experta en control de plagas Laura Krell, quien alerta además que un uso indiscriminado de insecticida, "aplicado sin conocimiento de las plagas, puede promover resistencia en las poblaciones, haciendo más difícil su control". Los piretroides son los productos que se usan regularmente para el combate de mosquitos. Son los recomendados por organizaciones internacionales y aprobados por las autoridades a nivel nacional.

La Intendencia de Montevideo, por ejemplo, ha utilizado este producto junto con un inhibidor de crecimiento para las fumigaciones que ha realizado en parques y espacios verdes para el mosquito común, según indica la directora de Salud de la Intendencia de Montevideo, Analice Berón. En humanos, los piretroides pueden causar alergias respiratorias durante la primera hora de aplicación y por eso la Intendencia ha realizado sus fumigaciones entre las cuatro y las seis de la mañana, momento en que hay menor circulación.

En el uso doméstico, Krell indica que si los insecticidas se usan con precaución no debería haber inconvenientes. Aun así, propone varias soluciones previas, como ver cuál puede ser el producto que atrae a las plagas y retirarlo si es un alimento podrido, entre otras cosas. "No proponemos tratamientos indiscriminados, sí asesoramos a nuestros clientes respecto al manejo del ambiente".

Al aplicar productos es importante que las personas se retiren del lugar, agrega Krell, y advierte "que los alérgicos o gente con cuadros respiratorios no se expongan a ellos preventivamente". Lo que sí hay que evitar, según la especialista, son las formulaciones con DDVP o vapona, altamente tóxico y perjudicial para los humanos. La experta desaconseja además comprar este tipo de productos en la calle o locales que no estén habilitados para comercializarlos y sugiere evitar adquirir productos que no tengan etiqueta e instrucciones de uso en el envase, porque contienen indicaciones importantes a tener en cuenta si ocurre una intoxicación.

La industria de control de plagas apuesta cada vez más al uso de larvicidas y reguladores de crecimiento que inhiben el desarrollo del mosquito en diferentes etapas. Por otro lado, se utilizan también bioinsecticidas, que implican el desarrollo de hongos específicamente para diferentes tipos de insectos. Para el Aedes aegypti, por ejemplo, existe un preparado de hongos que sirve para eliminarlos, sostiene Krell.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)