VIDEO

Primera bofetada a Trump vino del lado republicano

Fue obligado a retirar su reforma de la salud que terminaba el Obamacare.

Si Donald Trump creía que podía manejar a Estados Unidos como si fuera su conglomerado empresarial, el Congreso de mayoría republicana se encargó ayer de dejarle claro que no será así… y que muchas veces los políticos tienen en cuenta otros intereses que van más allá de los números fríos.

Trump sufrió ayer viernes la primera gran derrota política de su incipiente gobierno con el fracaso de su propuesta de reforma del sistema de salud, que se vio forzado a retirar del Congreso por falta de votos.

"Estoy decepcionado con esto, y también un poco sorprendido, para ser honesto (...). Pero pienso que de todo esto lo que saldrá será un proyecto de ley mejor", dijo Trump en el Salón Oval de la Casa Blanca, después del hundimiento de su propuesta.

La Cámara de Representantes había acordado iniciar el debate y votación de la propuesta de la Casa Blanca al promediar la tarde, pero minutos antes el proyecto fue retirado.

"Estuvimos muy, muy cerca. Nos faltaron quizá 10 o 15 votos", dijo el mandatario, quien no hizo ningún esfuerzo por esconder su frustración pero evitó cuidadosamente formular críticas al Partido Republicano.

Los republicanos tienen 237 bancas de un total de 435 y precisaban 216 votos para hacer aprobar su propuesta y sepultar el actual modelo de seguros de salud, conocido como Obamacare. Sin embargo, la oposición del ala ultraconservadora en la bancada republicana se tornó insuperable. "Hemos aprendido mucho, fue una experiencia muy interesante", dijo Trump.

En la visión del mandatario, el actual modelo Obamacare "estallará", porque los precios de los seguros médicos continuarán aumentando, pero admitió que por el momento no hay como formar una mayoría legislativa para modificarlo.

"Obacamare está estallando y estallará todavía más, y no será algo agradable de ver", pronosticó.

El proyecto de ley de la Casa Blanca buscaba recomponer parte del sistema que regía antes del Obamacare (con seguros de salud básicamente sin regulación), pero mantenía algunas partes consideradas clave, como la cobertura de enfermedades preexistentes a la firma de los contratos de seguro. Aún así, una comisión del Congreso que se encarga de estadísticas señaló que el proyecto presentado por Trump dejaría en el corto plazo a unos 14 millones de personas sin cobertura médica, cifra que podría aumentar a más de 20 millones en pocos años.

La retirada del proyecto implica una derrota mayúscula para Trump ya que la coyuntura puso a prueba su poder de negociación con la base legislativa del Partido Republicano.

"No tenemos los votos suficientes para sustituir esta ley. De forma que sí, tendremos que vivir con Obamacare por ahora", expresó, visiblemente frustrado, Paul Ryan, presidente de la Cámara de Representantes. "No lo voy a suavizar. Este es un día decepcionante para nosotros", agregó Ryan, y sostuvo que sus compañeros republicanos están experimentando los "dolores de crecimiento" de pasar de un partido de oposición a uno de gobierno.

Ante este escenario, Trump dijo que deberá concentrarse ahora en otra promesa electoral, la reforma del sistema de impuestos. Después de la investidura era evidente dentro del equipo de Trump la división entre los que preferían lanzar primero la reforma fiscal y los que convencieron al presidente de comenzar por la reforma del sistema de salud. Ahora la falta de apoyo a la reforma del sistema de salud pone en duda la capacidad de Trump para sacar adelante su plan de recortes de impuestos y un impulso al gasto de infraestructura, pese a tener un Congreso controlado por su propio partido.

Ryan buscó ayer despejar dudas sobre las futuras batallas electorales, y dijo que el revés en la reforma de la salud "no es el final de la historia".

