FILTRACIÓN DE INFORME

Injerencia electoral rusa habría sido mayor

La filtración por parte de una contratista de inteligencia, detenida este fin de semana, de un informe de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) muestra que el alcance de las operaciones rusas para interferir en las elecciones estadounidenses pudo ser mayor al esperado.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Vladimir Putin. Foto: Reuters

Reality Leigh Winner, de 25 años, y empleada del contratista de inteligencia privado Pluribus International, ha sido acusada de recopilar, transmitir y manejar de manera incorrecta información clasificada.

Esta es la primera vez que el gobierno de Donald Trump imputa a una persona por filtraciones a la prensa, algo que el mandatario ha dicho que es más grave que la supuesta intención rusa en las elecciones.

Winner estaría detrás de la filtración de documentos de la NSA publicados por el medio online The Intercept, que detallan operaciones por parte de Rusia más complejas que las conocidas hasta ahora. Winner era crítica con Trump en su perfil de Twitter, donde llegó a llamar a la "resistencia" contra el "fascista" mandatario.

Los documentos publicados por The Intercept revelan intentos por parte de la inteligencia militar rusa de obtener contraseñas de más de un centenar de responsables de los sistemas electorales estadounidenses antes de los comicios de noviembre. Al menos uno de los intentos fue exitoso.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)