VIDEO

París otra vez bajo tensión por ataque en el museo del Louvre

Al grito de “Alá es grande” un hombre se lanzó con machete contra militares.

El miedo volvió ayer a las calles de París. Y desde Washington, el presidente Donald Trump aprovechó para arrimar agua a su molino y reforzar su restrictiva política migratoria contra los musulmanes.

Un presunto yihadista armado con un machete atacó a militares franceses al grito de "Allahu Akbar" en el museo del Louvre, antes de resultar herido de bala por uno de ellos. El sospechoso habría entrado a Francia el 26 de enero en un vuelo procedente de Dubái. En su pedido de visado el hombre, de 29 años, dijo haber nacido en Egipto.

"Visiblemente" se trata de un "ataque terrorista", declaró el primer ministro francés, Bernard Cazeneuve.

El ataque se produjo en el Carrusel del Louvre, una galería subterránea con numerosas tiendas y restaurantes abierta al público en general, por la que se puede acceder al museo.

El agresor, "armado al menos con un machete", "se abalanzó sobre cuatro militares" uniformados que patrullaban la zona, profiriendo amenazas y gritando "Allahu Akbar" (Alá es el más grande), indicó el jefe de la Policía de París, Michel Cadot. El atacante llevaba dos mochilas, pero estas no contenían explosivos.

Al no lograr neutralizarlo, uno de los militares disparó cinco veces, hiriendo gravemente en el vientre al agresor. Uno de los uniformados resultó herido levemente en la cabeza.

El atacante, que estaba siendo operado, se encontraba en estado crítico, según una fuente cercana a la investigación.

Algunos testigos describieron escenas de pánico. "Oímos disparos (...) Salimos. Estamos nerviosos, hay compañeros llorando", dijo un hombre que trabaja en un restaurante del Louvre.

"Vimos a los clientes en la sala corriendo y enseguida supimos que pasaba algo grave. Corrimos y salimos fuera, temimos por nuestras vidas (...) Tuvimos miedo, mucho miedo", dijo una de sus compañeras.

Desde Malta, donde asistió a la cumbre de la Unión Europea, el presidente François Hollande calificó el ataque de "agresión salvaje" y elogió "la valentía" de los soldados.

Por su parte, Trump pidió a su país ser "inteligente". "Un nuevo terrorista islámico radical acaba de atacar en el Museo Louvre de París. Los turistas fueron confinados. Francia en tensión otra vez. INTELIGENCIA EEUU", escribió en Twitter.

El ataque se produjo el mismo día en que París lanzaba su campaña para ser sede de los Juegos Olímpicos de 2024. Más de 1.000 personas, incluyendo 250 que se encontraban en ese momento dentro del museo, permanecieron confinadas varias horas.

El Louvre permanecerá cerrado hasta hoy sábado.

Foto: AFP
Foto: AFP

Francia se encuentra en estado de alerta máxima tras una ola de atentados yihadistas que dejó 238 muertos desde el 7 de enero de 2015. Militares uniformados patrullan cada día las calles de la capital y sus principales atracciones turísticas. En enero de 2015, dos hombres armados penetraron en la sede del semanario satírico Charlie Hebdo y ejecutaron a 11 personas, entre ellas a varios de sus destacados dibujantes.

Diez meses más tarde, un comando yihadista que juró lealtad al Estado Islámico atacó bares, restaurantes, una sala de conciertos y un estadio en París la noche del 13 de noviembre de 2015, matando a 130 personas.

En julio pasado, un extremista tunecino arrolló con un camión a una multitud que asistía a los fuegos artificiales con motivo de la fiesta nacional del 14 de julio en Niza, matando a 86 personas.

Unos días después, un cura católico fue degollado por dos yihadistas en una iglesia del norte de Francia.

El grupo Estado Islámico, que pierde terreno en Irak y Siria donde autoproclamó un califato en 2014, amenaza continuamente a Francia por su participación en la coalición militar internacional antiyihadista en esos dos países.

