Juan Oribe Stemmer
Juan Oribe Stemmer

El hilo de Ariadna

Hace unos meses el ministro de Economía advirtió a los representantes de la Cámara Industrial de Alimentos envasados, que lo mejor que podían hacer es olvidarse de la Argentina para exportar.

Una conclusión que parece ser compartida por el resto del gobierno. A principios de febrero el ministro Almagro describió la medida argentina de prohibir que los embarques originados en ese país sean transbordados en el Puerto de Montevideo, como "una agresión directa al Uruguay". La semana pasada, durante una reunión que mantuvo el ministro de Relaciones Exteriores con los operadores portuarios se llegó a la conclusión de que nuestro país debe establecer su propia infraestructura portuaria en Nueva Palmira y no depender de la Argentina (¡una verdadera novedad!).

Al mismo tiempo, en la reunión entre los Cancilleres de la Argentina y del Uruguay que tuviera lugar en Buenos Aires se aprobó un comunicado conjunto donde se informa que se llegó a tres acuerdos importantes.
Primero, lo

Hace unos meses el ministro de Economía advirtió a los representantes de la Cámara Industrial de Alimentos envasados, que lo mejor que podían hacer es olvidarse de la Argentina para exportar.

Una conclusión que parece ser compartida por el resto del gobierno. A principios de febrero el ministro Almagro describió la medida argentina de prohibir que los embarques originados en ese país sean transbordados en el Puerto de Montevideo, como "una agresión directa al Uruguay". La semana pasada, durante una reunión que mantuvo el ministro de Relaciones Exteriores con los operadores portuarios se llegó a la conclusión de que nuestro país debe establecer su propia infraestructura portuaria en Nueva Palmira y no depender de la Argentina (¡una verdadera novedad!).

Al mismo tiempo, en la reunión entre los Cancilleres de la Argentina y del Uruguay que tuviera lugar en Buenos Aires se aprobó un comunicado conjunto donde se informa que se llegó a tres acuerdos importantes.
Primero, los ministros resolvieron llevar adelante el dragado de profundización de Martín García a 34 pies al 0 de mareas. En los sectores de fondos duros se dragará a 38 pies, lo que deja despejado el camino para profundizar aún más el canal, en el futuro. Se encomendó a la CARP, "concluir los estudios técnicos de trazas alternativas" en determinados sectores del canal. También se acordó que los dos países aportarán por partes iguales los recursos para llevar a cabo las obras.
Segundo, los Cancilleres acordaron avanzar con el proyecto de dragado y balizamiento de los canales de navegación del Río Uruguay. El sector entre el km. 0 del río y el km. 187,1 (donde se encuentra el puerto argentino de Concepción del Uruguay) será llevado a 25 pies de profundidad; y el sector hasta el Puerto de Paysandú será dragado a 19 pies de profundidad.

Finalmente, se acordó aprobar el pliego para el Estudio de Viabilidad del proyectado Puente Internacional Monte Caseros - Bella Unión.
Pero, antes de lanzar las campanas al vuelo, es importante recordar lo sucedido en los últimos meses y las medidas tomadas por nuestros hermanos rioplatenses que tanto perjudican a los puertos uruguayos. Basta mencionar la prohibición de que cargas originadas en Argentina sean transbordadas en puertos uruguayos y las medidas que complican el acceso de las barcazas cargadas de soja paraguaya que pretenden utilizar Nueva Palmira.

¿Por qué se avanza en ciertos temas y se retrocede en otros?
La respuesta se encuentra en el texto del comunicado conjunto. En el caso de Martín García, los ministros consideraron necesario dejar constancia expresa de que la obra "resulta de interés para el comercio exterior de ambos países". En el caso de los canales de navegación del río Uruguay, expresaron que el dragado "resulta de interés para ambos países, ya que abaratará los costos y facilitará de forma substancial la salida de productos de exportación de la localidades ribereñas uruguayas, y de la provincias mesopotámicas argentinas".

La conclusión es obvia: con Argentina podemos avanzar (aunque sea trabajosamente) en aquellos asuntos donde predominen los intereses compartidos. No sucederá lo mismo donde existan intereses contrapuestos (como sucede en el caso de la venta de servicios portuarios o de transporte marítimo).

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)