Un ex agente británico avala la tesis de una “bomba no convencional”

Ruido de la explosión fue lo último que registró el avión

El equipo que lleva adelante la investigación sobre las causas del estallido en vuelo del Airbus A321, de la compañía rusa Metrojet, informó el sábado que no pudo aún arribar a ninguna conclusión.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Homenaje a las víctimas en las afueras del aeropuerto de San Petersburgo. Foto: Reuters

Sin embargo toda la carga de indicios se inclina cada vez más a que la catástrofe fue debida a un artefacto explosivo colocado a bordo. De hecho, los servicios de inteligencia británicos y estadounidenses ya no abrigan prácticamente dudas. Ni tampoco la poderosa agencia rusa, la FSB, cuya dirección terminó aconsejando al presidente Vladimir Putin que suspendiera los vuelos a El Cairo y repatriara a casi 50.000 turistas rusos en tierra egipcia.

El sábado pasado el jefe del equipo de investigadores, el egipcio Ayman al Mukaddam dio el primer informe oficial, los resultados de los primeros exámenes de las cajas negras. Uno de los datos que resaltó fue el sonido de una explosión registrada por uno de los dispositivos de control. Sin embargo Mukaddam se mostró cauto. "El comité está considerando todos los escenarios posibles, pero hasta ahora no ha llegado a una conclusión final", señaló.

Brutal y súbito.

Todo transcurrió normalmente en el vuelo con destino a San Petersburgo con 224 personas a bordo, desde el centro turístico de Sharm el Sheij. Tras decolar ni los pilotos ni los aparatos detectaron nada anómalo hasta el minuto 24 cuando tuvo lugar el evento "brutal" y "súbito".

"Todavía estamos en el proceso de recolección de datos e información y evaluación. Los restos de la aeronave han sido transportados a un lugar seguro en El Cairo para ser examinados por expertos", dijo el experto que dirige el equipo.

Además acotó, que las fotos de los trozos del avión muestran chatarra perforada por el impacto "de adentro hacia afuera" y eso "apoya la hipótesis de un dispositivo pirotécnico o una bomba" estallando.

"La hipótesis de una explosión originada por un fallo técnico, un incendio u otra cosa parece sumamente improbable, ya que los aparatos que graban hubieran señalado algo antes de la ruptura y/o los pilotos hubieran dicho algo", estimó la fuente reproducida por la prensa francesa.

Un ex agente de la inteligencia británica abona la teoría de la bomba colocada en la bodega del avión. Esa es la hipótesis que aparece publicada en el portal de Internet del seminario Security Middle East, que basa la especulación en los dichos de el ex oficial de inteligencia británico, James Abernethy.

El experto recuerda el audio del 4 de noviembre, con el que el grupo cercano a Estado Islámico Wilayat Sinaí se atribuyó la responsabilidad en la caída de la aeronave.

En el comunicado, el portavoz del grupo extremista dijo: "Nosotros somos los que lo hemos abatido al avión, gracias a Alá, y no estamos obligados a revelar la forma en que lo hicimos. Tomen la cajas negras y hagan el análisis. Revelaremos el modo cuando deseemos".

"Es interesante porque de ese modo desafiaron nuestra capacidad de demostrar de qué modo fue derribado el avión", dijo Abernethy y estimó que "es posible que la causa de la explosión no haya sido una bomba tradicional".

"El mensaje de audio de la reivindicación del supuesto atentado sugiere que Estado Islámico está protegiendo su metodología de ataque, acaso con la finalidad de volver a utilizarlo de nuevo si no logramos descubrirlo", indicó el ex agente secreto británico.

A su vez, la cadena británica BBC reveló que obtuvo informes que indican que "una bomba fue colocada en la bodega de equipaje antes del despegue". "Los investigadores de los servicios de seguridad británicos sospechan que alguien con acceso al compartimiento de equipaje del avión insertó un dispositivo explosivo sobre o dentro de equipaje, poco antes de que el avión despegara", informó la televisora británica.

Críticas.

Londres, que había suspendido los vuelos a Sharm el Sheij, comenzó a repatriar a los 20.000 turistas británicos presentes en la ciudad egipcia.

Ben Khosravi, de 27 años, que aterrizó en Londres-Luton, se mostró muy crítico con el dispositivo de seguridad en el aeropuerto de Sharm el Sheij. "Tenemos amigos que iban con encendedores en los bolsillos, los agentes cacheaban pero no pedían que se sacaran los objetos (de los bolsillos). Era preocupante ver con qué facilidad se podían pasar", aseguró.

Por otro lado, en Washington, el secretario de Seguridad Interior anunció que se había solicitado a "algunos" aeropuertos de Medio Oriente reforzar medidas de seguridad para los vuelos con destino a EE.UU.

Las críticas también parten desde El Cairo que reprocha a la comunidad de inteligencia occidental no compartir información con ellos.Egipto, Rusia, avión estrellado, atentado, investigación, Estado Islámico

Investigan la muerte en EE.UU. de un magnate ruso

El exministro de comunicaciones ruso Mijail Lesin, un millonario y hombre de medios cercano a Vladimir Putin, fue encontrado muerto en un hotel de Washington, confirmó la policía local en EE.UU. Lesin, quien ocupó la cartera de comunicaciones entre 1999 y 2004, era acusado por la oposición de haber controlado y censurado a los medios en Rusia. La policía de Washington indicó a la AFP que investiga la muerte de Lesin que se produjo el jueves hacia el mediodía en el hotel The Dupont Circle.

Golpe letal al turismo egipcio

La caída del avión ruso en el Sinaí egipcio, tras un posible atentado, afectará el turismo en Sharm el Sheij, un balneario que están abandonando actualmente por decenas de miles los turistas venidos de Rusia o Gran Bretaña. "Estamos conmocionados. Aproximadamente 50% de mi clientela es rusa y esto ocurrió justo antes de la temporada alta de las vacaciones de Navidad", se lamenta Mohamed Mansur, quien tiene un hotel de lujo en Sharm el Sheij. "Desde la revolución de 2011, ya había menos alemanes, franceses y europeos", explica, refiriéndose a la movilización popular que obligó a Hosni Mubarak a abandonar la presidencia, tras tres décadas en el poder. "Ahora, si dejan de venir los rusos, Sharm el Sheij quedará condenado", agrega.

Nueve de los pasajeros del avión que se estrelló habían ocupado habitaciones en el hotel de Mansur, incluyendo a una mujer y sus dos hijos. El año pasado, 10 millones de turistas visitaron Egipto, en lugar de los 15 millones de 2010. La mayoría de ellos concurrieron a Sharm el Sheij, cuyas playas, hoteles de lujo y vida nocturna atraen a millones de personas. Desde el sábado pasado aviones rusos llevan de regreso a los 78.000 turistas de esa nacionalidad al afirmarse la hipótesis del atentado.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)