La crisis de abastecimiento sacudió un estado sureño de Venezuela

Saqueos, indignación y muerte

El gobernador del estado venezolano de Bolívar (sureste), el oficialista Francisco Rangel, confirmó que ayer una persona murió en el saqueo de un comercio de alimentos en la ciudad de San Félix y que hubo 27 detenidos por ese hecho, pero, según dijo, "todo está normalizado" actualmente.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Gustavo Patiñez, un albañil de 21 años murió de un misterioso disparo en medio de disturbios.

"Los cuerpos de inteligencia están trabajando, vamos a ir al fondo de este vil asesinato (que) nada más (busca) generar conmoción en el país", dijo Rangel en una entrevista con el canal privado Globovisión, en la que no dio detalles de los hechos.

Señaló el gobernador que el jefe de Estado, Nicolás Maduro, lo llamó preocupado por la situación de saqueo en San Félix.

Tras asegurar que ya "todo está normalizado", señaló: "mañana (hoy) vamos a multiplicar la cantidad de alimentos que vamos a tener en todos estos sectores con la seguridad debida, por supuesto". Sin embargo, el diario local de Bolívar, Correo del Caroní, informó de que un grupo de personas saqueó ayer el depósito del supermercado Uniferia, donde se presumía que se encontraban almacenados productos como leche, pañales, café, arroz, harina, entre otros artículos que escasean en el país.

Además, el medio señaló que la persona fallecida era un hombre de 21 años que murió tras recibir un tiro en el pecho, cuyo origen se desconoce. El joven, de oficio albañil, era padre de un pequeño de meses.

Según el Correo del Caroní y el diario regional La Nueva Prensa de Guayana, son varios los comercios saqueados y la situación se mantiene tensa en la zona.

El gobernador, por su parte, también dijo que personas a las que calificó de "seudo líderes de la oposición" han viajado al estado Bolívar por la situación creada, y dijo que su visita va a ser investigada. "Estamos revisando qué ha venido pasando en esa visita y, sin duda alguna, que vamos a llegar al fin de esto y le vamos a garantizar a la población su tranquilidad, su alimentación, pero también vamos a ir al fondo para hacer justicia con este ser humano que se lo llevaron", señaló.

Asimismo, indicó que cuando el país se encuentra en víspera de elecciones —las legislativas están previstas para diciembre— se producen "problemas de saqueo, problemas de manifestaciones, aumenta el índice delictivo", situaciones que, dijo, son provocadas por "desadaptados" que quieren derrocar al Gobierno.

Oposición reacciona.

El asesinato generó la reacción de voceros opositores, entre ellos el excandidato presidencial Henrique Capriles, que responsabiliza al gobierno de Maduro de ser "indiferente" ante la crisis de escasez, desabastecimiento y la violencia que experimenta el país petrolero. "El Gob Nacional fte (frente) a lo ocurrido en San Félix se mantiene indolente, la indignante indiferencia fte la crisis es su respuesta", indicó Capriles en su cuenta en la red social Twitter.

"No hay derecha ni imperio que le sirva al Gob como excusa, todos sabemos de quién es la responsabilidad! Asuman!", añadió en otro mensaje.

"En varias partes de San Félix se reportaron casos irregulares en locales comerciales, y varios negocios en Puerto Ordaz tuvieron que cerrar. VTV en vez de llamar a la calma, transmitía la inauguración de una ciclovía, ¡por favor! Hasta cuándo seguirán tapando el sol con un dedo", afirmó el gobernador opositor consultado por El Nacional de Caracas.

Capriles exigió al gobierno resolver la escasez de alimentos que se vive en el país.

"Cuánto tiempo tenemos que esperar los venezolanos las propuestas para solucionar esta crisis. Lo de San Félix ocurre porque mientras uno más se aleja de la capital, las colas y la situación económica empeora y lamentablemente uno de los estados más maltratados por este gobierno ha sido Bolívar", agregó.

La exdiputada María Corina Machado señaló en la misma red social que lo ocurrido es una "evidencia de la crisis humanitaria en Venezuela", al tiempo que cuestionó la aparición del presidente venezolano en la inauguración de un centro deportivo jugando billar en la misma jornada del homicidio. En las imágines se lo ve al mandatario venezolano ensayando algunos tiros sobre el paño verde y sonriente.

Crisis aguda.

Venezuela sufre desde hace más de un año una profunda escasez de productos, sobre todo básicos, exacerbada por la abrupta caída de los ingresos a raíz del desplome del precio del petróleo.

Por ello los venezolanos se ven obligados a destinar decenas de horas cada semana recorriendo supermercados y tiendas para abastecerse de productos básicos, cuyo precio está regulado por el gobierno socialista, o para venderlos en el mercado negro a un precio muy superior, una forma de vida para algunos conocida como "bachaqueo".

El Banco Central de Venezuela no difunde las cifras de escasez desde marzo de 2014, cuando era de 29,4% de los productos básicos. Según algunas encuestadoras, la escasez llega casi a 60% en algunos productos en Caracas.

El gobierno de Nicolás Maduro considera ese fenómeno como parte de una "guerra económica" de los empresarios y la oposición, mientras que sus adversarios aseguran que es consecuencia de las distorsiones de una economía de controles, expropiaciones, corrupción, ineficiencia y expansión de la liquidez monetaria.

Esta percepción del problema ha llevado al gobierno, por ejemplo, a pasar a la expropiación de algunas grandes compañías (ver nota aparte). También fueron encarcelados varios empresarios, sobre todo dueños de supermercados, que pasaron a funcionar en la órbita del Estado. Sin embargo, pese a la gestión pública, estos comercios de grandes superficies también padecen el mismo tipo de desabastecimiento.

El precio del barril de crudo venezolano mantuvo su tendencia a la baja y cerró en 45,87 dólares, una pérdida de más de dos dólares frente a los 47,89 de la semana anterior, informó ayer el Ministerio de Petróleo y Minería.

"Los precios de los crudos terminaron la semana a la baja afectados principalmente por la preocupación por la desaceleración de la actividad económica de China y las señales de exceso de crudo a nivel global", dice el informe semanal difundido por el ministerio. La bajada del precio del crudo también se reflejó en el de la cesta de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), de la que Venezuela es miembro fundador, que pasó de 53,57 a 51,24 dólares. La caída también se observó en el precio del Intermedio de Texas (WTI) en EE.UU., que pasó de 49,81 a 48,16 dólares, mientras que el Brent pasó de 56,44 a 53,62 dólares. Con el registro de esta semana, el precio promedio en lo que va del año se sitúa en 49,67, muy por debajo de los 88,42 dólares del año pasado y de los 98,08 dólares de 2013

SABER MÁS

Protesta a Guyana por diferendo


El Gobierno de Nicolás Maduro envió ayer una nota de protesta al Gobierno guayanés para exigir la "inmediata corrección" sobre la delimitación de la frontera en disputa. "Venezuela rechaza el contenido del Reglamento publicado en Gaceta Oficial Extraordinaria de Guyana, de fecha 23 de julio del corriente, por parte del gobierno de la República Cooperativa de Guyana, mediante el cual se propone regular aspectos relacionados con las aguas interiores de ese país", señaló.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)