SEGÚN DATOS DEL INDEC

Herencia K: uno de cada tres argentinos vive en la pobreza

Son casi 9 millones de personas; “esto nos tiene que doler”, dijo el presidente Macri al presentar los datos

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Según el Indec, el sector más vulnerable es el de lo menores de 14 años. Foto: La Nación / GDA

Uno de cada tres argentinos vive en la pobreza. Tras tres años sin difundir datos oficiales, ayer se conoció que Argentina tiene un alto índice de pobreza, que afecta al 32,2% de la población urbana y con una incidencia mayor en los niños, cifras que “golpean” y “duelen”, según el presidente Mauricio Macri.

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) informó que en el segundo trimestre del año el índice de pobreza se situó en el 32,2% en los 31 mayores conglomerados urbanos del país, lo que implica que 8,7 millones de argentinos (lo que equivale a casi tres veces la población de Uruguay) no llegan a cubrir sus necesidades básicas de alimentos y servicios.

En tanto, 6,3% de la población, es decir, 1,7 millones de argentinos, es indigente pues ni siquiera cubre sus necesidades de alimentación.

El informe revela que el sector más vulnerable de la población es el de los niños de hasta 14 años, grupo donde el 47,4% es considerado pobre.

“Después de años de manipulación de la información, de negación, hoy sabemos cuál es la realidad, que claramente nos golpea porque saber que uno de cada tres argentinos se encuentra debajo de la línea de pobreza nos tiene que doler”, dijo Macri en una rueda de prensa, luego de que el Indec difundiera las cifras.

En abril de 2014, el entonces gobierno de Cristina Fernández de Kirchner (2007-2015) suspendió la difusión de los datos oficiales sobre la pobreza sin dar razones de su decisión.

De allí que la serie se truncó con los datos del primer semestre de 2013, con un índice de pobreza del 4,7% y una tasa de indigencia del 1,4%.

La suspensión de la medición se dio en medio de una fuerte polémica en torno a la fiabilidad de los datos del Indec, luego de que el organismo introdujera a inicios de 2007 cambios metodológicos en el calculo de la inflación.

El índice de precios tiene impacto en la medición de la pobreza ya que la inflación incide en la evolución del costo de la cesta básica de alimentos, un indicador que se toma como base para calcular la pobreza a partir de los ingresos de la población.

Macri resaltó que ahora el Indec está poniendo “la verdad sobre la mesa” para no tener que “sufrir más la falta de respeto de que nos digan que en Argentina hay menos pobres que en Alemania, como llegamos a escuchar”.

El mandatario, que asumió la Presidencia en diciembre último con la promesa de llegar al objetivo de “pobreza cero”, dijo que acepta ser evaluado en sus políticas desde este “punto de partida” que marcan las estadísticas oficiales.

Según Macri, “el camino para reducir la pobreza es la generación de empleo” y “la mejora de la calidad de la educación pública”.

Al presentar en rueda de prensa la nueva medición, el titular del Indec, Jorge Todesca, destacó que con la difusión de este informe se puede dar por terminada “la emergencia estadística en su forma más crítica”.

La directora de la Encuesta Permanente de Hogares del Indec, Cynthia Pok, que por años denunció la manipulación de los datos, explicó que los nuevos datos no son comparables de ningún modo con los de 2013 ya que aquellos, subrayó, “faltaban a la verdad”.

El director técnico del Indec, Fernando Cerro, precisó que la diferencia entre los ingresos de los hogares pobres y el ingreso que se necesita para alcanzar la cesta básica de alimentos y servicios se ha reducido en el segundo trimestre frente a la “brecha histórica” del 40 %.

Según el Indec, una familia de dos adultos y dos niños necesitaba en el segundo trimestre 823 dólares por mes para adquirir la cesta básica de alimentos y servicios, mientras que el ingreso familiar promedio de los hogares considerados pobres era de 514 dólares.

En tanto, una familia tipo necesitaba 317 dólares por mes para adquirir la cesta básica alimentaria, mientras que el ingreso familiar promedio de los hogares considerados indigentes era de 191 dólares.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)