FILTRACIONES DE LOS SERVICIOS DE INTELIGENCIA

Wikileaks desnuda a la CIA, que sabe todo de todos

Televisores usados para escuchas, teléfonos inteligentes intervenidos y desarrollo de virus informáticos.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Ayer ante un retrato de Hillary Clinton en la reapertura al público de la Casa Blanca. Foto: EFE

La CIA puede transformar su televisor en un aparato de escucha, e incluso controlar su vehículo a distancia, según documentos publicados ayer martes por Wikileaks, que los presenta como la mayor filtración de la historia de la inteligencia de EE.UU.

El sitio creado por el australiano Julian Assange afirma que esos documentos demuestran que la CIA opera de forma similar a la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) —principal organismo de vigilancia electrónica de EE.UU.— pero con menos control.

Según Wikileaks, esos documentos demuestran que la CIA elaboró más de 1.000 programas maliciosos —virus, caballos de Troya y otros programas informáticos capaces de infiltrar y tomar el control de aparatos electrónicos.

Los casi 9.000 documentos divulgados ayer son parte de una serie de siete entregas de Wikileaks. El portal asegura que su serie "Vault 7", que estrenó ayer con el capítulo "Year Zero (Año Cero)" y que abarca el período de 2013 a 2016, es "la mayor filtración de datos de inteligencia de la historia".

"Year Zero" expone el alcance del programa de la CIA, que explota las debilidades de un amplio rango de compañías y productos de Europa y EE.UU. Algunos de estos productos son, según Wikileaks, el iPhone de Apple, los teléfonos Android de Google, Windows de Microsoft y hasta los televisores de Samsung, que pueden convertirse en micrófonos encubiertos mediante un software supuestamente elaborado en colaboración con el MI5 británico.

Assange había planeado una rueda de prensa a través de internet, pero posteriormente anunció en Twitter que sus plataformas habían sido atacadas.

En un comunicado, Assange, refugiado en la embajada de Ecuador en Londres desde 2012, dijo que su última filtración es "excepcional desde una perspectiva legal, política y forense", y añadió que supone "un gol en contra" para la CIA.

Denunció, además, que "hay un riesgo extremo de proliferación en la carrera acelerada por las ciberarmas", que resulta de la incapacidad de las agencias de seguridad para controlarlas una vez creadas y por su "alto valor de mercado".

Según explica Wikileaks, "Year Zero" comprende 8.761 documentos y archivos, procedentes de "una red aislada y de alta seguridad situada en el Centro de Inteligencia Cibernética de la CIA en Langley, Virginia". Además del centro en Langley, la agencia utiliza el consulado de EE.UU. en Fráncfort (Alemania) "como una base encubierta para sus hackers en Europa, Oriente Medio y África", de acuerdo con Wikileaks.

Revela además que recientemente "la CIA perdió el control sobre la mayor parte de su arsenal de hacking, incluido software malicioso y otros virus".

Esta colección de "varios cientos de millones de códigos" dan a su poseedor "la capacidad de hacking íntegra de la CIA", asegura en un comunicado, donde dice que la primera entrega "ya eclipsa el total de páginas publicadas en los primeros tres años de revelacio-nes sobre la NSA por Edward Snowden".

Según explica el portal, la colección llegó a manos de antiguos hackers del gobierno estadounidense y otros agentes de manera "no autorizada" y uno de ellos "proporcionó a Wikileaks porciones del archivo".

El portal dice que, al difundir toda esta documentación, ha tomado cuidado de no distribuir "armas cibernéticas", hasta que "emerja un consenso sobre la naturaleza política y técnica del programa de la CIA y de cómo tales armas deben ser analizadas, desactivadas y publicadas".

En los documentos se afirma que la CIA, en asociación con otras agencias de inteligencia estadounidenses y extranjeras, también ha sido capaz de descifrar la encriptación de populares aplicaciones de mensajes como WhatsApp, Telegram y Signal.

"No comentamos la autenticidad o el contenido de supuestos documentos de inteligencia", dijo en un comunicado el portavoz de la CIA, Jonathan Liu. En tanto, un consultor de ciberseguridad que trabajó para el gobierno de Estados Unidos, y que pidió que no se le identificara por lo sensible de la noticias, dijo que la filtración parecía ser legítima.

En un caso, dijo Wikileaks, agentes estadounidenses y británicos bajo el programa conocido como "Weeping Angel", desarrollaron maneras de tomar el control de una televisión inteligente de Samsung, haciendo que pareciera que estaba apagada cuando en realidad estaba grabando conversaciones en la habitación.

Assange dirigió la difusión de "Vault 7" desde la embajada de Ecuador en Londres, donde se refugió en 2012 para evitar su extradición a Suecia, que le reclama para interrogarle sobre un delito sexual que él niega.

