Ignacio Sienra
Ignacio Sienra

La vigencia de la Concertación

Es notica reciente que el sector de Javier García propone reeditar la Concertación para las elecciones departamentales.

"Si no tenemos un instrumento electoral que nos permita votar unidos, va a continuar el Frente Amplio. Todos aquellos que tenemos la vocación del cambio, debemos unirnos".

Esto representa para nosotros un enorme acierto y una enorme alegría. El senador García ha resumido los cimientos y la piedra fundamental de la Concertación, tal como la pensaron sus fundadores.

El 16 de marzo de 2012, mi padre, Rodolfo Sienra Roosen, escribía, bajo el título la Concertación de Partidos: "Una descripción un tanto rústica facilita la comprensión del porqué los partidos desaparecen, se escinden, y en determinados momentos se asocian para objetivos de más o menos largo alcance sin desaparecer… los partidos nacen en un tiempo y con fines determinados, pero el contexto en el que aparecen cambia, y para mantener la vigencia, los partidos deben evolucionar".

Con anterioridad en febrero de 2010 Carlos Maggi escribió bajo el titulo "Concertar para Gobernar: ¿Cómo entender que los partidos que hicieron el país se entreguen antes de una lucha electoral que tienen ganada, sin que nadie dé una razón suficiente? Ahora resulta que es mejor perder que ganar. No conocí en mi larga vida, un absurdo semejante". Hablaba de la elocuente realidad de ir separados en el interior.

Washington Beltrán Storace prologó el libro "Rodolfo Sienra Roosen Testimonio de su pluma": "Las decisiones en materia política, generalmente las toman las cúpulas y las transmiten a sus militantes… En otras ocasiones, que no son muchas, pero se hacen sentir por su fuerza arrolladora, son los militantes, el pueblo, los que reclaman y exigen determinadas conductas o líneas políticas a sus dirigentes en una manifestación de democracia espontánea. El histórico acuerdo entre blancos y colorados para concurrir juntos al rescate de Montevideo es el ejemplo más rotundo de cómo un clamor popular, llegó a concretarse e imponerse a nivel de los mandos de los partidos tradicionales… Lamentablemente Cucho no vivió para ver su prédica convertida en realidad, pero la concreción del Acuerdo es la demostración de su acierto, de su visión… Hoy existe… Un movimiento, convertido en Partido, pero integrado solo por vecinos".

Lo que ocurrió después fue que el instrumento fue muy mal utilizado por el sistema político; los partido tradicionales resolvieron bajar a quienes venían trabajando desde tiempo atrás por la ciudad, vaya uno a saber por qué, y pusieron —con el mayor de los respetos— a dos candidatos improvisados.

Con todo, este Partido de la Concertación le permitió a Edgardo Novick tener una excelente votación, que fue el embrión en su propio partido, el Partido de la Gente. Ahora dice que se siente cada vez más lejos de los partidos tradicionales. Está buscando votos de exfrentistas. Pero debería cuidarse, porque es muy probable que terminé votando dentro de la Concertación. Va a terminar así.

Entonces, no podemos menos que apoyar a dos manos el planteo de Javier García, e ir por Montevideo con fuertes candidaturas, y por todos los departamentos del interior. ¡Vamos por la Concertación!

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)