RELACIONES DE EE.UU. CON EUROPA

Trump invitado a París para "amigarse" con UE

Esbozó un cambio en su negativa al acuerdo climático.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Los matrimonios Macron y Trump cenando en el restaurante de la Torre Eiffel. Foto: Reuters

Donald Trump será el invitado estrella hoy 14 de julio en el desfile en París por el Día de la Bastilla, que este año además conmemora el ingreso de las tropas estadounidenses en la Primera Guerra Mundial hace un siglo. La visita del presidente y su esposa Melania a la capital francesa lo aparta de la atmósfera de Washington, pero no de la crisis que vive la Casa Blanca por la investigación sobre la injerencia rusa en las elecciones de noviembre pasado. Y menos ahora que está involucrado su hijo mayor, Donald Jr.

Trump y Melania fueron recibidos con una ceremonia solemne por el presidente Emmanuel Macron y su esposa Brigitte, en el Palacio de los Inválidos, un complejo del siglo XVII creado para acoger a los heridos de guerra. Luego Macron llevó a sus invitados a la iglesia San Luis en Los Inválidos, donde visitaron la tumba de Napoleón y del mariscal Foch, uno de los mayores líderes militares de la Primera Guerra Mundial.

Francia lo está dando todo para el recibimiento del matrimonio Trump, especialmente con la cena que les ofrecieron Macron y Brigitte anoche en el segundo piso de la Torre Eiffel.

Es que después de un inicio difícil en sus relaciones, ambos presidentes tienen incentivos para mejorar sus vínculos: Macron quiere elevar el papel de Francia en temas internacionales, y Trump necesita amigos en el extranjero. El diálogo se centrará en las iniciativas diplomáticas y militares compartidas por las dos naciones, pero Macron no evitará tratar también temas controvertidos, como el acuerdo de París sobre el cambio climático y la postura comercial de Trump de "Estados Unidos primero".

"Lo que Macron quiere es que Trump regrese al círculo", dijo el portavoz del gobierno francés, Christophe Castaner.

Trump y Macron "tienen muchas cosas en común en su forma de ver el mundo", estimó por su parte un responsable estadounidense. Según él, existe "una muy buena alquimia" entre el francés de 39 años y el estadounidense de 71 años.

En la reciente reunión del G20, el presidente francés fue afable con él, en contraste con otros europeos como Ángela Merkel, muy crítica con Trump.

Coincide que ayer Merkel se encontraba en París al mismo tiempo que Trump para una cumbre franco-alemana que copresidió por la mañana con Macron. Francia y Alemania comparten la misma visión sobre "el comercio libre y justo" y la "lucha contra el proteccionismo", pero también sobre el clima y sobre Trump, aseguró Macron al final del encuentro.

Al menos en las declaraciones, la visita de Trump tuvo ayer sus primeros frutos. En una rueda de prensa con Macron, Trump dijo que "algo podría pasar" respecto al Acuerdo de París sobre el clima.

En la rueda de prensa con Macron, el presidente estadounidense no pudo eludir la implicación de su hijo Donald Jr. en la trama rusa. "En lo que concierne a mi hijo, es un joven maravilloso. Aceptó reunirse con una abogada rusa. No con una abogada del gobierno, sino con una abogada rusa", dijo Trump. "Fue una reunión corta. Desde un punto de vista práctico, pienso que la mayoría de la gente hubiera aceptado esa reunión", añadió.

¿Impeachment?

Al tiempo que Trump llegaba a París, en Washington el congresista demócrata Brad Sherman presentaba formalmente una resolución para abrir un juicio político contra el presidente, acusando al mandatario de obstruir la justicia durante la investigación sobre la injerencia rusa en las elecciones de 2016.

Sherman, que representa a California, no tendría éxito en su planteo. Sus compañeros demócratas consideran que es más prudente continuar con la presión mediática hasta que haya pruebas fehacientes que corroboren dichas acusaciones. Además, para lograr una acusación formal de la Cámara de Representantes es necesaria una mayoría simple, sin embargo los republicanos la controlan por una ventaja de 46 asientos, lo que hace casi imposible cualquier avance de la propuesta de Sherman.

La portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, criticó la decisión. "Creo que es completamente ridículo y ese partido político está en su peor momento", consideró la portavoz de la Casa Blanca.

El Senado convocará a Donald Jr. por reunión con la abogada rusa.

El Comité Judicial del Senado de Estados Unidos convocará a Donald Trump Jr. para que testifique por sus supuestos intentos de que Rusia beneficiara a su padre en las elecciones, informó ayer el presidente de esa comisión, Chuck Grassley. El senador republicano por Iowa declaró a la cadena CNN que los miembros de su comisión quieren que Donald Jr. aclare los correos electrónicos que publicó esta semana, en los que muestra su interés por reunirse con una abogada rusa supuestamente vinculada al Kremlin de la que esperaba sacar información para usar en contra de Hillary Clinton, entonces candidata demócrata a la Casa Blanca. Según la radio pública NPR, Grassley pretende que Donald Jr. comparezca en sesión pública ante el Comité Judicial del Senado la semana que viene y le enviará una citación si es necesario. El senador republicano por Iowa dijo ayer miércoles que quería que el exjefe de campaña del presidente, Paul Manafort, investigado por la injerencia rusa en los comicios de 2016, testifique ante el comité también la próxima semana por el mismo caso. Por su parte, el presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, estuvo ayer de acuerdo con que es preciso que el primogénito del presidente testifique en el Congreso para aportar luz a lo divulgado. Esta nueva crisis da alas y argumentos a las investigaciones sobre una posible colaboración entre la campaña de Trump y Rusia para influir en el resultado de las elecciones de noviembre. EFE

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)