La clave para acceder a Vault 7 es una frase del presidente John F. Kennedy: "Voy a partir la CIA en mil pedazos y esparcirlos al viento".

El fantasma de las filtraciones en la Casa Blanca.

En los últimos meses del gobierno de Barack Obama, las agencias de inteligencia de Estados Unidos acusaron a Rusia de filtrar correos privados del Partido Demócrata —que Wikileaks publicó— y difundir noticias falsas, entre otras estrategias, con el fin de degradar la candidatura de Hillary Clinton y favorecer a Donald Trump.

Este episodio enfrentó a Trump, entonces presidente electo, contra sus propios servicios de espionaje, a los que restó credibilidad. Después de la toma de posesión, el 20 de enero, una vez en la Casa Blanca, el enfrentamiento volvió cuando la prensa publicó las conexiones de miembros de su equipo con Moscú. Las revelaciones de ayer martes, de confirmarse, darán a Trump una buena baza para insistir en que la CIA está plagada de soplones que no cuidan bien de la información confidencial. Wikileaks dijo que esta es la mayor filtración de la historia de la CIA, aunque la mayor sufrida por Estados Unidos en la historia reciente fue precisamente la de los documentos diplomáticos y militares de 2010, que convirtió a Wikileaks en un fenómeno global, y supuso una condena de 35 años para la exanalista militar Chelsea Manning (entonces Bradley), que robó y entregó la información. Lo revelado, en todo caso, está a la altura de grandes escándalos como este o el provocado por Edward Snowden, el exanalista de seguridad que denunció el espionaje electrónico masivo de Estados y que vive protegido en Rusia. En los últimos días de su presidencia, Obama decidió conmutar la pena a Manning, lo que generó gran polémica. La sombra de Wikileaks sigue planeando por la Casa Blanca. En base a EL PAÍS DE MADRID

PRINCIPALES REVELACIONES DE WIKILEAKS.

25 julio 2010.

Varios medios publican información secreta acerca de la guerra en Afganistán, filtrada por Wikileaks.

22 octubre 2010.

Publica 391.000 documentos del Pentágono sobre abusos contra presos en Irak.

28 noviembre 2010.

Comienza a filtrar 251.287 documentos con instrucciones a diplomáticos de EE.UU. para que espíen a políticos extranjeros.

7 diciembre 2010.

El australiano Julian Assange, director de Wikileaks, es detenido en Londres. Nueve días más tarde es puesto en libertad bajo fianza.

25 abril 2011.

Primeros cables del Pentágono sobre Guantánamo.

27 febrero 2012.

Publica los más de 5 millones de correos electrónicos de la empresa privada estadounidense de seguridad Stratfor.

19 junio 2012.

Assange pide asilo político en la embajada de Ecuador en Londres.

2 julio 2015.

Revela que la NSA espió a Brasil, Alemania y Japón.

21 octubre 2015.

Supuestos documentos del director de la CIA, John Brennan, sobre el poder de Irán.

22 febrero 2016.

Espionaje de la Agencia Nacional de Seguridad (NSA) al primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, el ex primer ministro italiano Silvio Berlusconi y el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon.

16 marzo 2016.

Publicación de 30.000 mails de Hillary Clinton de cuando era secretaria de Estado.

7 marzo 2017.

Wikileaks expone el "hacking" de la CIA, con Fráncfort como centro de operaciones en Europa.

LA AGENDA DE DONALD TRUMP.

El Primer ministro de Irak en la Casa Blanca.

El presidente Donald Trump recibirá al primer ministro iraquí Haider al-Abadi en la Casa Blanca antes de fin de mes, para hablar sobre la ofensiva conjunta contra el grupo Estado Islámico en Mosul, segunda ciudad de Irak.

Multa al grupo ZTE de telecomunicaciones.

EE.UU. multó en 1.200 millones de dólares al coloso chino de telecomunicaciones ZTE por violar su prohibición de exportar a Irán y Corea del Norte. La multa es la mayor que ha aplicado en un caso de control de exportaciones.

Presentan proyecto contra el Obamacare.

Legisladores del Partido Republicano presentaron un proyecto de ley para sustituir el sistema de salud conocido como "Obamacare", una obsesión del presidente Donald Trump y de la mayoría conservadora en el Congreso.

Demanda por nuevo decreto migratorio.

Organizaciones defensoras de los derechos civiles anunciaron ayer que interpondrán acciones judiciales contra el nuevo decreto migratorio de Trump, que mantuvo su veto para seis países de mayoría musulmana.

Competencia y baja de costos en fármacos.

Trump dijo ayer martes que está desarrollando un plan para alentar la competencia en la industria farmacéutica y rebajar los precios de los medicamentos en EE.UU. Por esto, las acciones de algunas farmacéutica cayeron ayer.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)