ANÁLISIS

La UE obligada a reinventarse

La decisión de Donald Trump de retirar a EE.UU. del Acuerdo de París contra el calentamiento global ha desatado una reacción en tromba desde la Unión Europea (UE), donde instituciones, empresas y asociaciones coinciden en denunciarlo como un error histórico mientras buscan alternativas de futuro.

Desde la victoria electoral de Trump en noviembre, los nervios han aflorado en los pasillos de la Comisión Europea y del Consejo, donde se han ido preparando alternativas ante la creciente incertidumbre sobre el Acuerdo de París que fomentaba.

La maniobra estratégica invitaba a mirar hacia China, el segundo país más contaminante del mundo —por detrás de Estados Unidos— y el más poblado.

Trump empuja a la UE a mover fichas en el tablero diplomático, pero también a cerrar filas de puertas para dentro: sin fisuras por ahora, Europa se aferra a la unidad ante los desafíos que plantea Washington y a los que supone la salida del Reino Unido del proyecto comunitario.

Los líderes de las tres grandes potencias que quedarán en la UE cuando el "Brexit" desconecte a Londres de Bruselas no renegociarán el Acuerdo de París, según aseguraron en un comunicado conjunto después del anuncio de Trump la canciller de Alemania, Angela Merkel; el presidente de Francia, Emmanuel Macron, y el primer ministro italiano, Paolo Gentiloni.

La relación entre Bruselas y Washington se ha tensado tanto que los líderes europeos incluso han dejado de mantener la compostura ante las formas de Trump, que hace solo una semana se reunió con ellos en Bruselas y en la cumbre del G7 en Italia.

En la sede bruselense de la OTAN, Macron, con teatralidad y ante las cámaras, dejó de palmas abiertas a un Trump sorprendido al ver que el presidente francés saludaba a Merkel y a sus colegas antes que a él.

Cinco días después, la canciller alemana dijo en alusión a Londres y Washington que "los tiempos en que se podía confiar en otros han quedado atrás".

Y tras la ruptura estadounidense del pacto medioambiental, Macron ha reciclado, en inglés, una de las frases más célebres de Trump: Make the planet great again (Hacer el planeta grande de nuevo).

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)