Además de Alemania, Finlandia y España se mostraron firmes

Grecia lidia con socios de la UE y modera posiciones sobre la deuda

Los líderes de la Unión Europea (UE) comenzaron ayer en Bruselas una cumbre marcada por la fuerte tensión entre Grecia y sus socios de la zona euro, tras evidenciarse su total desacuerdo sobre las políticas de austeridad. 

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Alexis Tsipras trata de encontrar aliados para su plan. Foto: AFP

"Estoy seguro de que juntos vamos a encontrar una solución viable para curar las heridas de la austeridad", dijo el primer ministro griego, Alexis Tsipras, al llegar a la cumbre. El líder del partido de izquierda radical Syriza, que se impuso en las elecciones de fines de enero prometiendo el fin de la austeridad y reclamando una renegociación de la gigantesca deuda de Grecia, afirmó que la UE se encuentra en un "momento crucial". Esta es la primera cumbre de jefes de Estado y de gobierno de la UE en la que participa Tsipras.

En este cónclave que reúne a presidentes o jefes de gobierno de los 28 países de la UE, el primer ministro griego intentará persuadir a estos dirigentes de la necesidad de reemplazar el actual programa de austeridad.

Este programa de austeridad, que termina a fines de febrero, fue impuesto a Grecia a cambio de los dos rescates de la UE y el Fondo Monetario Internacional (FMI) desde 2010, por el que Atenas recibió unos 240.000 millones de euros. "Estamos ante un momento crucial para Europa. Debemos probar que Europa puede hallar una solución, respetando las posiciones de las partes y combinando el respeto de la democracia y las reglas y normas europeas", dijo Tsipras, tras reunirse con el primer ministro belga, Charles Michel. El ambiente de la cumbre será "pesado, muy pesado" para Tsipras, vaticinó un diplomático europeo.

Pero no solo Berlín se opone a que se reemplace el programa de reformas griego actual por uno más flexible. Finlandia, que prestó a Grecia cerca de 2.700 millones de euros, se muestra intransigente con Atenas. "Nos estamos quedando sin paciencia. Grecia debe mantener sus compromisos", dijo el primer ministro finlandés, Alex Stubb. España también se opone a todo cambio en las reglas.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)