Por el ataque en el Louvre la Fiscalía antiterrorista de París abrió una investigación bajo los cargos de "tentativas agravadas de asesinatos en relación con el terrorismo y asociación terrorista criminal". Los ministros franceses del Interior y de Defensa, Bruno le Roux y Jean-Yves le Drian, respectivamente, admitieron que los uniformados son en estos momentos un objetivo terrorista, e hicieron un llamamiento para extremar las precauciones.

Europa se propone cerrar la ruta migratoria del mar Mediterráneo entre Libia e Italia.

La Unión Europea aprobó ayer viernes en Malta su plan para cortar la ruta migratoria del Mediterráneo, una medida criticada por organizaciones que advirtieron de sus efectos sobre los migrantes bloqueados en Libia. "Llegó la hora de cerrar la ruta de Libia a Italia", había sentenciado el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, a su llegada el jueves a Malta, isla ubicada entre ambos países en el Mediterráneo. El control de la migración irregular se ha convertido en una prioridad de los mandatarios europeos, que intentan dar un nuevo impulso a la UE basado en la seguridad interior y la defensa exterior, en un contexto de auge de la ultraderecha en Europa.

Tras lograr frenar drásticamente la llegada de migrantes a las costas griegas a través del mar Egeo mediante un controvertido acuerdo con Turquía, cortar la ruta que parte de Libia y es utilizada en su mayoría por personas subsaharianas se ha convertido en la prioridad. Aunque las cifras en el Mediterráneo central son menos impresionantes que las registradas en Grecia, alcanzaron en 2016 un nivel récord de más de 180.000 llegadas a las costas italianas. Unas 4.500 personas perdieron la vida en el intento.

Ayer viernes, las embarcaciones humanitarias desplegadas en el Mediterráneo socorrieron a más de mil migrantes frente a las costas de Libia, una situación que calificaron de "pesadilla".

Mientras, a unos 350 kilómetros al norte de Libia, los mandatarios europeos aprobaban su plan para frenar la migración.

En la denominada "Declaración de Malta", los 28 proponen así reforzar el entrenamiento de los guardacostas libios, aumentar sus esfuerzos en la lucha contra los traficantes de seres humanos y colaborar con los países vecinos de Libia, así como estabilizar la situación en este país sumido en el caos desde la caída de Muamar Gadafi en 2011.

Otros de los objetivos son apoyar a la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) en su política de retornos voluntarios, así como garantizar unas condiciones adecuadas en los campos de migrantes en Libia junto a esta organización y la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur).

El museo más visitado: 7,3 millones en el último año.

El Louvre es el museo más frecuentado del mundo, con 7,3 millones de visitantes el año pasado, el 75% de los cuales son extranjeros. Entre estos, los estadounidenses son los más numerosos, seguidos por chinos, británicos, españoles e italianos.

Aunque se mantuvo en el primer lugar, el Louvre perdió el 15% de visitantes en 2016, debido a la disminución del número de turistas extranjeros en París tras los atentados de 2015.

Las caídas más acusadas se dieron entre japoneses (-61%), brasileños (-47%) y chinos (-31%), mientras que hubo un 18% menos de estadounidenses.

En junio de 2016, unas inundaciones obligaron además a cerrar el museo durante cuatro días, lo que supuso entre 150.000 y 200.000 visitas menos.

En dos años de bajada consecutiva, el célebre museo —donde están expuestas obras maestras como La Gioconda— perdió dos millones de visitantes.

Sin embargo, desde hace dos meses registra una mejora, como la mayoría de museos parisinos.

El museo del Louvre exhibe obras del arte occidental, desde la Edad Media a 1848, de civilizaciones antiguas y del islam. Las colecciones se reparten en ocho departamentos. Para este año, el museo ha programado una gran exposición dedicada a Vermeer y a la pintura holandesa, que se inaugurará a finales de mes. La apertura del Louvre en 1793 significó, dentro de la historia de los museos, el traspaso de las colecciones privadas de las clases dirigentes (monarquía, aristocracia e Iglesia) a galerías de propiedad pública. Por ello el Louvre constituyó el precedente de todos los grandes museos nacionales, y de hecho fue el modelo para muchos de ellos.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Edinson Cavani festejando su gol número 151 con la camiseta del PSG

Cavani no quiere hablar del récord de Zlatan

Max caracteres: 600 (pendientes: 600)