Antonio Mercader
Antonio Mercader

Concertación para ganar Montevideo

Se equivocan quienes dicen que el Partido de la Concertación quedó desconcertado por el resultado de las elecciones nacionales. No es así. La concertación entre blancos y colorados sigue vigente. La razón de su vigencia es conocida: ofrecerle a Montevideo una alternativa de mejor gobierno tras 25 años de fracasos del Frente Amplio en la conducción de la ciudad.

Es sabido que no son trasladables las tendencias de la elección nacional a lo municipal y que en los departamentos la gente vota más atenta a los temas locales que a los lemas partidarios. Eso también rige para la capital en donde la izquierda sigue defraudando las expectativas de los vecinos. Y de poco vale que el Frente Amplio se ampare ahora en una reciente encuesta de Equipos, publicada tras el balotaje, que le otorga el 38% de aprobación a Ana Olivera contra un 37% de desaprobación.

¡Es la primera vez en un lustro que la intendenta tiene más simpatizantes que críticos!, proclaman los frentistas. Se entusiasma

Se equivocan quienes dicen que el Partido de la Concertación quedó desconcertado por el resultado de las elecciones nacionales. No es así. La concertación entre blancos y colorados sigue vigente. La razón de su vigencia es conocida: ofrecerle a Montevideo una alternativa de mejor gobierno tras 25 años de fracasos del Frente Amplio en la conducción de la ciudad.

Es sabido que no son trasladables las tendencias de la elección nacional a lo municipal y que en los departamentos la gente vota más atenta a los temas locales que a los lemas partidarios. Eso también rige para la capital en donde la izquierda sigue defraudando las expectativas de los vecinos. Y de poco vale que el Frente Amplio se ampare ahora en una reciente encuesta de Equipos, publicada tras el balotaje, que le otorga el 38% de aprobación a Ana Olivera contra un 37% de desaprobación.

¡Es la primera vez en un lustro que la intendenta tiene más simpatizantes que críticos!, proclaman los frentistas. Se entusiasman porque una encuesta le brinda unas cifras pasables a quien recibió siempre -sondeo tras sondeo- el rechazo de la población. Y sobre esa base ya dan por seguro que el Frente Amplio ganará las municipales de mayo y gobernará Montevideo en el próximo quinquenio.

Embargados por la euforia del triunfo de Tabaré Vázquez los frentistas olvidan que la encuesta de Equipos hay que tomarla con pinzas pues se hizo en plena campaña electoral con el resultado del predominio de la izquierda en la capital. Es evidente que en el fragor de la campaña los encuestados tendieron automáticamente a respaldar al partido de su preferencia sin separar lo nacional de lo municipal.

El valor de esa encuesta es relativo ya que dentro de seis meses los capitalinos votarán con la mirada puesta en la realidad de Montevideo. ¿Y qué canta la realidad? Que la capital continúa padeciendo malos servicios de limpieza, iluminación, estado de pavimento de calles y aceras, seguridad y orden en el tránsito, y una larga lista de etcéteras. Así lo prueban las noticias procedentes del Palacio Municipal, tan malas como de costumbre. Véanse si no las dos noticias municipales más relevantes de la última semana.

Una de ellas fue conformada por denuncias sobre fallas en el sistema de bicicletas públicas y ciclovías instalado hace poco en la Ciudad Vieja. Casi nadie las usa, carecen de control y para peor se habla del pago de precios muy superiores a los abonados por idéntico sistema en otras ciudades del mundo. La otra es el fallo de la justicia que determinó que la comuna debe pagarle unos 6 millones de dólares por haberes impagos a un grupo de inspectores municipales.

Ambas noticias denotan el estado de crisis permanente de la intendencia frentista. La primera recuerda que sin grandes obras innovadoras inauguradas en el último cuarto de siglo, las pocas de importancia que se hicieron -como el corredor de General Flores- terminaron en fracaso. La segunda revela el típico mal manejo de los recursos humanos, tan malo que al final se destina la parte del león a mantener a los funcionarios agrupados en la insaciable ADEOM.

Errores y fallos que pagan los montevideanos que en mayo deberán optar entre confirmar la desatinada conducción del Frente Amplio o darle una oportunidad a colorados y blancos unidos en un Partido de la Concertación que, digan lo que digan, vive y lucha.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)