DRAMA FISCAL

Puerto Rico y su primer impago masivo

Puerto Rico se adentró ayer oficialmente en la lista de los países y territorios que han decidido dejar de devolver el dinero que tomaron prestado de los mercados internacionales para financiar su crecimiento.

Su gobernador Alejandro García Padilla, que incluso abandonó sus aspiraciones a la reelección para centrarse en solucionar la crisis fiscal que sufre la isla, anunció hoy su decisión de aplicar una moratoria unilateral en el pago de los 422 millones de dólares que este domingo debía abonar a los titulares de deuda del Banco Gubernamental de Fomento (BGF), el brazo financiero del Ejecutivo.

Aunque en meses pasados ya había dejado de pagar algún vencimiento puntual de deuda, el anunciado hoy es el primer impago masivo en la historia de esta isla caribeña.

"Ha sido una decisión muy difícil, que francamente hubiese preferido no tomar", explicó en un mensaje público a la ciudadanía en el que dijo que su prioridad es "proteger el pago de los servicios básicos a nuestra gente, mientras Puerto Rico continúa luchando para superar la peor crisis fiscal y humanitaria que ha enfrentado en su historia".

Puerto Rico lleva meses reclamando al Congreso de EE.UU. "un proceso de reestructuración que no le costará nada a los contribuyentes" y que "nos permitiría asegurar que Puerto Rico, de cara al futuro, sea viable".

"La mayoría de nuestros niños reciben la educación en las escuelas públicas. La mitad de nuestra población recibe su cubierta de servicios médicos del Gobierno, incluyendo las medicinas recetadas que necesitan para sobrevivir", explicó.

Esa situación "es tan difícil", señaló, "que a duras penas podemos proveer los servicios que nuestros estudiantes de educación especial necesitan desesperadamente" o "pagar la gasolina que necesitan las patrullas de nuestros policías y los camiones de bomberos". 

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)