En varias ciudades de EEUU hubo protestas contra el Obamacare. Foto: AFP
En varias ciudades de EEUU hubo protestas contra el Obamacare. Foto: AFP

Un escueto "sí" de apoyo a Ryan

Donald Trump mantendrá su apoyo al presidente de la Cámara de Representantes, el republicano Paul Ryan, pese al fracaso de su reforma de salud ayer en el Congreso. Al término del anuncio sobre la aprobación del oleoducto Keystone XL en la Casa Blanca, Trump contestó con un escueto "sí" a una pregunta sobre si mantendrá su apoyo a Ryan, el gran valedor del proyecto de ley para derogar el Obamacare. The New York Times, citando fuentes del entorno del presidente, aseguraba el jueves que Trump lamentaba haber hecho caso a Ryan y haber comenzado su programa legislativo con el complicado asunto del reemplazo de Obamacare.

VICENTE FOX

En México "estamos domando a la bestia"

México está "domesticando a la bestia" pero no puede "bajar la guardia", afirmó ayer en una entrevista con EFE el expresidente Vicente Fox (2000-2006) sobre Donald Trump.

"Ya estamos domesticando a la bestia, en buena medida. Las iniciativas en defensa de los mexicanos, los migrantes, los valores, los derechos humanos, están ya marcando una huella y están debilitando al autoritario Trump", indicó Fox, del Partido Acción Nacional.

Según Fox, el presidente estadounidense "se ha metido en un berenjenal", pero "no hay que bajar la guardia". Para Fox, "si va a haber muro, que lo construya Trump con el dinero de los americanos (estadounidenses), si quiere tirar el dinero de los americanos, allá ellos". No obstante, pronosticó que "ni siquiera le van a aprobar el presupuesto, está muy cuestionado".

"De genes perfectos y una salud increíble"

Donald Trump (70) tiene "genes perfectos" y "una salud increíble", aseguró ayer viernes el secretario del Tesoro, Steve Mnuchin.

"Ese hombre tiene más energía que nadie. Yo creía estar en forma, viajo todo el tiempo con él (y) es increíble", afirmó Mnuchin durante una conferencia en Washington. Agregó en un tono admirativo que hizo reír a la audiencia: "tiene genes perfectos. Tiene una energía increíble. Tiene un sorprendente buen estado de salud".

Mnuchin aseguró que Trump dejó de comer KFC (Kentucky Fried Chicken) porque la comida en la Casa Blanca era "excelente".

El exbanquero de Goldman Sachs, quien dijo conocer "socialmente" a Trump desde hace 15 años, describió el estilo de trabajo del presidente como dinámico y abierto. "La puerta de su oficina está abierta. No es un presidente formal. Está constantemente al teléfono hablando con la gente", explicó.

Obamacare vs. Trumpcare

Los norteamericanos carecen de acceso universal a la salud, por lo que dependen de un seguro privado para recibir atención médica. Hay tres maneras de conseguir cobertura en Estados Unidos: a través de un empleo -las empresas de más de 50 trabajadores a tiempo completo deben costear una parte de la póliza-, comprándolo de manera individual o, en el caso de personas sin recursos y mayores de 65 años, a través de los programas públicos.

La reforma de Obama impuso el “mandato individual”, que obligaba a los ciudadanos a contratar un seguro. Las grandes empresas también estaban obligadas a proporcionar seguros asequibles a sus empleados. Estas dos condiciones desaparecían en la ley republicana.

Para favorecer el acceso a los seguros, Obama ofreció subsidios en forma de desgravaciones de impuestos que favorecía a los más jóvenes y a los de menos recursos. Los republicanos eliminaban esto a partir de 2020.

Un informe de la Oficina de Presupuesto del Congreso asegura que el plan republicano invertirá cerca de 900.000 millones de dólares menos en sanidad. El análisis estimó que 24 millones de ciudadanos perderían la cobertura en los próximos 10 años. El coste estimado para una persona de 64 años con ingresos anuales de 20.000 dólares se multiplicaría, por ejemplo, en un 758%.

Urban Institute, organización especializada en estudiar el impacto económico de normativas como la reforma sanitaria, ha estimado que las familias cuyos ingresos sean inferiores a 10.000 dólares anuales, pagarán 1.420 dólares al año más por su seguro con la ley republicana. Aquellos que cobran más de 200.000 dólares al año sin embargo, se ahorrarán 5.640 dólares anuales.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)